Actualidad

La saga más compacta de Sony acoge a la Cyber-shot DSC-T10

 
2
AGO 2006

Con el diseño como principal activo, la nueva Cyber-shot DSC-T10 se ha sumado hoy al catálogo de cámaras ultracompactas de Sony. Estilizadas formas a un lado, entre sus principales bazas se cuentan un sensor de 7 megapíxeles, el sistema de estabilización Super SteadyShot, una máxima sensibilidad de 1000 ISO y una pantalla de 2,5 pulgadas.

Sony ha aplicado a rajatabla su tradicional receta a la hora de concebir la nueva Cyber-shot DSC-T10, que se ha añadido esta mañana a la familia fotográfica más estilizada y liviana de la compañía nipona. La recién nacida, así es, mezcla diseño con prestaciones ya idiosincrásicas de los más recientes modelos Cyber-shot.

Con un grosor de 20,6 milímetros, un peso de 140 gramos -sin la batería en su interior- y un aspecto muy similar al de las Cyber-shot DSC-T9 y T30, la nueva T10 combina un sensor SuperHAD CCD de 7 megapíxeles con un objetivo Carl Zeiss Vario-Tessar de 3 aumentos, cuyas focales equivalen a 38-114 milímetros.

Sony Cyber-shot DSC-T10
Sony Cyber-shot DSC-T10

Sony recuerda que su nuevo modelo incorpora -cómo no- la tecnología de estabilización de imagen Super SteadyShot. A modo de complemento de esta prestación, la T10 se sirve además de una máxima sensibilidad de 1000 ISO y del sistema de reducción de ruido electrónico Clear RAW NR.

De naturaleza automática, la nueva compacta acoge en su parte posterior una pantalla de 2,5 pulgadas y 230.000 píxeles. Las imágenes, por otro lado, se almacenan en tarjetas MemoryStick Duo y Pro Duo, si bien la cámara ofrece además 56 MB de memoria interna.

Sony Cyber-shot DSC-T10
Sony Cyber-shot DSC-T10

La alimentación energética corre a cargo de un juego de baterías de Ni-MH que le otorgan una autonomía -asegura Sony- de hasta 250 disparos.

Estrategia colorista
Si bien en Europa la T10 estará disponible únicamente en los colores plateado y negro -así se indica en el comunicado de prensa emitido por Sony Alemania-, el mercado estadounidense dará la bienvenida a cuatro coloristas versiones de la nueva compacta.

En efecto, Sony tiene previsto lanzar este agosto en Estados Unidos la T10 en blanco y en rosa, además de los colores plateado y negro, en lo que ha calificado de "nueva estrategia de color". En Europa llegará un poco más tarde, a mediados de septiembre, y su precio rondará los 380 euros.

Productos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar