Actualidad

Sharp se prepara para la TDT en alta definición con el lanzamiento de la serie Aquos DH65E

 
7
NOV 2008

Conjugar prestaciones tecnológicas y respeto por el medio ambiente. Ése parece ser el camino que -como muchos de sus competidores- sigue Sharp con los nuevos televisores que presentó el pasado mes de agosto y que pronto llegarán a los escaparates. Se trata de las series Aquos D65E y DH65E, rematada esta última con un sintonizador preparado para la televisión en alta definición basada en el estándar MPEG-4.

La resolución Full HD, el modo 24p y un grosor de pantalla de tan sólo 9,6 centímetros son algunas de las características más destacables de los nuevos televisores de Sharp. Cuentan, además, con un modo bautizado como ECO que permite reducir -asegura la compañía- la iluminación de la pantalla y ahorrar así un 30% de la energía utilizada en condiciones normales.

La serie D65E está formada por dos modelos, con diagonales de 32 (LC-32D65E) y 37 pulgadas (LC-37D65E), mientras que la serie DH65E incluye los LC-32DH65E, LC-37DH65E, LC-46DH65E y LC-52DH65E, de 32, 37, 46 y 52 pulgadas, respectivamente.

Sharp, serie Aquos D65E
Sharp, serie Aquos D65E

Disponibles entre finales de noviembre y principios de diciembre, el precio oficial de los LCD de la serie D65E rondará los 900 euros en el caso del modelo de 32 pulgadas y los 1.000 en el de 37.

En cuanto a la serie DH65E, los precios van desde los 1.100 euros del modelo de 32 pulgadas hasta los 2.700 euros que habrá que pagar por el de 52, pasando por los 1.200 y 1.800 euros que costarán los de 37 y 46 pulgadas, respectivamente. Su disponibilidad también está prevista para finales de este mes o principios de diciembre.

Fuentes y más información
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar