Actualidad

La µ 780 repite la receta de la estabilización mecánica de Olympus

 
5
MAR 2007

Tras un primer tanteo en el campo de la estabilización mecánica con la µ 750, Olympus ha vuelto a la carga por partida doble. Así, coincidiendo con el estreno de la réflex estabilizada E-510, hoy también ha saltado a la palestra una µ 780 dotada de este mecanismo antivibraciones. Casi idéntica a la µ 750, la remozada compacta cuenta con un nuevo procesador.

La estilizada familia µ sigue creciendo. Aunque todas las miradas del día se dirigen a las dos SLR digitales que Olympus acaba de dar a conocer, el catálogo de la marca nipona también ha hecho un hueco a la recién llegada µ 780.

Más allá del cuidado diseño y de su carcasa metálica resistente a las inclemencias meteorológicas, la más joven de las µ tiene en el estabilizador mecánico su principal argumento.

Olympus µ 780
Olympus µ 780

De prestaciones casi idénticas a la µ 750, el estabilizador da soporte a una óptica de 5 aumentos, equivalente a 36-180 milímetros en paso universal. De hecho, echando mano de la sensibilidad máxima de 1600 ISO, Olympus no duda en hablar de un sistema de estabilización dual.

Compensación de sombras
Dotada de un nuevo procesador de imagen, la µ 780 suma a sus prestaciones una función denominada "compensación de sombras". Tal y como su propio nombre indica, la cámara detecta las zonas más oscuras de la imagen y ajusta en ellas la exposición.

La pantalla, de 2,5 pulgadas y 230.000 píxeles, está provista de tecnología HyperCristal, que mejora la visibilidad del monitor y le confiere un ángulo de visión de hasta 170 grados, siempre según Olympus.

Además de la memoria interna de 15 MB, la µ 780 dispone de una ranura compatible con tarjetas xD-Picture Card.

Productos relacionados (2)
Artículos relacionados (2)
Prueba de producto
04 / SEP 2006
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar