• Takashi Yasumura y la naturaleza calcada
  • Chris Jordan, testigo de la desolación
Agenda fotográfica

Espacio interior a la vista de todos

 
15
JUN 2006
Eduardo Parra   |  Madrid

Haciendo buena la afirmación de que PHotoEspaña no es sólo fotografía, la reconocida sala de exposiciones Alcalá 31 cobija entres sus muros la exposición "El espacio interior". Diversos artistas (Taylor-Wood y Rousse, entre otros) y reflexionan en esta muestra sobre el concepto de interior, utilizando diversas técnicas y dejando la naturaleza, tema central de PHotoEspaña 2006, en un más que segundo plano.

En esta ocasión no hay lugar para el lucimiento ni tiempo para explayarse, y la fotografía tiene -de hecho- un aporte muy breve. La sala Alcalá 31, una de las más importantes de Madrid, recoge un pequeño cóctel de obras de varios autores inscritas en PhotoEspaña 2006 y con un motivo común: el concepto de interior. Partiendo de esta premisa, estos artistas contemporáneos ofrecen un punto de vista único y particular de lo que es -y lo que representa- el espacio interior.

Para Sam Taylor-Wood, que participa con dos fotografías, el interior es un mundo en el que uno debe expresarse libremente, sin miedo al qué dirán o pensarán. Es un lugar donde dar rienda suelta al verdadero ser que se deja llevar por los impulsos, pero también un lugar donde encontrarse a sí mismo y reflexionar.

Foto: Eduardo Parra (Quesabesde)

Son sólo dos imágenes de gran formato, pero dejan bien patente la contraposición entre dos conceptos: el movimiento y la quietud. O lo que es lo mismo: el desenfreno y la meditación.

Georges Rousse, por su parte, invita al espectador no sólo a ver su concepto de interior, sino también a experimentarlo literal y físicamente. Para lograr tal fin, su obra ofrece -de entrada- dos imágenes opuestas: una escena blanca con una zona oscura, y otra zona oscura con una zona iluminada. Ambas son casi iguales -aunque son dos escenarios distintos- pero antagónicas.

Foto: Eduardo Parra (Quesabesde)

Rousse propone así su reflexión sobre el interior de cada individuo y de cada espacio. Una luz en la oscuridad... o la oscuridad bajo la luz.

Pero no es sólo imagen. Además de sus dos fotografías, Rousse permite al espectador meterse físicamente en la imagen, ya que junto a cada foto se encuentra el escenario original de la toma, permitiéndonos ver en tres dimensiones lo que acabamos de ver en dos. De esta forma, gracias a un impecable juego con la perspectiva el artista nos mete, literalmente, en el interior de su obra.

Foto: Eduardo Parra (Quesabesde)

Las obras de la cineasta y fotógrafa Sam Taylor-Wood y del francés Georges Rousse compartirán paredes con otros importantes artistas plásticos, como la catalana Eulàlia Valldosera, el escultor estadounidense Fred Sandback o el también norteamericano Dan Graham, que expone de forma permanente en salas de tal calibre como el MOMA neoyorkino.

Con horario restringido y entrada gratuita, la exposición "El espacio interior" permanecerá abierta hasta finales de agosto.

Fuentes y más información
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar