• Sin espejo (y sin manos, sin pies, sin dientes...)
  • Siempre nos quedará Colonia
OpiniónContando píxeles

Aquel verano

 
3
SEP 2012

Fue durante aquellos meses de verano de 2012 -aunque seguramente todo había empezado mucho antes- cuando alguien decidió que íbamos a ser un poco más pobres. Que a la Seguridad Social le sobraba una de las dos palabras de su definición. Que los parados son unos vagos y los funcionarios tienen mucho morro. Que los cuadernos no son material escolar y que enseñar a leer a tus hijos es un trabajo demasiado bien pagado. Que, puestos a recortar, mejor meter tijera a los de siempre, que son más y se quejan menos.

Pero todo esto ya lo sabemos. O ya lo sabíamos, que es peor. Por mucho que haya apagado el teléfono y girado la cabeza al pasar cerca de un quiosco, es imposible no enterarse de que igual tampoco era mala idea el plan de los mayas para acabar el año por todo lo alto.

Pero aquí hemos venido a hablar de fotografía y de trastos, que para las desgracias ya está Antena 3. Además, seamos sinceros: es bastante posible que ni a ti ni a mí nos importe demasiado que desde el sábado pasado la Leica M9 cueste 300 euros más.

Este verano Kodak ha finiquitado la película, Canon ha mandado a la porra los espejos y Sony ha puesto patas arriba el escaparate de compactas con su RX100

¿Qué me he perdido?, te preguntas este lunes de vuelta al cole o mientras comentas tus batallitas veraniegas a la hora del café. No gran cosa, la verdad. Bueno, sí: hemos fotografiado Marte, que parece bastante más sencillo que fotografiar el Congreso de los Diputados. Por lo primero al menos no te detienen tras una buena ración de palos.

Kodak ha dicho que se acabó lo de fabricar carretes y Canon ha hecho lo que llevaba años diciendo que no iba a hacer -o que igual, o que ya vería- y ha mandado a la porra los espejos.

El resultado es una Canon EOS M con aspiraciones femeninas (lo dicen ellos, cuidado), bonita pero que no ha gustado demasiado a los canonistas más puristas. Ah, y la EOS-1D X aquella que se anunció en otoño del año pasado ya puede comprarse.

Algo más rápidos han sido en Sony, que han puesto patas arriba el segmento de las compactas de gama alta con la Cyber-shot DSC-RX100. Por ahora, y hasta que se demuestre lo contrario, es lo mejor que hay con ese tamaño.

Olympus sigue hablando del Cuatro Tercios, pero luego lo desmiente (o no), mientras el respetable recibe esta nueva escena con un tremendo bostezo. Ahora lo que se llevan son las cámaras más pequeñas que una tarjeta de crédito, según Nikon y su S01. Aunque quizás habría que preguntarse si dentro de un tiempo seguiremos sabiendo lo que es una tarjeta de crédito.

Pero, sobre todo, no te asustes si oyes a la gente hablar de Android. No es que los "frikis" hayan dado un golpe de Estado y se hayan hecho con el poder en éste, nuestro glamuroso escaparate fotográfico. Es que Nikon primero y Samsung hace nada han decidido que la única forma de plantar cara a los teléfonos con cámara es haciendo cámaras que sean casi teléfonos.

Bueno, en realidad no sé si en Samsung están muy de acuerdo con esta ecuación teniendo en cuenta que lo suyo son los móviles. Sí, también tienen cámaras, pero a veces da la sensación de que ni ellos mismos se han dado cuenta.

Pero volviendo a esa Nikon S800cy a la Samsung Galaxy Camera, por fin podremos instalar Instagram en una cámara en condiciones y no sólo hacer fotos aparentes con el móvil. ¿Tiene sentido? Posiblemente. En todo caso da igual. Es el futuro y ya está aquí.

Dicen que Fujifilm prepara una X-Pro1 asequible y que la supuesta Nikon D600 se animará con el full-frame barato

¿Futuro? Sí, los rumores tampoco han faltado a la cita veraniega cual medusas en una playa cualquiera del Mediterráneo. Con Photokina a la vista, parece que no nos vamos a aburrir. Dicen que Fujifilm prepara una X-E1 que será una versión asequible de la X-Pro1. La supuesta Nikon D600 se animará al fin con eso del formato completo barato. Hasta Leica podría descender de las alturas y ofrecer un sistema para estos tiempos de crisis y recortes. Veremos.

La Sony A99 y la NEX-6 (una NEX-7 que se apunta a lo de recortar) parece que están a la vuelta de la esquina. Y la Panasonic Lumix DMC-GH3 y tal vez una Fujifilm X200. Ah, y también se han anunciado los premios EISA de este año: sí, lo de siempre.

Así que ya tienes temas de sobra para llenar los cafés de toda la semana. A no ser que la hora del café se haya convertido también en motivo de despido procedente, claro.

La columna de opinión "Contando píxeles" se publica, normalmente, el primer y tercer lunes de cada mes.

0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar