• Canon EOS M3: análisis
  • Samsung Gear S: análisis
Prueba de producto
Sony A7R II
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Sony A7R II: primeras impresiones

56
16
JUN 2015
Iker Morán   |  Londres

Tras la llegada de la A7 II estaba cantado que era solo cuestión de tiempo que Sony sometiera a una renovación similar a su cámara de alta resolución, la A7R. Y así ha sido, aunque es verdad que el estreno a última hora de la tarde al otro lado del Atlántico pilló a media Europa despistada y deslució un poco la que está llamada a ser una de las cámaras del año.

Seguramente tampoco a las Cyber-shot DSC-RX100 IV y RX10 II les haría mucha gracia compartir cartel con la A7R II: nada como un entreno a tres bandas para que dos compactas realmente interesantes acaben siendo ninguneadas hasta que dentro de un tiempo alguien se acuerde de ellas.

Sony A7R II
Sony A7R II
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Pero no viajamos ayer hasta los Pinewood Studios, a las afueras de Londres, solo para repartir algunos tirones de orejas, sino para ver y tocar la nueva A7R II recién aterrizada en Europa. La mala noticia es que habrá que esperar hasta verano para verla en los escaparates –agosto suena con más fuerza que julio-, aunque a muchos probablemente les parecerá mucho menos apetecible su precio: 3.500 euros costará solo el cuerpo.

Aunque es pronto para dictar sentencia sobre si están o no justificados esos miles de euros, hay que reconocer que la cámara tiene absolutamente todo lo que se puede esperar a día de hoy de un modelo de gama alta. Pero no es menos cierto que hacer tal afirmación sin tener en cuenta que las Canon EOS 5DS, con sus 50 megapíxeles, también andarán sobre ese precio, y que eso deja a esta Sony en una posición un poco incómoda.

Visor y enfoque

Pero volviendo con las buenas y las malas noticias, como era de esperar los modelos mostrados ayer en Reino Unido estaban lejos de ser finales. Así que ni hablar de llevarse de recuerdo unas muestras para ver si esa exótica combinación de 42 millones de píxeles y 102.400 ISO es tan viable como la pintan desde Sony.

La buena noticia –algo bueno había que sacar después del madrugón y el viaje de ida y vuelta- es que con la A7R II entre las manos es posible comenzar a catar algunas de sus novedades.

sony a7r ii
Sony A7R II
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
sony a7r ii
Sony A7R II
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Por 3.500 euros la A7R II tiene absolutamente todo lo que se puede esperar a día de hoy de un modelo de gama alta

Sobre el diseño no hay mucho que decir, porque prácticamente se ha calcado el de la A7 II. Algo que se traduce en una empuñadura mejorada respecto a la generación anterior, la redistribución de algunos mandos, y más opciones a la hora de configurar su funcionamiento y manejo.

Más allá de estos detalles y de la excelente construcción (cuerpo sellado y una bayoneta más resistente, aseguran desde Sony), acercar el ojo al visor electrónico depara una agradable sorpresa. Y es que una cosa es escuchar a la firma presumir de él y otra comprobar que la resolución de 2,4 millones de puntos junto a la tecnología OLED y una magnificación de 0,78x convierten a este visor electrónico en uno de los mejores del momento.

sony a7r ii
Sony A7R II
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
sony a7r ii
Sony A7R II
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

En la lista de novedades también hay un capítulo dedicado al sistema de enfoque automático, sin duda uno de los puntos más flojos de la A7R original. Esta segunda cámara llega con un sistema híbrido que incluye células dedicadas en el sensor y 400 puntos de enfoque por detección de fase.

Más interesante que la cifra es sin duda que este sistema híbrido cubre un 45% de la escena (normalmente este valor es mucho menor y está limitado al centro de la imagen) y que en una primera y rapidísima prueba ha demostrado que funciona realmente bien. No solo en modo simple, que a estas alturas ya se da por hecho, sino activando el modo de seguimiento y la selección automática de punto de foco. Prometedor, aunque habrá que probarlo con más calma.

Retroiluminación de formato completo

El citado sistema de enfoque integrado en el sensor es prácticamente la menor de las novedades que llegan de la mano de este CMOS de formato completo y 42 millones de puntos. Una resolución que, por cierto, casi suena a poco comparada con esos 50 o 55 millones de puntos de los que los rumores hablaron insistentemente durante meses.

Pero dejando a un lado que 42 megapíxeles son más que suficientes (y de sobra para el 95% de los fotógrafos), hay que recordar que estamos ante el primer captor retroiluminado de estas dimensiones. Una tecnología por la que Sony lleva años apostando pero que todavía no se había asomado al exclusivo mundo del formato completo.

sony a7r ii
Sony A7R II
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Sony ha sido valiente al combinar 42 megapíxeles con una sensibilidad forzada de 102.400 ISO

Habrá que ver los resultados, insistimos. Pero, de entrada, la valentía de Sony es innegable combinando esa resolución con una sensibilidad que en su valor forzado más alto llega a los 102.400 ISO. Esta estructura del sensor retroiluminado no solo potencia la captura de la luz, sino que según han explicado los portavoces de la marca también permite apretar el acelerador respecto a la velocidad de disparo para llegar a los 5 fotogramas por segundo.

Es verdad que la Nikon D800 en su momento ya jugó con una combinación de alta resolución y sensibilidad, pero ahora, con valores todavía más extremos, estamos ante una cámara que sencillamente era impensable hace apenas dos años. Algo que, está claro, hay que pagar. Concretamente con 3.500 euros.

Y vídeo 4K, claro

Pero la receta no estaría completa sin la grabación de vídeo 4K, que se ha abierto definitivamente paso en la oferta fotográfica de Sony tras aquel primer amago con una A7S que también ofrecía esta opción pero usando un grabador externo.

Ahora todo está integrado en esta A7R II, que se postula como un buen híbrido entre fotografía y vídeo, ofreciendo una lista de prestaciones suficiente como para pensar en ella como opción muy seria para producciones de vídeo.

sony a7r ii
Sony A7R II
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Algo que plantea otro problema: ¿qué hacemos ahora con la A7S? Al menos desde Sony no esquivan la pregunta, aunque no parecen tener lista una respuesta que justifique muy bien ese modelo de alta sensibilidad y limitada resolución que se había convertido en uno de los más atractivos de la compañía para grabar vídeo.

No es ya solo el 4K o los 42 megapíxeles con 102.400 ISO (cabe suponer que la A7S le dará un buen repaso en sensibilidades extremas), sino que la A7R II cuenta también con un estabilizador integrado de 5 ejes que no solo será de ayuda para usar ópticas no estabilizadas (un guiño a los que estén acostumbrados a trabajar con adaptadores y otras monturas), sino que también resulta muy interesante para rodar sin trepidaciones.

sony a7r ii
Sony A7R II
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Es esta Sony que da puñetazos sobre la mesa con cámaras como la nueva A7R II la que mejor nos cae

Esperamos que no haya que esperar mucho para salir de dudas y comprobar el verdadero potencial de una cámara que promete mucho. Con las Canon EOS 5DS con aparente pereza por llegar al mercado español, no sería una mala jugada para Sony un adelantamiento por la derecha proclamando que su A7R II es algo así como la cámara definitiva.

Es verdad que estamos hablando de una cámara cara y dirigida a un público concreto y exigente. Es verdad que Sony no lo tendrá fácil para arrasar con esta A7R II en las cifras de venta. Pero tal vez por eso, por la dificultad y la valentía, es esta Sony que da puñetazos sobre la mesa con cámaras como esta la que mejor nos cae.

Productos relacionados (2)
56
Comentarios
Cargando comentarios