• BlackRapid SnapR: análisis
  • Nikon D5100: análisis
Prueba de producto
FOTOGRAFíA Y VíDEO EN PERFECTO EQUILIBRIO

Panasonic Lumix GH2: análisis

 
25
MAY 2011

Si la GH1 de Panasonic puede presumir de ser la primera cámara -y hasta ahora casi la única- realmente híbrida y capaz de desenvolverse sin pegas en el mundo de la fotografía y el vídeo, a la Lumix DMC-GH2 le corresponde revalidar este título. Aunque por fuera casi nada ha cambiado, en su interior esta nueva Lumix GH estrena un sensor de 16 megapíxeles que consigue situar este sistema de cámaras sin espejo a la altura de sus competidores en cuanto a calidad de imagen y control de ruido. Pese a algunas carencias en el diseño y en sus prestaciones, estamos sin duda ante el más completo, serio y polifacético de los modelos Micro Cuatro Tercios.

Acercarse a la familia Lumix GH siempre genera la misma duda: ¿estamos ante una cámara de fotos, una videocámara o ambas cosas a la vez? Aunque la pionera Lumix DMC-GH1 ya nos convenció de que era posible confeccionar un modelo híbrido que respondiera a esta doble demanda, casi dos años después la Lumix DMC-GH2 tiene que enfrentarse a una competencia mucho mayor y a un mercado en el que casi todos los modelos de ópticas intercambiables graban ya vídeo Full HD.

Además, desde el punto de vista fotográfico, la última generación de cámaras SLR y sin espejo ya había comenzado a dejar en evidencia al veterano CMOS de 12 megapíxeles empleado hasta ahora por las Micro Cuatro Tercios. Por ello, el nuevo captor de 16 millones de puntos que estrena esta cámara se convierte en la gran esperanza de este sistema y en una especie de demostración de fuerza.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Por si faltara algún ingrediente, el limitado "stock" de la GH2 en las tiendas y las dificultades para encontrarla pese a los meses que han pasado desde su lanzamiento anima un poco más el ambiente y parece suscitar todavía un mayor interés por ella.

Son todas ellas razones más que suficientes para acercarse a esta interesante cámara desde esa doble vertiente fotográfica y videográfica. Dos visiones más juntas que nunca, pero no revueltas.

Pantalla táctil, claro
Tal y como ya explicamos cuando una unidad de preproducción cayó en nuestras manos, el diseño y la ergonomía de la GH2 no plantean grandes cambios respecto a lo visto en la GH1.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

No obstante, sí asume esta Lumix algunas características presentes en modelos más recientes, empezando por la omnipresente pantalla táctil de las Lumix G de Panasonic. Se trata de un monitor articulado de 3 pulgadas de diagonal y 460.000 puntos de resolución que permite controlar la mayoría de las funciones de la cámara -desde los ajustes de exposición hasta enfocar o disparar- de manera táctil.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Ya nos hemos mostrado en diversas ocasiones bastante escépticos en cuanto a la utilidad real del llamado disparador táctil (sin un trípode, las posibilidades de obtener una foto movida son muy altas), pero hay que reconocer que, tras un periodo de adaptación, algunas funciones táctiles pueden resultar cómodas.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Además, no hay que perder de vista que los mandos físicos siguen ahí, con lo que el usuario siempre dispone de este doble camino para llegar al mismo sitio. Aunque al principio puede resultar un tanto desconcertante, con algo de práctica llegará a ser de cierta utilidad.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

La GH2 también reubica algunos de sus mandos, como el dial de control, que pasa del frontal de la empuñadura a la parte trasera. ¿Una buena idea? A medias, porque aunque esta nueva posición sí resulta algo más cómoda, Panasonic ha perdido la oportunidad de incluir un segundo dial que nos recuerde que estamos ante una cámara de cierta envergadura.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

El botón "Q.Menu", uno de nuestros mandos preferidos en las Lumix y que da acceso en pantalla a los principales ajustes, aparece recolocado también en la parte trasera. A cambio, la zona superior gana un botón directo para la grabación de vídeo y un interesante mando de función que puede configurarse a medida.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Vistos los parecidos con otros modelos de esta saga, tampoco nos alargaremos demasiado en este capítulo. Aunque los parecidos de la GH2 con una SLR hacen que en general el agarre y la ergonomía de la cámara admitan pocas pegas, sí es cierto que echamos de menos alguna diferencia en los acabados que remarque que estamos ante la reina -por prestaciones y también por precio- de las Micro Cuatro Tercios.

El enfoque vuelve a marcar diferencias
Ya desde que vieron la luz los primeros modelos de esta saga de cámaras de óptica intercambiable, Panasonic hizo hincapié en la velocidad de su sistema de enfoque automático por contraste. Pese a que las NEX de Sony también pueden presumir de un buen comportamiento en este campo y las Pen de Olympus han mejorado mucho, la GH2 revalida este liderazgo en la siempre delicada asignatura del enfoque.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Junto al ya conocido zoom Lumix G 14-140 mm f4-5.8 ASPH Vario HD Mega O.I.S., que también juega su papel en este terreno, tanto la velocidad de respuesta del enfoque como su precisión se sitúan por encima de la media. De hecho, en este campo la GH2 podría competir sin ningún miedo con cualquier réflex de gama sencilla (o incluso media) acompañada de su correspondiente objetivo de serie.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Unos excelentes resultados que, además, se trasladan también a la grabación de vídeo, donde la suavidad de las transiciones, las escasos movimientos dubitativos y erráticos para dar con un punto de foco -un clásico en muchos modelos- y el silencioso mecanismo del citado zoom de 14-140 milímetros convierten este conjunto en una de las mejores opciones para quienes den prioridad al registro de secuencias.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

En el lado contrario, los sujetos en movimiento y las escenas de acción siguen siendo uno de los puntos más flojos de este mecanismo a la hora de fotografiar. Es sólo en estos casos -al enfrentarse por ejemplo a un sujeto que se acerca a la cámara- cuando recordamos que el enfoque por contraste todavía tiene un margen de mejora para igualar al enfoque tradicional de las SLR.

16 MP en clave Micro Cuatro Tercios
Además de la ligera mejora en el enfoque y a falta de grandes novedades en su diseño, toda la atención se centra en las entrañas de esta cámara. Y no es para menos, teniendo en cuenta que estrena un nuevo Live MOS multiaspecto con una resolución total de 18 megapíxeles y efectiva de 16 millones de puntos.
Muestras: 16 MP
Las capturas se han realizado con una Panasonic Lumix DMC-GH2 y un objetivo Panasonic Lumix G 14-140 mm f4-5.8 ASPH Vario HD Mega O.I.S
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s
La idea es, por tanto, la misma que ya se vio en la GH1, pero elevando un poco la resolución: un sensor que utiliza sólo una parte de su superficie en cualquiera de los tres formatos disponibles (16:9, 3:2 y 4:3) y que por eso aprovecha sólo 16 millones de puntos del total.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Así, aunque pueda parecer una temeridad embutir semejante resolución en una superficie más pequeña que la de un captor APS-C, la GH2 no defrauda y cumple con las expectativas creadas en torno a los buenos resultados que en su momento ofrecía su predecesora en comparación con el resto de modelos de este sistema.

rango dinámico
Acompañada del polifacético objetivo de 14-140 milímetros, al que cabe achacar las limitaciones clásicas de este tipo de zooms, la GH2 ofrece un excelente rendimiento general (color, detalle, nitidez, etcétera) no sólo en escenas con condiciones óptimas, sino también allí donde las cámaras Micro Cuatro Tercios suelen flaquear más: el control del ruido.
Muestras: sensibilidad
Las capturas se han realizado con una Panasonic Lumix DMC-GH2 y un objetivo Panasonic Lumix G 14-140 mm f4-5.8 ASPH Vario HD Mega O.I.S. Haz clic en la imagen para ver un recorte
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s. haz clic en la imagen para ver un recorte
160 ISO
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s. haz clic en la imagen para ver un recorte
200 ISO
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s. haz clic en la imagen para ver un recorte
400 ISO
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s. haz clic en la imagen para ver un recorte
800 ISO
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s. haz clic en la imagen para ver un recorte
1.600 ISO
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s. haz clic en la imagen para ver un recorte
3.200 ISO
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s. haz clic en la imagen para ver un recorte
6.400 ISO
las capturas se han realizado con una panasonic lumix dmc-gh2 y un objetivo panasonic lumix g 14-140 mm f4-5.8 asph vario hd mega o.i.s. haz clic en la imagen para ver un recorte
12.800 ISO
Con ajustes situados entre 160 y 12.800 ISO (recomendamos no pasar del umbral de los 3.200 ISO), los niveles de ruido sitúan esta GH2 en lo más alto del "ranking" de las Micro Cuatro Tercios. Pese a que la firma japonesa a veces peca de un procesamiento excesivo para paliar las limitaciones del sensor, parece que en este caso se ha optado por un camino mucho más moderado y cabal: control del molesto ruido cromático, pero tolerancia con el grano que produce el ruido de luminancia para mantener así un nivel de detalle y nitidez muy alto, incluso a 1.600 ISO.
Muestras: RAW
Las capturas se han realizado con una Panasonic Lumix DMC-GH2 y un objetivo Panasonic Lumix G 14-140 mm f4-5.8 ASPH Vario HD Mega O.I.S. Fotografías procesadas con Adobe Lightroom 3.3. Haz clic bajo cada imagen para descargar el archivo original en formato RAW
Si optamos por disparar en RAW y controlar nosotros mismos el grado de enfoque y reducción de ruido, comprobaremos cómo rápidamente la imagen muestra estos síntomas al deslizar el ajuste de la máscara de enfoque: recuperamos detalle, sí, pero a cambio de algo más de grano. Nos parece un buen trato si la otra opción son imágenes limpias pero totalmente descafeinadas.
Un pasito más hacia la vídeo-excelencia
Pese a que esta GH2 mejora no pocos aspectos de su predecesora en lo que se refiere a la grabación de imágenes en movimiento, seguimos echando en falta algún detalle que, por algún oscuro motivo, todas las firmas se niegan a incluir en sus cámaras. Y es que, de nuevo, la ausencia más sonada es la de una salida para auriculares que nos permita monitorizar el audio entrante de la cámara, algo esencial para realizar grabaciones con una pizca de ambición.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

De la misma manera, las opciones de configuración del sonido son escasas y algo toscas. Afortunadamente -y ésta es unas de las novedades-, la GH2 cuenta con un par de indicadores en pantalla que nos informan sobre el nivel de volumen del audio entrante.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Aunque no es ninguna maravilla, el micrófono interno de la cámara ofrece unos resultados bastante decentes y por encima de lo que solemos encontrar en las cámaras de la competencia.

Respecto a los ajustes, y tal y como ya ocurría con la GH1, este modelo ofrece controles manuales completos y un visor electrónico de gran calidad que, acompañado del ya citado monitor táctil articulado, hace que la experiencia de uso sea más similar a la que obtendríamos con una videocámara convencional.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

No obstante, igual que hemos visto en el apartado fotográfico, las verdaderas mejoras que ofrece esta GH2 se encuentran precisamente en la calidad de imagen. Así, nos alegra observar una importante mejora en el nivel de detalle de las secuencias de vídeo y, sobre todo, la práctica ausencia del molesto muaré y de los artefactos de compresión que nos habíamos encontrado en las imágenes capturadas con la GH1. Y por qué no decirlo: en las que graban la mayoría de cámaras de este tipo.



Varias secuencias de vídeo grabadas con una Panasonic Lumix GH2, editadas y sometidas a un proceso optimizado de compresión. Puedes reproducir el vídeo a pantalla completa y en alta definición haciendo clic en el rótulo "HD".

Para conseguir la máxima calidad, eso sí, hay que echar mano de la grabación con 1080 líneas a 24 fotogramas por segundo, el único modo que alcanza un flujo de datos de 24 Mbps, el máximo teórico que permite el formato AVCHD. Con el resto de opciones, el flujo de datos se rebaja hasta los 17 Mbps, y aunque de forma muy sutil, la calidad final se resiente.

Secuencias de 1920 x 1080 puntos y 25 fotogramas por segundo en formato AVCHD grabadas con una Panasonic DMC-GH2 y un objetivo Lumix G 14-140 mm f4-5.8 ASPH Vario HD Mega O.I.S. Haz clic en la imagen para descargar los archivos
De la misma manera, también se observa una gran mejora en las tomas con poca luz. La GH2 puede presumir de capturar imágenes perfectamente válidas hasta 2.500 ISO si exponemos correctamente, algo totalmente impensable con la GH1.

Otra de las novedades que aporta esta GH2 es algo que muchos videógrafos llevan tiempo reclamando y que pocas cámaras ofrecen a día de hoy: una salida HDMI en alta definición durante la grabación de vídeo. Y es que normalmente la conexión HDMI que emplean este tipo de cámaras sólo alcanza la resolución HD cuando reproducimos los vídeos grabados, y no mientras se captura.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Esto nos permitiría, por ejemplo, conectar la GH2 a un grabador de disco duro o un monitor externo de alta definición, dos herramientas que pueden ser muy útiles a la hora de acometer rodajes más serios. La única pega es que esta salida se realiza siempre en formato 1080 y a 50 cuadros por segundo, sea cual sea el modo de imagen que hayamos seleccionado en la cámara.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Para concluir el apartado del vídeo, merece la pena llamar la atención sobre dos nuevas prestaciones que trae bajo el brazo la GH2.



Una muestra de las focales extremas que se pueden conseguir con la curiosa función Extended Tele. Puedes reproducir el vídeo a pantalla completa y en alta definición haciendo clic en el rótulo "HD".

La más interesante es la que Panasonic ha bautizado como Extended Tele, una función que permite multiplicar por 2,6 la focal del objetivo sin ninguna pérdida en la calidad de imagen. Y es que para generar un vídeo con un tamaño de cuadro de 1920 x 1080 píxeles, la GH2 tan sólo necesita echar mano de una parte muy pequeña de la superficie total de su sensor.



Secuencias grabadas empleando las distintas opciones que ofrece el llamado modo de película variable. Puedes reproducir el vídeo a pantalla completa y en alta definición haciendo clic en el rótulo "HD".

Por último, el llamado modo de película variable ofrece la posibilidad de cambiar la velocidad de fotogramas por segundo durante la grabación y obtener de esta forma secuencias de vídeo con una velocidad del 80, 160, 200 o 300% respecto a la que se obtendría a 24 cuadros por segundo.

Dos en uno
En un momento en que la frontera entre la imagen fija y en movimiento son cada vez más difusas y tienden a desaparecer, parece bastante evidente que el futuro apunta hacia los modelos híbridos, capaces de moverse cómodamente a ambos lados de ese linde.

Éste es, precisamente, el terreno en el que se desenvuelve como ninguna la Panasonic Lumix DMC-GH2, que mejora su rendimiento respecto a la GH1 tanto en lo que respecta a la toma de fotografías como a la grabación de vídeos.

Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Panasonic Lumix DMC-GH2
Panasonic Lumix DMC-GH2
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Pese a que una cámara como la GH2 sólo luce en toda su plenitud en manos de quienes valoren esta dualidad, incluso analizando por separado sus dos facetas se trata de un modelo interesante y recomendable. Como cámara de vídeo es una excelente propuesta para proyectos de presupuesto limitado; los aficionados a la fotografía, por su parte, verán entusiasmados cómo ese nuevo CMOS de 16 megapíxeles ha roto las barreras que parecían frenar hasta ahora a las cámaras Micro Cuatro Tercios.

Nota: las tarjetas de memoria que aparecen fotografiadas en este artículo han sido cedidas por SanDisk como parte de un acuerdo publicitario alcanzado entre esta compañía y QUESABESDE.COM.

Etiquetas
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar