Actualidad

Olympus se desploma en la bolsa tras el despido de su director y las informaciones sobre pagos irregulares

 
17
OCT 2011

Lo que comenzó el pasado viernes con el despido del británico Michael Woodford, director general de Olympus, va camino de convertirse en el culebrón empresarial de la temporada del sector fotográfico y en un auténtico problema para la compañía. De momento, la cotización de Olympus ha caído casi un 25% tras la apertura de la jornada en la bolsa de Tokio, apunta la agencia Reuters.

Aunque inicialmente se habló de problemas de adaptación de Woodford a la cultura empresarial nipona -no es habitual que un extranjero llegue a ocupar el máximo puesto de responsabilidad en una firma japonesa-, el ya ex director no ha tardado en señalar su interés por investigar unos supuestos pagos irregulares como motivo de este extraño despido.

Woodford, en una imagen de septiembre de 2008 distribuida por Olympus. | 

En una entrevista publicada por The Finantial Times, Woodford asegura que los problemas surgieron cuando comenzó a indagar sobre la compra de la farmacéutica Gyrus y otras compañías entre 2006 y 2008 relacionadas con unos pagos de más de 1.000 millones de dólares que, al parecer, no están del todo claros.

Según apuntan diversos analistas, la fulminante salida de un alto directivo no sólo es una medida muy excepcional en una empresa nipona, sino que en el caso de Woodford se produce tras sólo ocho meses en el cargo y dos semanas después de que fuera propuesto para presidente de la firma, con elogios incluidos a su gestión.

Curiosamente, hay quienes ven en este cambio de rumbo una buena noticia para el negocio fotográfico de Olympus, que podría haberse visto amenazado por los planes de este británico para recortar gastos y reestructurar la firma, tal y como había hecho previamente en Europa. De hecho, el hasta ahora director de la compañía había calificado de inaceptables las pérdidas de 15.000 millones de yenes (unos 150 millones de euros) que arrastra la división fotográfica.

0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar