Actualidad
EL NUEVO CONTROL POR VOZ DE APPLE

Siri: la punta de lanza del iPhone 4S

 
5
OCT 2011

Si usamos nuestras propias cuerdas vocales para preguntarle qué es, se define a sí mismo como un "humilde asistente." Pero Siri, el nuevo sistema de control por voz que Apple estrena en su nuevo iPhone 4S, promete sobre el papel dar un importante paso adelante en este tipo de software. La compañía de Cupertino se ha puesto las pilas para competir con otras soluciones de estilo similar como las Voice Actions de Android, aunque sólo estas últimas pueden usarse de momento en castellano.

Hace ya más de dos años que los teléfonos de Apple incluyen un sistema propio de control por voz. Pero dicha herramienta -estrenada en un modelo ya tan "lejano" como el iPhone 3GS- ofrece posibilidades limitadas y resulta bastante imprecisa a la hora de interpretar las órdenes del usuario, como pudo comprobar QUESABESDE.COM al analizar el año pasado el iPhone 4.

Apple iPhone 4S
Apple iPhone 4S

Desde entonces, otras firmas como Google han seguido avanzando en esto del reconocimiento de voz con sus Voice Actions para Android. E incluso con herramientas para el mismo iPhone, como las búsquedas de palabras clave a viva voz que pueden usarse gracias a la aplicación Google Mobile App. Con la llegada del iPhone 4S y su asistente Siri, Apple promete una importante mejora cualitativa en la materia.

¿Qué es Siri?
Siri no sólo es un software de reconocimiento de voz, sino una especie de asistente virtual que interpreta lo que se le dice teniendo en cuenta el contexto de las frases. La idea es que se puedan controlar muchas funciones del iPhone 4S sin llegar a tocar ni su pantalla ni su botón frontal. Ya sea para iniciar llamadas, dictar y enviar mensajes, fijar alarmas y recordatorios o, sencillamente, realizar búsquedas de información en Internet.



Vídeo promocional publicado por Apple para ilustrar sobre las posibilidades de Siri.

Además, Siri también puede hablarle al usuario y no sólo para recitar mensajes recibidos, sino también para dar cuenta de notificaciones e incluso realizar sugerencias. Apple, de hecho, habla de una herramienta basada en la inteligencia artificial.

¿Qué hace distinto a Siri?
Mientras que otros sistemas como las citadas Voice Actions de Android trabajan con construcciones verbales predeterminadas (comenzando las frases con fórmulas del tipo "Llamar a" o "Enviar mensaje a"), Apple sostiene que su sistema es mucho más flexible a la hora de construir las oraciones. Sería como hablarle a una persona y no a un robot, por resumirlo en una frase.

La propia Apple aporta algunos ejemplos para entender mejor este punto. Así, si el usuario pregunta si necesitará un paraguas para el fin de semana, Siri entenderá que lo que tiene que hacer es buscar predicciones meteorológicas. Y no una predicción cualquiera, sino la correspondiente a la localidad en la que se halla el usuario.

Tres ejemplos de lo que puede hacer Siri (de izquierda a derecha): fijar un recordatorio en el calendario, responder un mensaje de texto y buscar información meteorológica.

Además, no es un asistente pasivo, sino que puede hacerle preguntas adicionales al usuario para, por ejemplo, obtener más datos a la hora de hacer una búsqueda de información. De la misma forma, Siri puede incluso adelantarse a la próxima acción del usuario. Por ejemplo, preguntándole si quiere contestar un nuevo mensaje recibido. O haciéndole saber que esa cita que acaba de añadir al calendario coincide temporalmente con otro compromiso que ya tenía fijado.

Lo que distingue al sistema de Apple, en definitiva, es su capacidad para reconocer el contexto de la situación y actuar en consecuencia. Otro ejemplo sencillo: si el usuario acaba de hacer una consulta meteorológica sobre una localidad determinada y acto seguido quiere interesarse por cómo está el tiempo en otra ubicación, bastaría con preguntar "¿y qué tal en...?" No haría falta, por tanto, volver a reformular toda la pregunta desde el principio.

Apple plantea Siri como una alternativa al teclado virtual del iPhone 4S a la hora de redactar mensajes y correos electrónicos.

Por otra parte, Siri presume de ser capaz de familiarizarse progresivamente con la voz del usuario. De reconocer mejor su timbre, su acento y sus peculiaridades de pronunciación a la hora de convertir a texto sus frases, ya sea para responder un e-mail, fijar una nota recordatoria o realizar una búsqueda en Internet.

¿Qué le falta a Siri que ya tengan otras soluciones similares?
Por desgracia, Siri sólo está preparado de momento para funcionar en tres idiomas: inglés, francés y alemán. Apple ya ha dejado claro que su intención es que sea capaz de funcionar también en castellano, pero no ha proporcionado ninguna pista sobre cuándo exactamente estaría listo el desarrollo necesario.

En este sentido, puede resultar interesante fijarse en cuánto tiempo tardó Google en traducir sus Voice Actions a la lengua de Cervantes: nada menos que 13 meses (dichas herramientas se lanzaron en inglés en agosto de 2010 y no han estado disponibles en castellano hasta el pasado mes de septiembre).

Es la principal pega que se le puede poner a un sistema de reconocimiento de voz que será exclusivo del nuevo iPhone 4S. Y es que, a diferencia de otras novedades como iOS 5 o iCloud, las generaciones anteriores del teléfono de Apple no tendrán acceso a Siri (o al menos no a través de los canales oficiales).

0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar