Actualidad

Samsung constata que la mayoría de sus proveedores chinos violan los derechos de sus trabajadores

2

Una auditoría interna revela graves abusos por parte de firmas colaboradoras, que llegan a poner en peligro a sus empleados. Samsung promete soluciones

Samsung Galaxy S5
Samsung Galaxy S5
1
JUL 2014

En poco más de una década Samsung ha pasado de ser una firma de electrodomésticos baratos a dominar con puño de hierro la industria de la electrónica de consumo. El coloso surcoreano es en estos momentos el mayor fabricante de teléfonos móviles y televisores, además de un nombre muy destacado en el segmento de los tablets y la industria informática. No hay mercado que se le resista, pero los adoquines dorados que pavimentan su camino hacia el éxito no están libres de mácula.

El informe de sostenibilidad de 2014 publicado por la propia Samsung refleja que muchos de los proveedores que utiliza en China para ensamblar equipos y fabricar sus componentes son culpables de violar los derechos laborales de sus trabajadores, unos abusos que en ocasiones se pueden considerar muy graves.

De forma más concreta, la auditoría interna de Samsung revela que 59 de los 100 proveedores chinos investigados por sus inspectores carecen de medidas de seguridad adecuadas o no suministraban la indumentaria necesaria como botas de trabajo, tapones contra el ruido y gafas protectoras, mientras que aproximadamente "la mayoría" quebranta la legislación que regula el número de horas extra permitidas. 39 de ellos, además, no las pagaban, limitándose a abonar a sus trabajadores un salario fijo.

Los abusos detectados incluyen falta de preparación en los planes de emergencia, ausencia de indumentaria adecuada y horas extras excesivas, frecuentemente sin compensación económica

El informe de Samsung no evita tocar algunas de las infracciones más espinosas, como el manejo de productos químicos por parte de empleados menores de edad, si bien no se han detectado casos de menores forzados a trabajar contra su voluntad como sucedió hace tiempo en varias factorías de Foxconn.

Adicionalmente la mitad de los proveedores chinos de Samsung no tienen planes de actuación para emergencias adecuados y 33 ni siquiera poseen un sistema de monitorización que les permita controlar los vertidos de contaminantes líquidos o sólidos.

Samsung, que se ha propuesto convertirse en una de las diez mejores empresas del mundo para trabajar, asegura que ya ha tomado las medidas para corregir estos problemas y mejorar los estándares de seguridad en las fábricas de las firmas chinas con las que trabaja para producir sus productos. Con esta misión, ha creado un pequeño ejército de 2.000 inspectores que realizan tanto auditorías de seguridad y monitorización de prácticas como entrevistas personales con los trabajadores en busca de posibles abusos.

Una historia que no es nueva

El caso de Samsung no es ni remotamente único en la industria. Foxconn, empresa encargada de fabricar gran parte de los dispositivos de Apple, protagonizó un buen número de historias con marcado carácter truculento después de que se dieran a conocer varios incidentes luctuosos, incluyendo suicidios y palizas por parte de vigilantes de seguridad a supuestos empleados díscolos.

Una serie de investigaciones internas motivadas por la presión de los medios nacionales y occidentales revelaron abusos sistemáticos que iban desde el uso de dormitorios comunales sin las mínimas condiciones de salubridad al empleo de operarios menores de 16 años, que es el mínimo marcado por la legislación china para trabajar.

Foxconn se defendió de algunas de estas acusaciones asegurando que estos abusos no eran una práctica aprobada por la compañía y que en una empresa con más de un millón de empleados era inevitable que ocasionalmente se produjeran suicidios.

Sea como fuere, la polémica fue lo suficientemente grave como para que Apple lanzara un programa de auditorías y de mejora de las condiciones laborales que ha conseguido reducir de forma importante la frecuencia y la gravedad de estos abusos.

Etiquetas
2
Comentarios
Cargando comentarios