Actualidad

Patentan un sistema que abre la puerta a la grabación de vídeo en las réflex digitales

 
19
FEB 2008

Las fronteras entre la fotografía y el vídeo e incluso entre las cámaras réflex y las compactas vuelven a desdibujarse una vez más. Una patente registrada hace dos semanas en Estados Unidos describe un mecanismo capaz de habilitar en una SLR digital la grabación de secuencias de vídeo, solventando los problemas relacionados con el enfoque y -sobre todo- con el espejo réflex.

Vistos los últimos avances en las cámaras réflex digitales, pocas dudas cabe tener sobre la futurible aparición de un modelo de ópticas intercambiables capaz de grabar también vídeo. Para despejar las dudas sobre esta previsible evolución, una nueva tecnología patentada por Hiroshi Terada replantea la cuestión sobre si es posible, y tan sólo deja en el limbo quién implantará esta prestación y cuándo lo hará.

Según recoge la patente 2008/0030594, inscrita a principios de este mes de febrero, Terada ha conseguido idear una serie de mecanismos que permiten solucionar las limitaciones que hasta ahora imposibilitaban la grabación de vídeo con una cámara SLR.

A tenor de lo expuesto en la amplia explicación técnica y en los diagramas que acompañan a la patente, el inventor da por hecha la capacidad de los sensores digitales de las réflex para captar también la señal de vídeo y centra sus esfuerzos en la parte más mecánica.

De hecho, uno de los aspectos que más llama la atención es el uso de un espejo réflex semitransparente, capaz de dejar pasar hacia el sensor un 70% de la luz incidente y de reflejar el 30% restante para mantener activo el sistema de enfoque.

Una idea que ya había rondado por el sector como posible vía para la previsualización Live View sin necesidad de tener que forzar el movimiento del espejo, pero que hasta ahora no había cuajado en ninguna réflex digital.

Enfoque adaptado
La creación de un sistema de enfoque automático capaz de adaptarse a los diferentes requisitos de la imagen estática y del vídeo es uno de los ejes centrales del mecanismo propuesto por Terada.

Así, sin ahondar en tecnicismos, la patente recoge un doble sistema que entraría en funcionamiento según el tipo de captura (fotografía o vídeo) que se fuera a realizar.

Frente al clásico funcionamiento del autofoco, la modalidad de captura de vídeo propone una mayor tolerancia -para evitar las continuas confirmaciones de enfoque- y un sistema de recorte de la imagen que permita obviar las clásicas vacilaciones del zoom y el autofoco mientras la cámara busca un punto de referencia.

Artículos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar