Actualidad

Western Digital compra SanDisk por 19.000 millones de dólares

 

La operación busca asegurar el futuro del fabricante de discos duros con la adquisición de una de las firmas líderes en el desarrollo de unidades SSD

Foto: Alberto Ballestín (Quesabesde)
Aunque es sobradamente conocida por sus tarjetas de memoria, el interés de Western Digital en SanDisk está más relacionado con las unidades SSD.
21
OCT 2015

La consolidación del mercado de las unidades de almacenamiento ha dado un paso de gigante con el anuncio de que Western Digital, uno de los mayores fabricantes de discos duros del mundo, se hará con SanDisk, la tercera firma más importante en el desarrollo de chips de memoria. El coste de la operación será de 19.000 millones de dólares, cerca de 17.000 millones de euros al cambio.

Ambas compañías acumulan un fondo con un total de 15.000 patentes concedidas y en proceso de aprobación

Aunque SanDisk es sobradamente conocida por sus pendrives y tarjetas de memoria, tanto en sus variantes de consumo como por los modelos de corte profesional, Western Digital no está tan interesada en estos productos como en asegurar su propio futuro.

El interés de los consumidores en los discos duros tradicionales está descendiendo al mismo tiempo que el precio de las unidades SSD, un terreno en el que SanDisk se desenvuelve con soltura. La compra de SanDisk no solo permitirá a Western Digital entrar de lleno en este mercado, por tanto, sino que es crítica para su propia supervivencia a largo plazo.

La compra de SanDisk, además, proporcionará a Western Digital un notable arsenal de patentes al que poder recurrir en caso de los enfrentamientos con cualquiera de sus rivales les lleven a los tribunales, puesto que ambas compañías acumulan un fondo con un total de 15.000 patentes concedidas y en proceso de aprobación. Adicionalmente, la suma de recursos debería redundar en un ahorro anual de 500 millones de dólares a partir del primer año de la adquisición.

El comunicado oficial emitido por Western Digital y SanDisk describe a sus respectivos productos como complementarios, dando a entender que SanDisk no será disuelta tras su adquisición. En este sentido, la sociedad conjunta establecida entre el fabricante de memorias y Toshiba para desarrollar chips NAND sigue en pie. Algo parecido sucedió también con la adquisición de la división de discos duros de Hitachi en 2012, que sigue fabricando unidades usando su propia tecnología.

Fuentes y más información
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar