• Sin noticias de Leibovitz
  • Only in the USA
OpiniónEnfoque diferencial

Endiosados

 
27
JUL 2009

No tengo la certeza, pero creo que desde 2002 nunca me he perdido una exposición de PHotoEspaña. Ya sea por voluntad propia o imperativo laboral -sobre todo por imperativo laboral-, en cada edición que se ha celebrado servidor ha visitado un buen puñado de exposiciones, y he de reconocer que casi nunca me llegaron a convencer.

Se salvaban unas cuantas, claro, pero un buen porcentaje, probablemente mayoritario, eran exposiciones de calidad cuestionable cuyos autores vivían de los réditos de algún momento de gloria en el pasado.

Las exposiciones chiquitas, casi silenciadas de PHotoEspaña 2009 y su Festival Off han sido para mí las mejores

Ya saben: si Picasso hubiera garabateado en una hoja de papel, seguramente eso también sería una obra de arte. La buena reputación, bien o mal ganada, es lo que tiene: que cualquier cosa que uno haga una vez que está en el Olimpo se ve con ojos de enamorado.

Este año, PHotoEspaña iba camino de lo mismo. He estado en las grandes muestras, las que más publicidad tenían y más eco mediático repartieron, y había de todo: interesantes tomas como las de Bartolomé Ros en el Centro Cultural Conde Duque, las de Leibovitz en la sala Alcalá 31 e incluso las de Dorothea Lange, y auténtica carne de papelera con la etiqueta de "incriticable" so pena de desmembramiento intelectual por parte de los eruditos fotográficos.

Cuando escribía algunas de las notas acerca de PHotoEspaña, recordaba constantemente lo que me decía un profesor en primero de Periodismo: informar no es opinar; informar sólo lo hacen los periodistas, pero opinar pueden hacerlo todos. Y eso intenté hacer, informar sin dar opinión, contar lo que había visto en mis visitas, recoger lo dicho por las notas oficiales y entrecomillar alguna declaración interesante. Pensaba, mientras escribía, que PHotoEspaña volvía a no convencerme.

La Leibovitz es mucha Leibovitz, pero que el brillo de las estrellas no nos deslumbre cuando pasemos al fondo

Sin embargo, la cabezonería de las altas esferas de QUESABESDE.COM me llevó a visitar el máximo de exposiciones posibles. Una vez terminado el periplo por las pomposas ruedas de prensa y visitas guiadas, tocaba el turno de las fotografías de autores -¿menores?- que también habitan en PHotoEspaña.

Son exposiciones que seguramente no tendrán cabida en los grandes medios, que parece que están ahí de relleno para poder decir que PHotoEspaña cuenta con incontables artistas, como si fuera mejor la cantidad que la calidad.

Y mire usted por dónde, las exposiciones chiquitas, casi silenciadas de PHotoEspaña y su Festival Off han sido, para mí, las mejores. Quizá sea porque sus autores aún tienen que demostrar su valía y no se duermen en los laureles; quizá porque simplemente son buenos pero reacios a exponer; tal vez ocurre que no han tenido un gran agente. El caso es que me quedo con ellos.

Me ha gustado la casi invisible -por poco publicitada- colección histórica recopilada por Liu Heung-Shing o la impactante mirada del fotógrafo que se expone en la Casa Árabe (cuya crónica aparecerá publicada próximamente en QUESABESDE.COM), por no hablar del increíble retoque de Ximo Lizana o el auténtico documento histórico de Virxilio Vieitez.

Que los jóvenes fotógrafos no se rindan ni se dejen aplastar por los grandes medios, esos que sólo te atienden cuando estás consagrado

Que sí, que la Leibovitz es mucha Leibovitz; que Bartolomé Ros es mucho Ros. Pero oigan: que el brillo de las estrellas no nos deslumbre cuando pasemos al fondo.

Desde estas humildes líneas hago un llamamiento a los jóvenes fotógrafos de los que hablaremos en el futuro, pero que hoy siguen dejándose los dedos para costearse su primera cámara decente: que no se rindan ni se dejen aplastar por los grandes medios, esos que sólo te atienden cuanto estás consagrado, ni por las grandes galerías, esas que no ven más allá del qué dirán.

Las exposiciones más modestas, si se me permite la expresión, han barrido a los primeras espadas de PHotoEspaña, que, salvo excepciones, no dejan de hacer bueno el cuento del traje nuevo del emperador. Y como siempre ocurre, el eco mediático se apaga al salir de los centros neurálgicos y en el olvido caen las exposiciones menores para entrar en el círculo vicioso del arte: nadie los citará el año que viene porque este año nadie -o casi nadie- los citó.

La columna de opinión Enfoque diferencial se publica normalmente el segundo y cuarto lunes de cada mes.

Artículos relacionados (23)
Agenda fotográfica
23 / JUL 2009
Agenda fotográfica
20 / JUL 2009
Agenda fotográfica
15 / JUL 2009
Agenda fotográfica
13 / JUL 2009
Agenda fotográfica
10 / JUL 2009
Agenda fotográfica
07 / JUL 2009
Agenda fotográfica
03 / JUL 2009
Agenda fotográfica
01 / JUL 2009
Agenda fotográfica
30 / JUN 2009
OpiniónEnfoque diferencial
22 / JUN 2009
Agenda fotográfica
18 / JUN 2009
Agenda fotográfica
17 / JUN 2009
Agenda fotográfica
15 / JUN 2009
Agenda fotográfica
09 / JUN 2009
Agenda fotográfica
08 / JUN 2009
Agenda fotográfica
04 / JUN 2009
Agenda fotográfica
03 / JUN 2009
Agenda fotográfica
02 / JUN 2009
Más artículos relacionados
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar