• Archos Helmet CamCorder: toma de contacto
  • Panasonic Lumix DMC-FZ8 y TZ3: toma de contacto
Prueba de producto
ZOOM EN MAYúSCULAS

Olympus SP-550 Ultra Zoom: toma de contacto

 
2
FEB 2007

Llamar la atención en el escaparate de las compactas digitales es una misión complicada. Tal vez por eso, Olympus ha decidido llevar la idea de cámara "todo en uno" a su concepto más superlativo, al menos en lo que a óptica se refiere. 18 aumentos de zoom y unas focales de 28-504 milímetros son argumentos más que suficientes para que en QUESABESDE.COM nos hayamos empeñado en hacer un primer repaso de este modelo.

Anunciada la pasada semana como aperitivo de las novedades que todas las marcas preparan ya para la próxima feria PMA de Las Vegas, la Olympus SP-550 Ultra Zoom se coló directamente en el primer puesto de las compactas de zoom largo.

Aunque aún es pronto para valorar la calidad de ese interminable objetivo de 28-504 milímetros, unos minutos con una unidad de preproducción de la cámara nos han permitido descubrir algunos detalles de su funcionamiento y ergonomía.

Olympus SP-550 Ultra Zoom
Olympus SP-550 Ultra Zoom
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Con la memoria de la SP-510 Ultra Zoom aún fresca, la primera impresión es buena. El cuerpo de la SP-550 UZ no transmite la sensación endeble del de su antecesora. Aunque el plástico sigue siendo el elemento dominante, el cuerpo llega recubierto de una especie de goma que proporciona un tacto agradable y un agarre cómodo.

Olympus SP-550 Ultra Zoom
Olympus SP-550 Ultra Zoom
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

El aro que rodea el inicio de la óptica -lástima que no sea un anillo de focales-, los colores más oscuros y mates de la carcasa, y la empuñadura, expresamente colocada en la parte trasera para el pulgar, hacen que no cueste nada hacerse a las formas de este conato de réflex.

Perfil interminable
Con una resolución de 7 megapíxeles, la atención se centra necesariamente en la óptica, cubierta por una tapa tal vez algo desproporcionada.

Olympus SP-550 Ultra Zoom
Olympus SP-550 Ultra Zoom
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Nada más poner en funcionamiento la cámara, el objetivo se despliega hasta su posición inicial; a partir de ahí, obedece las órdenes del mando del zoom con rapidez y eficacia. El inmenso recorrido de las focales puede realizarse, por tanto, a toda velocidad o deteniéndonos en focales intermedias.

Olympus SP-550 Ultra Zoom
Olympus SP-550 Ultra Zoom
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Por lo que QUESABESDE.COM ha podido comprobar, el mecanismo demuestra ser bastante eficaz, sin que se produzcan saltos ni molestas pausas intermedias. En enfoque, por su parte, parece responder también con notable velocidad, aunque habrá que realizar pruebas con condiciones de luz más complicadas para ver cómo se desenvuelve.

Foto: Quesabesde
Foto: Quesabesde
Foto: Quesabesde
Los tres extremos focales de la SP-550 UZ, incluido el zoom digital: el angular de 28 milímetros, el tele de 504 milímetros, y la ampliación digital de 5,6 aumentos, cuya focal resultante equivaldría a la de un supertele de más de 2800 milímetros.

Como es lógico, esos 18 aumentos de focal -no se puede pasar por alto la luminosidad de f4.5 en la posición de teleobjetivo- se traducen en un perfil contundente cuando la óptica está desplegada. Descompuesto en dos módulos, la delgadez del segundo de ellos recuerda vagamente a aquellas compactas de película en las que se empleaba un zoom largo.

Olympus SP-550 Ultra Zoom
Olympus SP-550 Ultra Zoom
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Aunque, como decíamos, la ergonomía invita a manejar la cámara con un sola mano, a partir de cierta focal resulta prácticamente imposible no echar la otra mano para intentar dar algo de consistencia al disparo.

Si optamos por llevar al máximo el potencial del objetivo -o incluso recurrir al zoom digital, que deja la focal en unos espectaculares 2822 milímetros-, el encuadre de la escena es prácticamente ingobernable.

Afortunadamente, la SP-550 incorpora un estabilizador mecánico sobre cuyo futuro en el ámbito SLR podrían hacerse muchas especulaciones.

Sobre el papel, y a la espera de ver los resultados -será especialmente interesante comprobar hasta qué punto es viable disparar a pulso a 500 milímetros-, la combinación de esta óptica con un estabilizador se antoja interesante.

5000 ISO
El macro de 1 centímetro, los modos de disparo manuales -incrustados en un gran dial en la parte superior- o la grabación en formato RAW dejan bien claro que la SP-550 UZ está pensada para ese aficionado avanzado que no quiere andar cargando con una bolsa de ópticas intercambiables.

Ciertamente, el equivalente a esos 28-504 milímetros serían unos cuantos kilos de cristal a cuestas.

Olympus SP-550 Ultra Zoom
Olympus SP-550 Ultra Zoom
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Tal vez por esas serias aspiraciones, no estaría de más reclamar algún acceso directo más en el panel de control trasero. Más aún teniendo en cuenta que la sensibilidad es otro de los puntos fuertes de los que presume la SP-550 UZ.

Olympus SP-550 Ultra Zoom
Olympus SP-550 Ultra Zoom
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Concretamente, Olympus habla de un valor máximo de 5000 ISO aunque hay que matizar que a esta sensibilidad sólo es posible acceder cuando la resolución se ha reducido.

Olympus SP-550 Ultra Zoom
Olympus SP-550 Ultra Zoom
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

La propuesta de Olympus pasa por un control en dos tiempos, aunque bastante rápido: basta con pulsar el botón central ("OK-Func") para acceder a los ajustes de sensibilidad, balance de blancos, medición...

Olympus SP-550 Ultra Zoom
Olympus SP-550 Ultra Zoom
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

La navegación a través de los menús, por su parte, recae en el anillo metálico que rodea esta zona, que esconde un dial de cuatro posiciones.

Olympus SP-550 Ultra Zoom
Olympus SP-550 Ultra Zoom
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Cerca de éste, en el lateral, tiene su espacio la ranura para tarjetas xD-Picture Card. Tanto en este caso como en el de la alimentación basada en cuatro pilas de tamaño AA, Olympus ha optado por un continuismo que no sabemos si gustará a todos los usuarios.

Muchas preguntas
Con una unidad no definitiva de la Olympus SP-550 Ultra Zoom entre las manos, es inevitable plantearse unas cuantas dudas. Y nada mejor que esperar a una versión final de la cámara para poder darles respuesta.

Convertido en eje central del producto, el rendimiento del objetivo y su capacidad para lidiar con las aberraciones geométricas y cromáticas -teniendo en cuenta lo complejo de la construcción de un zoom tan potente- será una cuestión fundamental.

Olympus SP-550 Ultra Zoom
Olympus SP-550 Ultra Zoom
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Confiemos, por ejemplo, en que las molestas aberraciones que hemos podido percibir en el LCD al encuadrar con una intensa luz solar de mediodía como incómoda invitada no se reproduzcan en las capturas.

Olympus SP-550 Ultra Zoom
Olympus SP-550 Ultra Zoom
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

La eficacia del zoom mecánico -indispensable en ciertas focales- o la utilidad de esos 1600 ISO a máxima resolución son también anotaciones que han de quedar pendientes para un futuro repaso.

Por ahora, parece que Olympus ha hecho los deberes en cuanto a la construcción del cuerpo -detalle importante en este tipo de cámaras- y en aportar una pequeña revolución a este segmento, poco dado últimamente a novedades de semejante magnitud.

Etiquetas
Productos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar