• No hay artículos previos de esta serie
  • "Illa", un libro para ver hacia dentro
Fotolibres

"Pony Congo": hacer que parezca fácil es muy difícil

21

El segundo libro de Vicente Paredes contrapone dos realidades opuestas pero extrañamente conectadas

15
DIC 2015

Vicente Paredes, fotógrafo furtivo, presenta su segundo libro. Un libro sin textos (a excepción del título en la portada y un pequeño crédito en la contraportada) que en esencia contiene fotografías en color impresas a sangre. Una apuesta tan arriesgada como contemporánea que ha dado en llamar "Pony Congo".

Y uno intuye por el título y la portada que "Pony Congo" no le va a dejar indiferente. Ya al girar página nos damos de bruces con el primero de los dípticos que constituye exactamente eso: poni y congo.

A la izquierda, la imagen de un poni entre barrotes impresa en un papel brillante que refuerza el golpe de flash con que se ha tomado la foto. A la derecha, la fotografía de una niña suponemos que congoleña en papel rugoso y mate. Dos fotos verticales que aparentemente no tienen nada en común pero que por arte de edición dialogan de una forma que da escalofríos.

"Pony Congo" es una lección de edición fotográfica, pues a pesar de tener una estructura repetitiva no se hace en ningún momento monótono

La estructura de "Pony Congo" está ya fijada. A partir de este momento, y a medida que vayamos avanzando por las 56 páginas y los seis desplegables que componen el libro, iremos descubriendo los encuentros entre fotos de niños y niñas congoleñas en un papel rugoso y sin ningún brillo con las fotos de niños, niñas y ponis impresas en papel brillante.

Una idea aparentemente sencilla. Tanto, que de primeras uno podría pensar: "Esto lo hago yo". Y si es tan fácil, ¿por qué no se te ha ocurrido a ti? Porque sencillo y fácil no es lo mismo, y "Pony Congo" puede parecer sencillo pero no tiene nada de fácil.

Detrás de una primera lectura van apareciendo muchas capas: la idea de infancia, la idea de clase, la idea de Norte y Sur. Y capas fotográficas, como el hecho de que a los niños con ponis se les han tapado los ojos con una banda precisamente negra para que no pueda reconocerse su identidad. Porque en el país en que está impreso el libro (España) el uso público de fotografías de niños de dicho país puede ser delito. En cambio en el Congo se puede hacer uso de los niños sin problemas. Tanto para ser fotografiados como para trabajar.

"Pony Congo" es una lección de edición fotográfica, pues a pesar de tener una estructura repetitiva no se hace en ningún momento monótono. Va aportando en cada doble página un nuevo detalle, una nueva mirada y una nueva tensión que concluye magistralmente en los dos últimos dípticos, donde el blanco y el negro juegan al despiste.

Al llegar a la contraportada descubrimos en ese pequeño crédito lo que ya intuíamos: que Paredes ha tomado las fotos impresas en papel satinado en una competición de ponis española. También que ha contado con la ayuda de algunos y algunas grandes de España en lo que a edición, diseño, impresión y publicación se refiere.

"Pony Congo", un libro directo. Tan sencillo como profundo.

Editor: This Book is True | Año: 2015 | Páginas: 88 | Dimensiones: 16 x 24 centímetros | Tirada: 750 ejemplares | Precio: 30 euros

Toni Amengual es fotógrafo y autor de los libros "Pain", premio PHotoEspaña 2015 al mejor libro autoeditado y título incluido en la colección del MoMA, y "Devotos", presentado en noviembre de 2015.

21
Comentarios
Cargando comentarios