• Sony Cyber-shot DSC-TX5: toma de contacto
  • Motorola DEXT: análisis
Prueba de producto
UNA RECETA SEGURA

Samsung EX1: bajo la lupa

 
22
FEB 2010

Tras varios años tanteando el segmento de cámaras compactas de gama alta sin demasiado éxito, Samsung se ha decidido por fin a lanzarse a la piscina. Lo hace con una EX1 que, sobre el papel, pasa por ser uno de los modelos más completos de esta gama y una firme competidora para la ya veterana Lumix DMC-LX3 de Panasonic o la más joven Canon PowerShot S90. Recién anunciada y a la espera de que se deje ver y tocar, indagar en las prestaciones de esta EX1 (incluido su angular de 24 milímetros y f1.8) puede servir para entender mejor los planes de Samsung.

Lo decíamos al hablar de la anunciada -pero aún intangible por estas tierras- Samsung NX10: cuando se es el último en llegar a la fiesta, hay que esforzarse especialmente para no pasar desapercibido. La parte buena de este tempo es que uno puede ver las galas del resto de invitados, aprender de sus aciertos y corregir sus errores.

La receta ya estaba hecha, así que sólo hacía falta coger los mejores ingredientes de cada cocinero en torno a los cuatro pilares que han demostrado ser la mejor base para concebir una compacta capaz de satisfacer a los paladares más exigentes: diseño sobrio, angular muy luminoso, controles manuales (y RAW) y un sensor de resolución moderada.

Samsung EX1
Samsung EX1
Samsung EX1
Samsung EX1

Dicho y hecho. La nueva EX1 asume la herencia de los flirteos de Samsung con las compactas de altos vuelos (véanse las compactas de la saga NV y la más reciente WB1000), limando esos detalles que hacían que la multinacional surcoreana se quedase cerca pero jamás llegase.

Parecidos razonables
El diseño de la EX1 cumple, a primera vista, con todo lo deseable en una cámara de esta índole. Aunque habrá que esperar a tenerla entre las manos para ver si se han hecho bien todos los deberes, algunos detalles como la rueda de control frontal a la altura del dedo índice o el elegante flash ocultado en una esquina ya suponen un guiño interesante.

Lo mismo ocurre con la pantalla trasera AMOLED (tecnología que hasta ahora ha demostrado ser superior a otras en cuanto a contraste y visibilidad), que además es totalmente móvil.

Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
La LX3 de Panasonic (a la izquierda) y la S90 de Canon, las dos principales contendientes de la recién llegada EX1.

Un detalle que nos hace pensar que Samsung ha sabido también fijarse en detalles de modelos más voluminosos, como la Canon PowerShot G11, pero que han sido sacrificados en cámaras más pequeñas como la Lumix DMC-LX3 de Panasonic y la PowerShot S90.

Nos intriga también el anillo rugoso que rodea la óptica, aunque por lo que se sabe -la información oficial disponible hasta el momento no nos saca de dudas- no se trata de un mando de control como el de la S90, sino de un simple punto de apoyo para mejorar el agarre.

Máxima luminosidad
Pero si hay un dato que llama la atención de esta EX1 es la luminosidad de su zoom de 24-72 milímetros. Con un diafragma de f1.8-2.4, se convierte así en el angular extremo más luminoso de su clase, combinando astutamente la cobertura que ofrece la LX3 con la luminosidad de la Ricoh GR Digital III.

El angular de 24 mm y f1.8 de la EX1 combina la cobertura de la LX3 con la luminosidad de la GR Digital III

Aunque Samsung ya firma sus propias ópticas para el sistema NX -con buenas críticas, incluidas para su 30 mm f2-, en este caso es Schneider-Kreuznach quien rubrica este zoom de 3 aumentos.

Si echamos un vistazo a otras de las ópticas producidas por esta firma para Samsung y con una cobertura de 24 milímetros -como en el caso de la WB1000-, los datos son prometedores.

En cualquier caso, habrá que comprobar hasta qué punto es utilizable ese f1.8 combinado con el angular de 24 milímetros o si el precio a pagar en viñeteo o distorsión es excesivo. Imaginamos, en cualquier caso, que el trabajo en lo que respecta a corrección por software de la óptica habrá sido intenso.

1/1,7 de pulgada
Pero ni todo este alarde óptico, ni el cuidado diseño del cuerpo y ni siquiera el estreno del formato RAW en el escaparate de compactas de Samsung servirán de nada si el comportamiento del sensor no está a la altura de las circunstancias.

En este punto, parece que Samsung tampoco se la ha jugado y ha optado por un camino ya conocido: un CCD de 1/1,7 de pulgada y 10 megapíxeles que comparte cifras con los empleados en las citadas S90 y G11 de Canon y en la GR Digital III de Ricoh.

Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
La GR Digital III de Ricoh presenta un angular de 28 milímetros con un diafragma de f1.9.

No ha trascendido la autoría del sensor, pero vistos los resultados en este trío de compactas sería una buena noticia que la EX1 usara este CCD salido de las factorías de Sony y que ahora mismo es de lo mejor que puede encontrarse en el escaparate.

Una combinación prometedora
Suena a lugar común, pero pocas veces mejor que ahora para entonar aquello de que, sobre el papel, la teoría pinta estupendamente.

La EX1 aúna un diseño sobrio, un angular muy luminoso, controles manuales, RAW y una resolución moderada

La Samsung EX1 tiene en su hoja de especificaciones todo lo que cabe esperar de una compacta de gama alta, entrelazando con bastante buen criterio piezas vistas por separado en otros modelos.

Habrá que ver si entre las manos responde a las altas expectativas que ha despertado. Veremos también la respuesta de Panasonic con su esperada Lumix DMC-LX4, que -dicen los rumores- no tardará mucho en llegar.

Pero, sobre todo, está en manos de Samsung saber mover y cuidar un producto que parece merecerlo.

Etiquetas
Productos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar