Actualidad

Sony vierte luz sobre el CCD y el sistema antipolvo de la A100 el día de su estreno en España

 
9
JUN 2006
Iker Morán   |  Barcelona

Concluida su presentación mundial, la primera réflex de Sony, la A100, ya ha hecho su parada oficial en España. El Sony Center de Barcelona ha sido el escenario escogido para una presentación en "petit comité", en la que no han faltado referencias al CCD -similar pero no idéntico al de la D200-, detalles sobre el funcionamiento del mecanismo antipolvo y la optimización del rango dinámico, e incluso alguna que otra referencia a la competencia.

Samuel Andreo, responsable de marketing del departamento de imagen digital de Sony España, ha sido el maestro de ceremonias encargado de presentar esta mañana en Barcelona la A100 (también denominada α100) a una reducida representación de la prensa técnica. Aunque las especificaciones de la primera réflex digital de Sony ya son holgadamente conocidas, la reunión ha servido para conocer algunos detalles más sobre el funcionamiento y la tecnología empleada por este modelo.

Sony A100
Sony A100
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Una cámara que, puntualiza el responsable de Sony, está dirigida a los aficionados. Así, Andreo ha desvelado la política de su compañía a la hora de introducir este nuevo producto en el mercado: conscientes del fuerte apego que existe hacia las marcas tradicionales, el objetivo de Sony es ampliar el segmento réflex para atraer hacia él nuevos usuarios.

Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Ahondando en aspectos técnicos, el sensor CCD de 10 megapíxeles ha sido, cómo no, la primera parada. Además de alabar su rendimiento y calidad de imagen, el responsable de Sony ha salido al paso de los rumores, asegurando que el sensor de la A100 es "similar" al de la Nikon D200, aunque no es el mismo. Se trata -ha matizado- de un captor que ha tenido un desarrollo independiente y que está más evolucionado.

Vibraciones para limpiar el sensor
El sistema antipolvo -uno de los argumentos más potentes de la A100- también ha merecido varios comentarios por parte de Sony. Además de explicar el doble sistema de limpieza -una película frente al sensor y vibraciones para desprender la suciedad-, las comparaciones con la tecnología SSWF de Olympus han sido inevitables.

Sony A100
Sony A100
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

En este sentido, Andreo ha apuntado que, a diferencia de Olympus, en este caso no hay un espacio donde se acumule la suciedad que se va desprendiendo del sensor y que requiera la visita periódica al servicio técnico. En su lugar, Sony propone una solución más casera: basta con forzar el sistema de vibración con la cámara hacia abajo -sin óptica, lógicamente- para que la suciedad acumulada caiga.

Sony A100
Sony A100
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

No obstante, los responsables de la compañía también han aclarado que, pese al doble sistema, pueden darse casos en los que alguna pequeña partícula continúe interponiéndose. En este caso, han explicado, los sistemas habituales de limpieza o insistir con el ya citado mecanismo de vibración serían las medidas más recomendables.

Stamina
La autonomía de la A100, dotada de una batería de 1600 mAh, ha sido otro de los aspectos destacados por Sony. Gracias a la tecnología Stamina, la vida de la cámara aumenta hasta los 750 disparos con una sola carga, empleando en la mitad de ellos el flash y con la estabilización de imagen y la optimización del rango dinámico activadas.

Si en su lugar se desconectan todos estas funciones y las tomas se realizan sin flash, la autonomía puede llegar a superar los 1.500 disparos.

Sony A100
Sony A100
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Respecto a la discreta velocidad de disparo de 3 fotogramas por segundo que luce su primera SLR, los responsables de Sony parecen mostrarse orgullosos. Alabando el rendimiento del procesador Bionz, han destacado que una memoria buffer adicional permite disfrutar de ráfagas ilimitadas al disparar en formato JPEG.

Sony A100
Sony A100
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

En cualquier caso, las comparaciones con la competencia no dejan a la SLR de Sony en mal lugar en este campo. Sobre todo atendiendo a los datos de la marca, que enfrenta explícitamente su cámara a la Canon EOS 350D y la Nikon D50, amabas dotadas de una velocidad de disparo similar, pero con ráfagas mucho más limitadas.

La optimización del rango dinámico, con dos modalidades de funcionamiento, y el estabilizador de imagen Super SteadyShot, del que aseguran que amplía sus frecuencias de actuación y la eficacia respecto a la tecnología Anti-Shake de Konica Minolta, también son aspectos que Sony España no ha pasado por alto en el acto de hoy.

Tres gamas de objetivos
Además de confirmar los kits de lanzamiento y los precios que Sony Alemania ya hizo públicos el mismo día de la presentación de la cámara, la compañía ha explicado que las nuevas ópticas llegarán al mercado de forma progresiva.

Así, de los 19 objetivos presentados junto al cuerpo de la cámara, sólo ocho acompañarán a la A100 en su aterrizaje en los escaparates. Para el resto será necesario esperar hasta otoño.

Sony A100
Sony A100
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Las nuevas ópticas se organizan en tres gamas: la básica, basada en su mayoría en las ópticas rediseñadas a partir de los modelos de Konica Minolta; la llamada "Gold", que se distinguirá por la G en la denominación, con una estética blanca y -afirman desde Sony- muy profesional, y los objetivos diseñados por Carl Zeiss, llamados ZA en referencia a "Zeiss for Alpha".

Productos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar