Actualidad

Sharp reforzará el suministro de paneles LCD a Sony, que mantiene su acuerdo con Samsung

 
26
FEB 2008

Los esfuerzos para dar respuesta a la creciente demanda de televisores LCD ha provocado un enredo a tres bandas entre Sony, Sharp y Samsung. Los rumores sobre la inversión de Sony en una planta de producción de Sharp despertaron ayer los celos de Samsung, su proveedor habitual de paneles LCD. Finalmente, Sony ha confirmado hoy que sólo pretende reforzar su producción y que para ello adquirirá una tercera parte de la planta que Sharp está construyendo en Japón.

Samsung, primer suministrador de paneles LCD para su uso en televisores Bravia, ha vivido unas horas de incertidumbre después de que el periódico nipón Nikkei informará en su edición del sábado sobre un inminente acuerdo entre Sony y Sharp. Según esta información, Sony pasaría a recibir paneles de Sharp a partir del próximo 1 de abril -comienzo del nuevo año fiscal japonés- para abastecer su creciente producción de televisores LCD.

Tras un comunicado oficial de Samsung en el que el gigante surcoreano aseguraba que en ningún caso sus acuerdos comerciales se verían afectados por esta nueva tesitura, Sony ya ha confirmado de manera oficial los detalles de esta medida.

En este sentido, la firma ha llegado a un acuerdo para adquirir una tercera parte (el 34%) de la planta de producción de paneles LCD que Sharp está levantando en la localidad japonesa de Sakai, que estará totalmente operativa en 2010.

El 66% restante de este centro -el más gran del mundo dedicado a la producción de componentes para televisores LCD- permanecerá en manos de Sharp.

Aupándose en esta doble alianza con Sharp y Samsung, Sony pretende duplicar la venta de televisores LCD y alcanzar los 20 millones de unidades a lo largo del próximo año fiscal. Tal y como indicaba el diario Nikkei, se calcula que Sharp proporcionará a Sony entre 3 y 5 millones de paneles LCD de 40 pulgadas durante este periodo.

Crecimiento y alianzas
Aclarado el embrollo a tres bandas, el acuerdo entre Sharp y Sony no es sino un paso más en la política de alianzas que durante los últimos tiempos se está dando entre los grandes nombres del mercado de los televisores.

No en vano, este segmento registra unas expectativas de crecimiento que, según la Asociación de Industrias Electrónicas y de Tecnología de la Información en Japón (JEITA, por sus siglas en inglés), podría alcanzar los 155 millones de televisores en el año 2012.

Estos acuerdos entre compañías no impiden que estas mismas marcas luego sean competidoras directas en los escaparates. Entre los casos más conocidos se encuentra la citada alianza entre Samsung y Sony.

Toshiba también aparece en la cartera de compradores de paneles de gran formato de Sharp, que a su vez llegó a un acuerdo con Pioneer el otoño pasado. Panasonic, por su parte, anunció recientemente una inversión de 300 millones de yenes (casi 2 millones de euros) en la construcción de una nueva fábrica de pantallas LCD.

Fuentes y más información
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar