• Motorola Razr Maxx: análisis
  • LG Optimus L7: análisis
Prueba de producto
LO BUENO SALE CARO

Panasonic TX-L47WT50: análisis

 
20
AGO 2012

Equipada con la última tecnología 3D de obturación activa, la nueva serie WT50 de televisores LED con paneles IPS de 1.600 hercios de Panasonic promete una gran experiencia de cine en casa. Por el laboratorio de QUESABESDE.COM ha pasado la versión de 47 pulgadas de este Smart TV, un atractivo equipo de altas prestaciones cuyo principal inconveniente -el precio que hay que pagar por él- apunta también alto. Sea como sea, con un diseño sobrio y elegante el TX-47WT50 se presenta como una de las apuestas más serias en el ámbito doméstico del visionado de contenido en 3D.

Desvelada a principios de año junto a otras cuatro familias baluarte (DT50, ET5, E5 y VT50) y disponible en tres versiones de 42, 47 y 55 pulgadas, la WT50 es la serie más llamativa de la nueva hornada de televisores Smart Viera de Panasonic. Elegancia y prestaciones son, entre otras, sus señas de identidad más reseñables.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

En un mercado en el que no faltan ni marcas ni modelos, el TX-L47WT50 destaca por la calidad que ofrece el visionado de contenido en tres dimensiones. La inclusión de dos pares de gafas 3D en el paquete es un buen indicio de que Panasonic se toma esta tecnología en serio. Similares sensaciones ofrecen el resto de opciones de entretenimiento visual que ofrece este LED.

Así, con este Viera podemos comprar y alquilar películas sin movernos del sofá, conectarnos a redes sociales como Facebook y Twitter sin dejar de ver nuestros programas favoritos, jugar a videojuegos, realizar videoconferencias con Skype y un largo etcétera. Sin olvidarnos del curioso Viera Touch Pad, un pequeño mando parecido a un ratón de ordenador dotado de una superficie táctil para facilitarnos la navegación por Internet.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Pero no todo iba a ser bueno y maravilloso. Estamos ante un televisor de gama alta, y eso se nota sensiblemente en el precio: unos 2.300 euros según Panasonic (aunque puede encontrarse por menos de 2.000).

Elegancia, minimalismo y funcionalidad

El TX-47WT50 es un televisor de líneas marcadas y directas. No se han hecho concesiones a elementos inútiles que entorpezcan su diseño minimalista, sobrio y elegante. Con tonos metálicos y negros, este Smart TV cuenta con un estrecho marco de 7 milímetros con una parte de vidrio transparente en la zona inferior.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)
Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Con aspecto de estar sólidamente construido, integra un curioso pie giratorio en forma de bumerán. Aunque en las fotos pueda parecer que se trata de una pieza robusta, en realidad está fabricado con un plástico que transmite una decepcionante sensación de fragilidad.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)
Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Como es habitual, las principales conexiones están en el lateral izquierdo posterior del televisor y los botones de encendido, volumen y cambio de canales en el lateral derecho. El control remoto ofrece pocas novedades con respecto a los diseños que lleva utilizando Panasonic desde hace ya algunos años: buena disposición de los botones, tacto agradable y un peso más que correcto.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)
Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Dispone de accesos directos a todas las funciones principales y sólo nos molesta un poco que el botón "OK" situado en la cruceta circular sea excesivamente pequeño. Los usuarios con manos grandes pulsarán casi siempre por accidente una de las direcciones de la cruceta cuando intenten darle a dicho botón (damos fe de ello).

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

En cuanto al nuevo Viera Touch Pad, como ya apuntábamos se trata de un control remoto de dimensiones reducidas que cabe perfectamente en la palma de la mano y se ajusta de maravilla a su forma. De tacto agradable, nos encanta su diseño simple y efectivo. El dedo grande queda justo encima de la zona táctil y la experiencia de navegar por Internet directamente en el televisor mejora gracias a su superficie táctil.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Si bien esta cualidad táctil acapara la mayor parte del control, el mando cuenta también con botones para cambiar de canal y ajustar el volumen, así como accesos directos a las llamadas Viera Tools, a Internet y a las opciones de vídeo y audio, entre otras. La zona táctil de este Touch Pad no es todo lo sensible que querríamos, pero ciertamente es un extra al que damos una calurosa bienvenida.

Imagen

Con un precio que sobrepasa los 2.000 euros, lo último que debería preocuparnos al adquirir un televisor como el TX-L47WT50 es si su calidad de imagen estará a la altura de lo esperado. En el caso de este panel de 47 pulgadas, tecnologías como las llamadas Smart Viera Engine Pro, Pure Image Creation y 1080p Pure Direct se encargan de ofrecer un excelente rendimiento con todo tipo de material visual, ya sea en alta definición o con resoluciones inferiores.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Es con el contenido que ofrecen los formatos en alta definición como los discos Blu-ray donde el LED de Panasonic luce todo su potencial, pero se agradece que no se descuide la definición estándar y que un DVD de los de toda la vida siga ofreciendo buenas sensaciones en un panel de este tamaño.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

La nitidez, el brillo y el contraste que ofrece la pantalla IPS LED LCD con un refresco de 1.600 hercios son excelentes. No importa el lugar en el que coloquemos el televisor y las condiciones de luz que tenga la sala: podremos seguir viendo en condiciones el contenido proyectado por su panel sin problema alguno.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)
Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Donde este modelo de 47 pulgadas de la serie WT50 no consigue la misma excelencia vista en el contraste de las imágenes es en la representación de los niveles de negro. Son de notable alto, pero no acaban de convencernos como lo han hecho tantas otras veces algunas pantallas con tecnología de plasma.

Si el contenido en 2D nos deja con un excelente sabor de boca, cuesta describir el momento en el que nos calzamos las gafas 3D que se incluyen con el televisor y activamos la opción de visionado en tres dimensiones. Es como entrar en un nuevo mundo. No sólo por la sensación de realidad que otorga el efecto 3D, sino por la definición y nitidez que ganan las imágenes proyectadas por el panel en este modo.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

El cambio es espectacular. Ver una película en alta definición con el TX-L47WT50 es un lujo. Ver esa misma película en modo 3D es toda una experiencia. Más aún si tenemos en cuenta que en todas las pruebas que hemos hecho no hemos detectado en ningún caso el temido efecto de "crosstalk".

Aunque la transformación de contenido 2D en 3D en tiempo real roza casi siempre la excelencia, en ocasiones algunos elementos de la imagen parecen volverse locos y la experiencia pueda llegar a marear si no estamos acostumbrados a este tipo de visionados. Antes de activar las gafas 3D un mensaje nos avisa de que si nos mareamos nos las quitemos y descansemos la vista.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Aunque el efecto funciona muy bien con contenido en definición estándar, funciona mucho mejor -claro está- con contenido en alta definición y es impresionante si lo utilizamos con videojuegos como los que ofrecen la Xbox 360 de Microsoft o la PlayStation 3 de Sony.

En cuanto a las gafas, su diseño sigue las líneas marcadas por el televisor. Son sobrias y elegantes y cuentan con un botón de encendido en la parte superior. El tinte de los cristales es mínimo y ello conlleva que podamos ver la imagen del televisor casi del mismo modo que haríamos sin gafas, es decir, con el mismo brillo y los mismos tonos de color. El único inconveniente es que dichas gafas funcionan con pilas y no se pueden recargar.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)
Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Aquellos que busquen definición, nitidez y claridad en las imágenes deberían dejar los ajustes del televisor tal y como están por defecto. Sin embargo, quienes no acaben de digerir esa sensación de vídeo digital que ofrecen algunas de las tecnologías que incorporan televisores como este TX-L47WT50 de Panasonic se verán obligados a realizar unos pequeños cambios en dicha configuración.

Si vamos a utilizar el televisor para ver cine y series, lo mejor es dirigirse al menú "Imagen" del equipo y activar el modo "Cine". Entonces debemos cambiar el contraste a 40, el brillo a 30 y el color a 35. La nitidez la reducimos hasta cero para luego dejar la temperatura de color a "normal". Desactivamos a continuación el modo Eco y P-NR y dejamos en "ON" la opción de color vívido. Nos dirigimos luego a la segunda página del menú y entramos en "Ajuste avanzado" para desactivar tanto la opción de detección de cadencia de la película como la función de "16:9 Overscan".

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)
Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Al desactivar esta última opción evitamos ese pequeño zoom que hace el televisor en la imagen y que nos priva de ver cierto contenido. En cuanto a la opción Intelligent Frame Creation, podemos dejarla activada al mínimo o desactivarla del todo si nos sigue pareciendo que estamos viendo un documental y no la última superproducción de Hollywood.

Audio

Con un diseño tan fino y minimalista cuesta imaginar que televisores como el TX-L47WT50 de Panasonic sigan contando con altavoces en su interior. Y así es, aunque su potencia y calidad sean casi anecdóticas.

No es el sonido uno de los puntos fuertes de este LED, como sucede con la inmensa mayoría de televisores. Con su empeño en concebir paneles cada vez más finos los fabricantes han relegado a un segundo o tercer plano los altavoces y "woofers" de sus productos, y eso acústicamente se nota.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)
Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Sus dos altavoces delanteros, junto con un "woofer", emiten sonido en V-Audio ProSurround 2.1. El televisor cuenta además con salida de audio digital Dolby Digital Plus, DolbyPulse y DTS 2.0+.

Internet

Como buen Smart TV que es, el TX-L47TW50 se conecta a Internet con un cable o a través de una red Wi-Fi. Ambos modos funcionan a la perfección y son extremadamente fáciles de configurar. O conectamos un cable Ethernet en la parte posterior del televisor o buscamos la red a través del sistema de menús del televisor. Así de simple.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)
Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Una vez pulsamos el botón "Internet" del control remoto se nos presenta una interfaz aceptablemente atractiva en la que vemos siete cuadrados en torno a otro situado en el centro y en el que aparece reproducido el contenido que veíamos antes de conectarnos a Internet.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)
Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Estos siete cuadrados son aplicaciones que incluye el Viera de Panasonic. Pero hay más. Podemos movernos por distintos niveles y ver que hay un buen puñado de aplicaciones para ver noticias en tiempo real, jugar, hacer llamadas con Skype (son necesarios un micrófono y una cámara), ver vídeos de YouTube y Vimeo (entre otros servicios) e incluso conectarnos a Twitter y Facebook sin dejar de ver nuestra película o serie de televisión preferida. La saturación de información en estos casos puede llegar a ser monumental.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

También es posible alquilar y comprar películas tanto en definición estándar como en HD, e incluso podemos descargar cine gratuitamente. Pero una de las aplicaciones que más nos ha llamado la atención es el navegador web. Y es que ver páginas web en un panel de 47 pulgadas tiene su gracia.

Dicho navegador funciona mejor de lo esperado, aunque introducir direcciones, nombres de usuario y contraseñas puede convertirse en una auténtica pesadilla. Por suerte, la inclusión del control remoto Touch Pad facilita un poco las cosas. Las páginas se cargan rápidamente y la reproducción de vídeos funciona en la mayoría de los casos.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Choca, no obstante, que al escribir una dirección en el navegador éste nos pregunte siempre si la vocal que acabamos de introducir lleva tilde o no.

Conectarse a Internet con el TX-L47WT50 es como convertir el televisor en una especie de ordenador gigante. Con él podemos consultar páginas web y descargar aplicaciones de todo tipo, tanto gratuitas como de pago. Lo único que nos falta es algún tipo de control remoto o sistema que nos permita comunicarnos con el dispositivo más rápida y fácilmente. El Viera Touch Pad es un buen intento, pero no es la solución definitiva ni mucho menos.

Menús y conexiones

El sistema de menús bebe directamente del diseño de este Viera. Menús con letras grandes, claros y directos. Configurar el televisor o aplicar cualquier tipo de cambio se puede hacer en cuestión de segundos y sin dificultad alguna. Panasonic no ha variado demasiado su sistema en los últimos años, y a la vista está que poca falta le hace.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)
Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

En cuanto a las conexiones el TX-L47TW50 no se queda corto. Cuatro puertos HDMI y tres USB, uno de los cuales abre las puertas a la conexión de un disco duro en el que grabar contenido directamente desde el televisor. El disco que conectemos al equipo debe tener un mínimo de 160 GB de espacio y un máximo de 3 TB. Ni su configuración ni su uso entrañan dificultad alguna.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)
Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

A través de cualquiera de estos tres puertos USB podemos reproducir todo tipo de archivos de vídeo y audio. Y cuando decimos todo tipo queremos decir todo tipo: desde clips de vídeo en formato AVCHD 3D hasta archivos DivX Plus, WMV, MKV, AVI, MP4, MOV, MP3, AAC, WMA Pro/FLAC, JPEG y MPO, entre otros. En nuestras pruebas no hemos logrado encontrar un archivo de vídeo que este Viera no sea capaz de reproducir. Y bien puede decirse que lo hemos intentado.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

El apartado de conexiones se cierra con una entrada de vídeo compuesto compartida, Bluetooth para usar teclados o equipos externos de audio y una entrada de vídeo compuesto, entre otras.

Bueno, bonito... y caro

El Panasonic TX-L47TW50 puede presumir de una calidad excelente y su diseño deja poco lugar a la crítica sazonada con envidia pura. Incluye un más que útil control remoto Touch Pad y unas excelentes gafas 3D. Por no hablar del contraste, la nitidez y los colores de las imágenes que reproduce, especialmente en el modo 3D, que lo convierten en una de las mejores opciones si lo que queremos es disfrutar en casa de este tipo de contenido.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

Su sistema de conexión a Internet puede ser una buena alternativa a otros que ya pueblan muchos hogares. Además, la gran variedad de archivos multimedia que es capaz de reproducir vía USB hará las delicias de muchos usuarios.

Panasonic TX-L47WT50
Panasonic TX-L47WT50
Foto: Joan Piella (Quesabesde)

¿Su mayor inconveniente? Esos 2.000 euros que cuesta. A veces lo bueno se hace pagar.

Etiquetas
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar