• Nikon D3: prueba de campo
  • Panasonic HDC-SD9: de un vistazo
Prueba de producto
VUELVE LO CLáSICO

Ricoh R8: toma de contacto y muestras

 
19
FEB 2008

La esencia de las Caplio R y la ya conocida óptica estabilizada de 28-200 milímetros embutidas en un cuerpo más elegante y clásico. Ésa es la receta que Ricoh ha aplicado para concebir su recién llegada R8, una compacta de 10 megapíxeles que pretende ser la versión sencilla y asequible de las sagas Caplio GX y GR y con la que QUESABESDE.COM ya ha podido pasar unos días.

Alejada del creciente adelgazamiento y colorido de las pasadas Caplio R6 y R7, la nueva R8 no sólo pierde la denominación Caplio, sino que apuesta por la sobriedad. Si la Caplio GX100 o la GR Digital II han conseguido llamar la atención y cautivar a un determinado tipo de usuario, ahora Ricoh pretende repetir esa misma fórmula con su nueva compacta. De entrada, una buena idea.

Ricoh R8
Ricoh R8
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Tras pasar unos días con un cuerpo de preproducción de la R8 entre las manos, hay que reconocer que la cámara, pese a situarse un paso por debajo de sus hermanas mayores, consigue transmitir a la perfección esa sensación de exclusividad y distinción que Ricoh hace bien en cultivar. Compactas multicolores ya hay muchas.

Con una mano
Si en su día ya apuntamos que la ergonomía de la GX100 nos parecía una de las mejores del mercado, la R8 no se queda corta. Rediseñada su leve empuñadura lateral y el joystick trasero, la sujeción y el manejo de la cámara con una sola mano resulta de lo más sencillo y natural.

Ricoh R8
Ricoh R8
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Con una sola pulsación y un par de movimientos del citado joystick es posible acceder fácilmente a la sensibilidad, el balance de blancos o la resolución de la imagen -entre otros ajustes- y modificar los parámetros de la toma.

Ricoh R8
Ricoh R8
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

No nos parece tan buena idea, eso sí, que este mismo mando permita también compensar directamente la exposición con sólo tocarlo hacia arriba o abajo. Y es que, dada su localización, no es extraño que se pulse por error al sujetar la cámara o presionar el disparador.

Además de la nueva interfaz y los nuevos menús -breves, concisos y sencillos-, la R8 también añade un dial de modos en uno de sus extremos superiores. No obstante, la cámara se resiste a ofrecer modos de trabajo manual, así que habrá que conformarse con las dos posiciones de configuración personal mediante las cuales el usuario puede grabar sus ajustes preferidos.

Ricoh R8
Ricoh R8
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Ricoh R8
Ricoh R8
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Pese a que se entiende que hay que marcar distancias entre las series Caplio GX y GR y esta R8, lo cierto es que el nuevo diseño y -por qué no- la nueva filosofía de esta compacta hacen que se echen más de menos que nunca estas opciones manuales o incluso la captura en formato RAW.

Nueva pantalla
Repasando las novedades que incorpora esta R8, quizás la pantalla pase algo más desapercibida que otros cambios estéticos introducidos. No obstante, aunque externamente nos topamos con un monitor que mantiene las 2,7 pulgadas de diagonal, la resolución del LCD crece considerablemente.

Ricoh R8
Ricoh R8
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

De este modo, se duplican los 230.000 puntos de la R7 para llegar a 460.000 píxeles en el nuevo modelo. Una cifra por ahora poco corriente entre las cámaras compactas y que se deja notar sobre todo al revisar y ampliar las fotografías.

Ricoh R8
Ricoh R8
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Más interesante es el efecto de esta resolución al salir con la cámara al exterior y comprobar que la visibilidad de la pantalla no se resiente a pleno sol. Una buena noticia, más aún teniendo en cuenta que esta Ricoh no dispone de un visor óptico opcional.

Ricoh R8
Ricoh R8
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Un detalle que hay que tener en cuenta -o al menos más presente de lo habitual- es que la mejora de la pantalla es inversamente proporcional a su fidelidad de reproducción. Es decir, ahora más que nunca, las contrastadas y nítidas fotografías que vemos en el monitor no siempre coinciden con lo que luego veremos en la pantalla del ordenador o sobre papel.

Ruidos
Dos eran los aspectos que en su día más nos preocupaban de la GX100 y la GR Digital: la sonoridad del sistema mecánico de la óptica y el ruido al emplear sensibilidades altas.

Ricoh R8
Ricoh R8
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

En el caso de la R8 parece que la ecuación no ha variado respecto a lo ya visto. Según las primeras pruebas realizadas con el modelo de preproducción, el aumento de la resolución del sensor de 8 a 10 megapíxeles conduce inexorablemente a imágenes con ruido bastante visible a partir de 400 ISO.

Muestras: sensibilidad
Las capturas se han realizado con una Ricoh R8 de preproducción.Haz clic en las imágenes para ver un recorte de 800 x 600 píxeles
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción.haz clic en las imágenes para ver un recorte de 800 x 600 píxeles
64 ISO
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción.haz clic en las imágenes para ver un recorte de 800 x 600 píxeles
100 ISO
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción.haz clic en las imágenes para ver un recorte de 800 x 600 píxeles
200 ISO
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción.haz clic en las imágenes para ver un recorte de 800 x 600 píxeles
400 ISO
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción.haz clic en las imágenes para ver un recorte de 800 x 600 píxeles
800 ISO
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción.haz clic en las imágenes para ver un recorte de 800 x 600 píxeles
1600 ISO
Ni que decir tiene que el umbral de 1600 ISO es difícilmente utilizable teniendo en cuenta la degradación en la calidad y el cromatismo de la imagen.
Muestras: 10 MP
Las capturas se han realizado con una Ricoh R8 de preproducción
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción
Más fáciles de corregir son las consecuencias del agresivo sistema de reducción del ruido y de la compresión que la R8 aplica a los archivos, incluso trabajando con las sensibilidades más bajas, y que destruyen parte de la nitidez de la fotografía.
Muestras: 10 MP
Las capturas se han realizado con una Ricoh R8 de preproducción
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción
Respecto a la óptica, insistimos una vez más en la idoneidad de ese zoom de 28-200 milímetros estabilizado. El recorrido de las focales es rápido, aunque la reacción al mover el mando del zoom no es demasiado instantánea, sobre todo al sucederse varias órdenes.
Muestras: zoom
Las capturas se han realizado con una Ricoh R8 de preproducción
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción
28 mm
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción
200 mm
las capturas se han realizado con una ricoh r8 de preproducción
zoom digital (4,8x)
Se mantienen también dos rasgos ya de sobra conocidos de esta óptica de Ricoh: es demasiado ruidosa en su funcionamiento y el autofoco adolece de cierta lentitud (eso sí, puede presumir de precisión y de un excelente modo macro de 1 centímetro de alcance).
Aires renovados
Con asignaturas aún pendientes, hemos de reconocer que nos ha gustado la evolución de esta R8, que se aleja de las tendencias masivas y apuesta por un tipo de usuario más específico y singular.

Ricoh R8
Ricoh R8
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Ricoh R8
Ricoh R8
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Cierto que el ruido al emplear sensibilidades elevadas sigue siendo un problema. Pero quienes estén dispuestos a lidiar con esta -por ahora- omnipresente limitación en este segmento, encontrarán en la R8 una herramienta fotográfica elegante y diferente. A veces, con eso basta.

Productos relacionados (1)
Artículos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar