• Panasonic Lumix DMC-FZ50: toma de contacto
  • Olympus µ 750: toma de contacto y muestras
Prueba de producto
LA COMPACTA MáS PANORáMICA

Panasonic Lumix DMC-LX2: toma de contacto

 
27
JUL 2006

Con el permiso de las Lumix DMC-L1 y FZ50, la LX2 también logró hacerse un hueco en el podio de novedades desveladas por Panasonic la semana pasada durante el Lumix Seminar 2006 de Barcelona. Pocos cambios en la más panorámica de las compactas, que eleva a 10 megapíxeles la resolución de su CCD de formato 16:9 y sigue haciendo del elegante diseño y de la óptica angular estabilizada sus puntos más apetecibles.

Exceptuando el salto a las ópticas intercambiables de la Lumix DMC-L1, parece que la continuidad es el camino elegido por Panasonic para ampliar y renovar su saga de compactas Lumix. Así ha ocurrido con la Lumix DMC-FZ50, y el mismo camino parece seguir la Lumix DMC-LX2, con la que QUESABESDE.COM pudo pasar unas cuantas horas la semana pasada justo después de su presentación internacional.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Continuidad no implica necesariamente que la cámara no albergue interesantes aportaciones respecto a su predecesora, la LX1. No obstante, la inmensa mayoría de ellas no son perceptibles a primera vista, pues tan sólo la pantalla -pasa de 2,5 a 2,8 pulgadas, aunque mantiene la misma resolución- y un pequeño y práctico joystick en la parte posterior -del que luego hablaremos- alteran el diseño original.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Por tanto, se mantiene la consistencia metálica del cuerpo, que confiere a la cámara un aspecto muy elegante en su acabado plateado y con guiños clásicos y sobrios, si se elige el modelo en negro.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

En ambos casos, la cara frontal se encuentra coronada por una óptica Leica de considerables dimensiones y una pequeña prominencia en la parte izquierda que hace las veces de empuñadura.

Tres formatos
El sensor encabeza el listado de novedades incorporadas a las especificaciones de la cámara. Con 2 millones de puntos más que su antecesora, la LX2 alcanza la decena de megapíxeles de acuerdo a lo que ya parece una nueva moda y mantiene una de sus principales peculiaridades: el formato panorámico 16:9 del captor.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

No obstante, poco más se puede decir por ahora del renovado CCD, puesto que el modelo probado no era de producción final y, por tanto, los resultados obtenidos no son válidos para realizar una primera valoración del rendimiento de este modelo.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Pero, como decíamos, las innovaciones llegan de la mano con reminiscencias del anterior modelo. Son estos detalles -como el ya citado sensor panorámico- los que configuran la idiosincrasia de la LX2 y que pueden llegar a ser importantes bazas para marcar distancias en el escaparate de cara al próximo otoño.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Tal es el caso del interruptor situado en la parte superior del objetivo, que permite seleccionar el aspecto que tendrá la imagen en relación a sus proporciones: el formato nativo del sensor de la cámara, de 16:9, o los recortes de 4:3 y 3:2. Pese a reconocer la originalidad del mando, seguro que no son pocos los que, sin dudarlo, lo cambiarían por un anillo de enfoque o zoom.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

El flash es otro de los detalles curiosos heredados por la LX2. Situado en un lateral de la cámara, el clásico sistema pop-up adopta aquí una forma totalmente vertical de ocultación y activación.

Angular estabilizado
Las concesiones al diseño conviven con unos cuantos gestos de complicidad con los usuarios más exigentes, que se sentirán atraídos de entrada por el aspecto de esa óptica Leica DC Vario-Elmarit de 4 aumentos. Un zoom óptico de 4x que, en lugar de estirarse en su vertiente de teleobjetivo -incluso puede que los 112 milímetros se queden algo cortos-, prefiere insistir en el terreno angular, configurando uno de los 28 milímetros con abertura f2.8 más interesantes del panorama digital.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

El despliegue de la óptica y su recorrido por las focales funciona -al menos así lo hemos percibido en este breve contacto- de forma ágil en cuanto se presionan los mandos correspondientes.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Con una palanca situada en el lateral del objetivo es posible variar el tipo de enfoque entre automático, manual y macro. Por lo que hemos podido comprobar, el autofoco muestra un estupendo comportamiento y precisión.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

El estabilizador Mega O.I.S. es otro de los puntos álgidos de la LX2. Aunque es ésta una prestación más imprescindible para los modelos de focal larga, la combinación de una luminosidad interesante del visor, junto al estabilizador óptico y las sensibilidades aumentadas -incluido el control inteligente de la sensibilidad, ya comentado al hablar de la FZ50-, no hacen sino potenciar las ganas de poner a prueba las posibilidades de una unidad final de esta cámara en escenas donde la ausencia de luz y el movimiento sean las notas predominantes.

Manejo mejorado
El procesador Venus Engine III tendrá que enfrentarse a varios retos. Tal como sucede con la FZ50, la Lumix LX2 no sólo aumenta la resolución de la LX1 en un par de megapíxeles sin tocar el tamaño del sensor, sino que también se anima a elevar la sensibilidad hasta 1600 ISO.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Mientras llega el momento de comprobar las virtudes de este renovado motor de imagen en los complicados terrenos de la reducción de ruido -se aplica por separado una doble reducción de ruido de luminancia y "crominancia" antes y después del procesamiento, explica Panasonic-, sí se pueden apreciar ya las novedades aportadas en cuanto al manejo de la cámara.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Aunque los accesos directos siguen sin estar presentes -un botón que los concentrara, a imagen y semejanza del nuevo "Function" de la FZ50, se agradecería-, la incorporación de un nuevo joystick de control mejora notablemente el manejo de la cámara y el acceso a sus funciones.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Así, presionando este nuevo mando en el modo de captura se accede a la selección del punto de enfoque. El joystick permite igualmente desplazarse con mucha mayor agilidad por los menús de la cámara, de modo que elegir la sensibilidad, el balance de blancos o la medición -ajustes a los que se llega presionando el botón "Menú"- es ahora más cómodo.

Panasonic Lumix DMC-LX2
Panasonic Lumix DMC-LX2
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Y en la zona superior, la rueda con los modos de trabajo recuerda que la LX2 dispone tanto de opciones de control manual como de los más habituales automatismos y escenas. Lo mismo ocurre al hablar de formatos de grabación, puesto que la nueva Lumix permite almacenar las imágenes en JPEG o RAW.

"Delicatessen"
Aunque, vistos por separado, los ingredientes pueden no impresionar, sólo hay que hacer un recorrido por las prestaciones de la LX2 para darse cuenta de que Panasonic ha logrado amasar una de las compactas más sibaritas del mercado.

Objetivo Leica de 28 milímetros y f2.8, estabilizador óptico de imagen, control manual de la exposición, sensibilidad hasta 1600 ISO, grabación en RAW... incluso formato 16:9 nativo para quienes deseen dar un aspecto más panorámico a sus imágenes. La mesa está servida; esperemos que la cata definitiva de cara al próximo otoño mantenga este buen regusto inicial.

Etiquetas
Productos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar