Actualidad

Samsung actualiza su Galaxy S5 con un Snapdragon 805 y un panel de 1440 x 2560 píxeles

 

Esta nueva variante ha sido anunciada para el mercado surcoreano, donde Samsung quiere sacar partido a las nuevas redes LTE-A. Se desconoce si llegará a Europa

Samsung Galaxy S5 LTE-A
Samsung Galaxy S5 LTE-A
18
JUN 2014

No es fácil mantener la corona sobre la cabeza. La sonada irrupción del LG G3 en la parte alta del segmento de los smartphones ha forzado la mano de Samsung, que dos meses después de lanzar su nuevo Galaxy S5 ha decidido actualizar su teléfono estrella con una ficha técnica más avanzada. Éste, sin embargo, no es el rumoreado Galaxy F o Galaxy S5 Prime del que se lleva hablando desde hace meses, sino una variante que por ahora ha sido anunciada para Corea del Sur.

A fin de sacar el máximo partido a las nuevas redes de comunicaciones LTE Advanced, que ya están siendo implementadas en su país de origen, el Galaxy S5 LTE-A utiliza un nuevo chipset Snapdragon 805 diseñado por Qualcomm, lo que técnicamente lo convierte en el dispositivo basado en Android más moderno y potente hasta la fecha.

Solo el rendimiento gráfico debería experimentar un incremento en prestaciones del 40% frente a su predecesor gracias a su GPU Andreno 420. Este chipset de ultimísima generación se acompaña por 3 GB de RAM, cuando el Galaxy S5 original solo posee 2 GB.

Tras el Galaxy S5 Active, ésta es la tercera versión anunciada del Galaxy S5 (la cuarta si se incluye el pequeño Galaxy S5 mini).

Samsung Galaxy S5 LTE-A
Samsung Galaxy S5 LTE-A
Foto: Samsung
La nueva variante LTE-A es idéntica exteriormente al Galaxy S5 que ya está a la venta.

Además de un procesador más potente con un módem de última generación, el Galaxy S5 LTE-A destaca por el uso de una nueva pantalla Super AMOLED de 5,1 pulgadas, ahora con resolución QHD. Su recuento de píxeles aumenta por tanto desde los 1080 x 1920 del modelo que ya está a la venta a los 1440 x 2560. Puesto que el mencionado LG G3 posee la misma resolución pero una pantalla ligeramente más grande, el modelo de Samsung puede presumir de ofrecer la mayor densidad de píxeles del mercado: 576 puntos por pulgada.

El resto de especificaciones técnicas del Galaxy S5 base se mantienen, incluyendo su estanqueidad, el pulsímetro, el lector de huellas y su carcasa de plástico en imitación de cuero.

No se trata por tanto de la esperada y rumoreada versión de alta gama del Galaxy S5, sino de una variante muy específica pensada para explotar las nuevas redes LTE-A. Como tal, se desconoce si más adelante saldrá a la venta fuera de Corea del Sur, donde estará disponible por 940.500 wones, unos 680 euros al cambio.

Artículos relacionados (2)
Prueba de producto
27 / MAY 2014
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar