• ¡Viva Rusia!
  • Cámaras de exposición
OpiniónContando píxeles

¿Sonimagfoto?

 
21
MAR 2011

Si algo hemos aprendido con el desastre de Japón es que por estas tierras la prensa es única cuando se propone evitar que la realidad le estropee una buena historia. "Caos y éxodo en Tokio", repetían los titulares mientras los habitantes de la zona se miraban entre sí preguntándose de qué hablaba esa gente. Sabrán ellos, responderían Piqueras y sus aprendices entonando aquello de "espeluznantes imágenes" y demás patrañas.

Con los medios de este sector a veces ocurren cosas parecidas. Y más cuando toca feria. De hecho, no se extrañe si durante estos días se encuentra en su periódico favorito con un publirreportaje -perdón, "páginas especiales"- cantando las bondades de Sonimagfoto & Multimedia, una feria que se celebra esta misma semana (del 23 al 27 de marzo ) y que desafortunadamente no pasa por sus mejores momentos.

Visto el panorama, la verdad es que resulta tentador tirar por una vía igual de cómoda y, posiblemente, más ajustada a la realidad. Bastaría con recuperar la crónica que publicamos hace dos años (durísima, según algunos; realista, nos comentaban otros), cambiar las fechas y un par de datos, y listo.

Hablar de debacle de Sonimagfoto en singular sería absurdo: Photokina ya no es lo que era y la PMA languidece año tras año

Pero como somos unos románticos y un poco tontos, de esos que no ajustan su agenda de noticias a tal o cual campaña publicitaria, no jugaremos a buenos y malos. Si las cuentas no me fallan, ésta será mi quinta cita con Sonimagfoto. La primera fue desde el otro lado de la barrera, con Casanova Foto y el resto de plumilla impertinente. Así que, aunque sea sólo por coherencia con esa ligera veteranía, el asunto merece un análisis más pausado.

Que la situación para el sector no es espléndida no es ninguna sorpresa. Hace tantos años ya que la palabra crisis le acecha que algunos dicen que nunca han conocido otro estado. No obstante, la inestable situación económica y -como ayuda de última hora- los presumibles efectos del desastre en Japón sobre muchas compañías no contribuyen a mejorar el ambiente.

Así que es normal que las feria fotográficas no estén para tirar cohetes. Eso no es una exclusiva local. Photokina mantiene el tipo, pero dicen los más veteranos que ni punto de comparación con hace una década. La PMA languidece año tras año, y las ferias de ámbito nacional van sumando cada vez más ausencias. Hablar de debacle de Sonimagfoto en singular sería absurdo.

Ya en su última edición (octubre de 2009) el panorama fue un tanto desolador. Aunque es cierto que la crisis estaba en su momento más pujante, el cambio de ubicación y fechas parece dejar claro que también los organizadores se percataron de que algo había que hacer.

En la lista de asistentes de este año hay suficientes altas y bajas respecto a la edición anterior como para que resulte complicado decir si la cosa va mejor o peor. De las grandes firmas estarán, entre otras, Nikon (a través de Finicon), Fujifilm y Samsung, a las que acompañarán distribuidores como Reflecta (Pentax y Sigma) o Disefoto (Leica, Lowepro, etcétera). El resto ya faltó a la edición anterior, y sorprendentemente salta de la lista Casio, que en 2009 tuvo una presencia muy fuerte.

Además, por supuesto, también estarán algunas de las tiendas de fotografía más conocidas del país. Como ya pudimos ver hace dos años, ellas son, sin duda, las que más ambiente generan y las que -en cierto modo- aprovechan las ausencias de grandes firmas para atraer a los curiosos a sus escaparates. Sony, Olympus, Panasonic y Canon no contarán con estand propio, pero sus cámaras y productos, sí.

Según hemos podido tantear, el cambio de fechas -una de las reclamaciones históricas de muchas firmas participantes- tampoco convence a todo el mundo. Aunque el mes de marzo parece un buen momento para desplegar las novedades de principios de año y plantear ya la campaña de primavera y verano, para muchos este cambio llega demasiado tarde.

Y es que si algo se sabe a estas alturas es que la decisión de dejar una feria rara vez tiene vuelta atrás. Que se lo digan si no a Canon, que hace ya años que se borró de Fotoventas y de Sonimagfoto -y de otras tantas ferias internacionales- y no parecen ni arrepentidos ni con ganas de volver.

La coincidencia con Graphispag -un salón de impresión, de ámbito más profesional- es otro de los argumentos esgrimidos por la organización. Sin duda servirá para dar algo más de color y amplitud a la cita, aunque a nadie parece compensarle el cambio de ubicación.

Éste es otro de los puntos débiles. Sonimagfoto salta del centro de la ciudad a las instalaciones del Recinte de Gran Via de Fira de Barcelona, en L'Hospitalet de Llobregat. Así que los visitantes tendrán que echarle un plus de ganas al asunto para acercarse hasta allí.

¿Siguen teniendo sentido estas ferias? El progresivo retroceso de todas ellas parece servir la respuesta en bandeja

¿Siguen teniendo sentido estas ferias? Esa es una de las grandes preguntas del sector, aunque el progresivo retroceso de todas ellas parece servir la respuesta en bandeja.

No obstante, está claro que sí siguen teniendo sentido para esas firmas que se mantienen fieles a este tipo de citas que les sirven para reunir a muchos de sus clientes. Otros simplemente se conformarán con sus 20 segundos de gloria si alguna televisión decide acercarse para perpetrar un reportaje sobre el tema entre la sección de sucesos y los deportes.

Reinventarse sigue siendo la eterna asignatura pendiente, aunque no centrando la atención en las novedades (el ritmo del mercado hace que sea poco menos que imposible), sino en los talleres, actividades y exposiciones (Fontcuberta y Colom, entre otros, estarán presentes en esta edición). Es una idea que lleva años practicándose en Sonimagfoto.

En cualquier caso, nosotros nos acercaremos, aunque sólo sea por echar otro vistazo a la Fuji X100 y saber qué opina la gente, ver a buenos amigos que estarán por allí estos días y, por supuesto, tomar el pulso al sector. A una parte de él, se entiende.

Nos duele, eso sí, que la organización haya vuelto a cometer el mismo error de cada edición: hacer que la infanta Cristina sea la encargada de la inauguración en lugar de elegirnos a nosotros para cortar la cinta. Con lo majos que somos.

La columna de opinión "Contando píxeles" se publica, normalmente, el primer y tercer lunes de cada mes.

0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar