Actualidad

Windows 8 luce la interfaz táctil Metro en sus primeras demostraciones oficiales

 
2
JUN 2011

La puesta al día de Windows al mundo táctil ya está servida. Aprovechando el marco de unas conferencias anuales, Microsoft realizó ayer en California las primeras demostraciones de Windows 8. Como se esperaba, la compañía de Redmond ha sometido a su plataforma a un importante lavado de cara que, con la vista puesta en equipos de pantalla táctil como los tablets, imita el estilo visual de Metro, la interfaz gráfica que defiende actualmente en el terreno de los smartphones con Windows Phone 7.

"Una reinvención de Windows desde el chip hasta la interfaz." Así de tajante se muestra Microsoft a la hora de resumir Windows 8 en una sola frase. Tras anunciar su compatibilidad con procesadores ARM durante el salón CES del pasado mes de enero (un carro al que ya se han subido Nvidia, Qualcomm y Texas Instruments), junio era el mes marcado en el calendario para mostrar su interfaz gráfica. Y en Redmond han cumplido su palabra.

Empleando como lanzadera las conferencias que celebra cada año la publicación All Things Digital en California, la compañía estadounidense confirmó ayer el guión del que ya venía meses hablándose: la adaptación a mayores tamaños de pantalla de la interfaz de Windows Phone 7 (Metro), como se deja patente desde la misma pantalla de desbloqueo del sistema y sobre todo en su pantalla de inicio, decorada con los "tiles" animados que llevan tiempo luciendo terminales como el LG Optimus 7 o elHTC HD7.

La nueva pantalla de inicio del futuro Windows 8.

Este Windows pensado para el manejo táctil -cualidad repetidamente resaltada por la propia Microsoft - se posiciona así como una plataforma que, tras las insatisfactorias adaptaciones de Windows 7 vistas en equipos como el HP Slate 500 o el MSi WindPad 100W, pretende ser igualmente atractiva tanto para los PC de toda la vida como para equipos tan al alza como los tablets.

Para ello, en Microsoft no han dudado en imitar rasgos de otros sistemas operativos intrínsecamente táctiles como webOS (al igual que éste, Windows 8 puede realizar algunas acciones a través de gestos que parten desde el marco de la pantalla) o Android (con quien comparte puntos como la capacidad para redimensionar el espacio que ocupen las ventanas de las aplicaciones, característica recientemente anunciada para los widgets de Android 3.1).

Además de la disposición clásica, el teclado QWERTY virtual también puede ser "partido" para proporcionar un método de introducción basado en pulsaciones con los dos pulgares.

Además de curiosidades como el teclado QWERTY partido en dos (pensado para evitar que el usuario se vea obligado a trabajar en la zona central de la pantalla para mecanografiar, comentan desde Microsoft), Windows 8 también goza de atractivos como una visualización multitarea bastante dinámica o el soporte para HTML5 en el navegador web Internet Explorer 10, algo que en Redmond quieren aprovechar para potenciar el desarrollo de aplicaciones web con aceleración gráfica por hardware.

De hecho, y como es ya habitual cada vez que un nuevo sistema operativo prepara su desembarco, Microsoft ya está lanzado claros mensajes para captar desarrolladores que nutran de contenido la versión de Windows Marketplace para tablets, cuyo icono (o tile, para ser precisos) puede observarse en las mismas capturas y vídeos demostrativos de Windows 8.



Un responsable de Microsoft realiza un recorrido por la interfaz gráfica de Windows 8 en la pantalla de un tablet.

A pesar de este lavado de cara, eso sí, Microsoft no pierde vista mantener una compatibilidad retroactiva con el software desarrollado para versiones anteriores de Windows. En cuanto a la última de éstas (Windows 7), de momento no se han cumplido los pronósticos que apuntaban a una nueva edición con interfaz especialmente pensada para tablets como paso previo a la llegada de Windows 8.

Una llegada que, en cualquier caso, no se espera hasta 2012. Puede que el próximo mes de septiembre, en el que Microsoft hablará largo y tendido sobre Windows 8 en un evento enfocado a desarrolladores, se acote algo más su fecha de lanzamiento y se proporcione un nombre comercial definitivo, ya que su denominación actual es aún un apodo.

El marco de la pantalla es el punto elegido para iniciar arrastres que desplieguen opciones contextuales o permitan gestionar la multitarea.

Será también la ocasión para hablar de especificaciones mínimas o recomendadas para los fabricantes de hardware. En este sentido, Microsoft ya ha dado algunas pistas (se puede trabajar con una resolución de pantalla mínima de 1024 x 600 píxeles, pero lo ideal es subir a los 1366 x 768) y empresas como Nvidia, Qualcomm o Texas Instruments ya están puliendo chips con procesadores de dos y cuatro núcleos pensados para llevarse especialmente bien con Windows 8.

Fuentes y más información
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar