• Olympus E-30: primeras muestras y comparativa con la E-3
  • Sanyo PLV-Z700: de un vistazo
Prueba de producto
DECORACIóN DIGITAL

Sony DPF-D100 y Kodak EasyShare W1020: comparativa

 
24
DIC 2008

Eternos candidatos a regalo estrella de las Navidades (aunque no acaben de despegar por el momento), los marcos digitales siguen siendo una alternativa muy interesante para completar nuestro hogar digital. QUESABESDE.COM ha podido probar el Sony DPF-D100 y el Kodak EasyShare W1020, dos marcos de precio y tamaño similares, si bien con una filosofía muy diferenciada.

Por mucho que el mercado presente una oferta bastante amplia y variada, los marcos digitales no acaban de plantar sus raíces en los hogares, al menos no como hace un par de años se predijo que lo harían. Y es que, aun habiendo moderado su precio, no dejan de ser un gadget bastante caro y con una utilidad relativa.

Kodak EasyShare W1020 y Sony DPF-D100
Kodak EasyShare W1020 y Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Kodak EasyShare W1020 y Sony DPF-D100
Kodak EasyShare W1020 y Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Tanto el Sony DPF-D100 como el Kodak EasyShare W1020 cuestan entre 250 y 300 euros, y ambos cuentan con una pantalla de 10 pulgadas. Pero mientras que el marco de Sony apuesta por la sobriedad y la calidad de imagen, Kodak nos ofrece un completo centro multimedia capaz de conectarse a Internet y reproducir audio y vídeo.

Panorámico y cuadrado
Aun cuando ambos marcos lucen una pantalla de 10 pulgadas de diagonal, Kodak y Sony han tomado caminos muy diferentes en el diseño de sus respectivos productos.

Kodak EasyShare W1020 y Sony DPF-D100
Kodak EasyShare W1020 y Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Así, el DPF-D100 apuesta por la sobriedad y la elegancia: sus líneas sencillas y austeras lo distinguen de los marcos de fotos tradicionales, acercándolo a un aspecto más tecnológico, como el de un pequeño monitor de ordenador.

Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

El W1020, por su parte, presenta un diseño más tradicional y vistoso, con una moldura y unos biseles que recuerdan claramente a un marco de los de antaño. Además, incluye entre sus accesorios un par de adhesivos que permiten cambiar el color blanco de la moldura a rojo o gris.

Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Pero la diferencia más acusada entre los diseños de estos marcos se encuentra en la relación de aspecto de cada una de sus pantallas, que a su vez es una consecuencia directa de sus distintas filosofías y funcionalidades.

Kodak EasyShare W1020 y Sony DPF-D100
Kodak EasyShare W1020 y Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

El marco de Sony es un simple visualizador de fotografías, y su pantalla de 4:3 es perfecta para este cometido, ya que la gran mayoría de las imágenes cumplen con estas proporciones. Así, por regla general, el DPF-D100 aprovecha la totalidad de su resolución de 800 x 600 píxeles.

Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

El W1020, en cambio, cuenta con una pantalla panorámica de 800 x 480 píxeles, por lo que a la hora de reproducir imágenes cuadradas nos obliga ya sea a perder parte de la zonas superior e inferior de las mismas o a mostrar una banda negra en ambos laterales de la pantalla.

Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

No obstante, esta configuración panorámica resulta idónea para la reproducción de vídeos, e incluso para visualizar contenidos de Internet, aplicaciones de las que el dispositivo de Sony carece.

Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Ambos marcos están preparados para funcionar en posición vertical, pero una vez más, el de Sony se presenta más eficiente en este sentido gracias a un sensor que detecta automáticamente su orientación y muestra las fotografías y los menús acorde con ella, algo que en el W1020 debe configurarse manualmente.

Sencillez versus versatilidad
En efecto, el DPF-D100 destaca por su solvencia como reproductor fotográfico rápido y sencillo, con pocas opciones de configuración. Cuenta además con algunas particularidades que harán las delicias de los fotógrafos, como la compatibilidad con archivos RAW de tipos SRF, AR2 y ARW o la facultad de mostrar los datos EXIF en la pantalla.

Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Entre sus limitadísimos extras, encontramos la posibilidad de hacer figurar en pantalla un sencillo pero elegante reloj y un calendario.

Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Todas las opciones del DPF-D100 pueden controlarse con facilidad por medio tanto de unos pocos botones camuflados en el lateral del marco como de un práctico mando a distancia.

Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

El W1020, en cambio, más que un simple marco fotográfico, se revela como un completo centro multimedia. Y es que este dispositivo es capaz de reproducir archivos MP3 y vídeos en los formatos AVI, MPEG y MOV.

Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

A este efecto, está provisto de un par de sencillos altavoces con una calidad acústica bastante aceptable. También dispone de una salida de auriculares y una misteriosa entrada de línea a la que no le hemos encontrado ninguna utilidad.

Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Pero la prestación estrella del W1020 es, sin duda, su conexión Wi-Fi, que permite vincular el marco al banco de imágenes del conocido portal Flickr y mostrar nuestra propia galería o incluso una serie de fotografías de una etiqueta determinada.

Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Kodak también ofrece la posibilidad de conectar el dispositivo con los llamados FrameChannel, unos canales en línea prediseñados que sirven información meteorológica, deportiva o de actualidad, entre muchas otras cosas. Con el fin de configurar y explotar al máximo estas aplicaciones tenemos que instalar, eso sí, el software adjunto.

Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Para acceder a todas estas prestaciones, Kodak propone un peculiar sistema de control táctil que consiste en tocar determinadas zonas de la pantalla. El principal problema de este sistema, que funciona relativamente bien, es que mantiene la zona táctil permanentemente sucia, algo que desluce el aspecto general del marco.

Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Además, para alguien que no esté muy familiarizado con la tecnología, puede resultar un tanto engorroso configurar el dispositivo y navegar pos sus opciones.

Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Centrándonos en la reproducción de diapositivas, cabe destacar que el marco de Sony permite mantener una imagen entre 3 segundos y 24 horas, con lo que supera con claridad al de Kodak, en el que la máxima permanencia de una imagen se sitúa en una hora.

Capacidad y fuentes
Tanto el DPF-D100 como el W1020 están provistos de una memoria interna para almacenar fotografías, así como de ranuras para las tarjetas de memoria más populares del mercado.

Sony ha equipado su marco con un disco interno de 256 MB y ranuras para tarjetas SD Card, CompactFlash, MMC, xD-Picture Card y -cómo no- MemoryStick Duo y Pro Duo. También disponemos de un pequeño puerto USB para servirse del marco como disco externo para nuestro ordenador.

Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

El W1020 ostenta una memoria interna de 512 MB, y entre las tarjetas ya citadas prescinde de las MemoryStick. Ofrece además un puerto USB estándar al que podemos conectar lápices de memoria y unidades de disco externas.

Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Por otro lado, cabe recordar que el marco de Kodak dispone de conectividad Wi-Fi, a través de la cual podemos trasmitir archivos de nuestro ordenador a su memoria interna, o mucho más interesante, compartir con él una biblioteca multimedia y reproducir los contenidos de la misma sin cables de por medio.

La clave está en las prestaciones
Sorprenderá a algunos que a estas alturas de la comparativa no hayamos comentado nada sobre la calidad de la imagen. Y es que en este sentido los dos marcos se comportan de manera similar: ambos presentan una buena calidad, con imágenes bastante nítidas y una reproducción del color suficientemente fiel.

Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

El marco de Kodak puede presumir de ser un poco más brillante, y por tanto, más adecuado para espacios luminosos; el de Sony, en cambio, presenta una imagen más apagada pero más respetuosa con los colores.

Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

En cuanto a los ángulos de visión, también está un poco por delante el W1020, que resiste el efecto solarizado mejor que el DPF-D100.

Al margen de la estética (algo muy importante un producto básicamente decorativo) y el precio (similar en ambos casos), son las prestaciones las que pueden inclinar la balanza hacia uno u otro marco.

Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Sony DPF-D100
Sony DPF-D100
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

El Sony DPF-D100 cuenta a su favor con una interfaz muy sencilla, una pantalla en formato 4:3 ideal para fotografías y la posibilidad de manejar el dispositivo con un control remoto. Además, debemos valorar, si somos propietarios de una cámara Sony, ya que este marco está provisto de una ranura para tarjetas MemoryStick de la que su rival carece.

Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Kodak EasyShare W1020
Kodak EasyShare W1020
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

El Kodak EasyShare W1020, por su parte, se distingue por su cantidad de prestaciones, entre las que destaca su conexión Wi-Fi. De hecho, tantas opciones quizás lo convierten en un dispositivo demasiado complicado y completo como para considerarlo un simple marco de fotos.

Etiquetas
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar