Actualidad

Absolución final para Pedro Armestre por el caso Cofrentes

1

El fotógrafo, que cubrió una acción de protesta de Greenpeace contra la energía nuclear, fue acusado de desórdenes públicos, daños y lesiones

Armestre se desplazó junto a miembros de Greenpeace para fotografiar la protesta en la central de Cofrentes. Foto: Pedro Armestre
20
MAY 2015

Pedro Armestre ya puede decir que ha dejado atrás el vía crucis legal que mantenía abierto desde el año 2011, cuando se desplazó a la central nuclear de Cofrentes para cubrir una acción de protesta de Greenpeace.

El fotoperiodista, que fue denunciado por Iberdrola -propietaria de la central- junto a 16 miembros de la organización ecologista, se enfrentaba a penas de cárcel de casi tres años y una multa de cientos de miles de euros por su participación en los hechos, durante los cuales se burló la seguridad de las instalaciones y varios activistas escalaron una de las torres de refrigeración para desplegar una pancarta.

El profesional, reconocido con premios de prestigio como el Ortega y Gasset de 2014, fue acusado de desórdenes públicos, daños y lesiones. Durante su comparecencia ante las autoridades, la jueza que recibió el caso llegó a preguntarle si había realizado un corte con una sierra radial a un guardia de seguridad de la central. Armestre, que pasó 40 horas detenido, fue puesto en libertad, pero su periplo legal solo acababa de comenzar.

Tras varios años de incertidumbre y versiones contradictorias por parte del equipo de seguridad de la central, Armestre fue absuelto de todos los cargos este pasado 17 de diciembre en una sentencia que condenaba a los miembros participantes de Greenpeace al pago de una multa por los daños causados en las instalaciones.

Esta nueva sentencia hace firme la absolución de los implicados en el caso por los delitos de lesiones y desórdenes públicos, si bien los miembros de Greenpeace deberán hacer frente a una sanción económica de unos 46.000 euros (más del doble de lo establecido en la anterior sentencia) por daños en la valla y deslucimiento de bienes inmuebles, considerando las reclamaciones de Iberdrola.

Fuentes y más información
1
Comentarios
Cargando comentarios