Actualidad

La nueva E-500 de Olympus toma el relevo de la E-300 y recupera el diseño SLR tradicional

 
26
SEP 2005

Pocas sorpresas en el interior, pero un diseño totalmente renovado. Ésta es la carta de presentación de la nueva réflex del E-System, la Olympus E-500, que hereda los 8 megapíxeles de la E-300, pero opta por un visor de pentaespejo y un cuerpo más tradicional. Olympus asegura que su E-500, cuyo precio rondará los 1.000 euros, es la réflex digital más ligera del mercado.

Si la E-300 marcó una ruptura con los cuerpos tradicionales de las cámaras réflex, la E-500 llega para desandar ese camino y devolver a Olympus a la senda más clásica. Así, casi exactamente un año después de su presentación, la marca renueva su SLR de gama baja con el anuncio de una nueva incorporación a su E-System.

Olympus E-500
Olympus E-500

La compañía nipona ha optado en la E-500 por un visor de pentaespejo, una versión de costes más ajustados que el tradicional pentaprisma y que es utilizada en muchas réflex de este segmento. Por tanto, se abandona el sistema de espejos de porro empleado en la E-300, que permitía diseñar una cámara de lentes intercambiables con un cuerpo similar al de una compacta.

Olympus E-500
Olympus E-500
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Pese a estos cambios, el interior de la E-500 registra pocas novedades. Se mantiene el CCD de 8 millones de píxeles y 17,3 x 13 milímetros, es decir, las dimensiones estándar del sistema Cuatro Tercios. Ello resulta en una multiplicación focal de 2x en las ópticas compatibles con esta montura.

Olympus E-500
Olympus E-500
Olympus E-500
Olympus E-500

El anuncio de la nueva réflex ha venido acompañado de la puesta en escena de tres nuevas ópticas Zuiko para el estándar Cuatro Tercios. El nuevo 17,5-45 mm f3.5-5.6 (equivalente a un 35-90 mm) es, precisamente, el elegido para uno de los kits de lanzamiento de la cámara. Le acompañan un 35 mm f3.5 Macro y el todoterreno 18-180 mm f3.5-6.3.

Menos peso y más pantalla
En la nota de prensa difundida por Olympus para presentar la E-500 se hace hincapié en cuatro aspectos del nuevo modelo. Además de las posibilidades que ofrece su CCD -con tecnología de transferencia de cuadro completo-, la ligereza de la cámara es uno de esos puntos reseñados.

Olympus E-500
Olympus E-500

Tal y como explica la compañía, con un peso de 495 gramos, la E-500 presenta el cuerpo réflex más ligero del momento y uno de los más compactos. Un hecho que, unido a la facilidad de manejo y a las prestaciones avanzadas, hacen de la cámara un "modelo para fotógrafos semiprofesionales y aficionados ambiciosos".

Olympus E-500
Olympus E-500

La pantalla trasera es otra de las novedades destacadas. Acorde a las nuevas tendencias en el mercado, el monitor LCD ha crecido de 1,8 pulgadas en la E-300 hasta 2,5 pulgadas en el nuevo modelo.

Olympus E-500
Olympus E-500
Olympus E-500
Olympus E-500
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Aunque los tamaños de imagen y los formatos disponibles -JPEG, RAW y TIFF- no han registrado cambios, sí se han producido en el soporte de grabación. Así, la nueva E-500 es una de las primeras réflex no profesionales que apuestan por la doble ranura para tarjetas. Concretamente, la cámara permite trabajar tanto con CompactFlash como con xD-Picture Card.

Filtro de ondas supersónicas
Cómo no, el conocido filtro de ondas supersónicas (SSWF) de Olympus cierra este listado de argumentos de la E-500. Utilizado en todas las SLR del sistema Cuatro Tercios de la marca, esta tecnología elimina las motas de polvo acumuladas en el filtro mediante vibraciones ultrasónicas antes de cada disparo.

Olympus E-500
Olympus E-500

La velocidad de disparo tampoco ha variado (2,5 fps), aunque, a diferencia de la E-300 y gracias -según Olympus- al procesador TruePic TURBO, el número de disparos consecutivos máximos en JPEG queda únicamente limitado por la capacidad de la tarjeta de memoria, siempre que ésta sea de alta velocidad.

Olympus E-500
Olympus E-500

Aunque en el momento de la presentación de la E-500 a la prensa, a principios de septiembre, Olympus aún no había fijado el precio definitivo de la cámara, los responsables de la marca aseguran que se situará en torno a los 1.000 euros. Su llegada al mercado está prevista para el próximo mes de noviembre.

Productos relacionados (2)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar