Actualidad

El Senado de Estados Unidos prepara una restrictiva ley contra la piratería

 
25
MAR 2002

El veterano senador demócrata Ernest Fritz Hollings ha presentado a la cámara alta un proyecto de ley que impulsa la inclusión de dispositivos de control de derechos de autor en el hardware de electrónica de consumo.

Minidisc, MP3, ordenadores y, en definitiva, hardware de electrónica de consumo de todo tipo, se encuentran en el ojo del huracán del nuevo proyecto de ley impulsado por el Senado de Estados Unidos. La Consumer Broadband and Digital Television Promotion Act ha sido presentada por el senador demócrata por Carolina del Sur Ernest F. Hollings, de 80 años de edad, motivado por la conocida piratería que afecta a las creaciones de vídeo y audio protegidas por derechos de autor. Una actividad marcada por un considerable vacío legal, que se ha traducido en enormes pérdidas económicas por parte de las grandes empresas cinematográficas y discográficas norteamericanas.

Ernest F. Hollings, el senador demócrata que ha presentado el proyecto de ley.
De aprobarse esta ley, los fabricantes de todo tipo de dispositivos de electrónica de consumo susceptibles de ser utilizados fraudulentamente -en este sentido, la ley es muy laxa y ambigua, afectando a un gran abanico de productos de hardware- tendrían que llevar incorporados chips de detección de contenidos protegidos por derecho de autor. En otras palabras y sin ir más lejos: adiós al libre albedrío en la grabación de MP3 en Internet, entre otros tantos contenidos audiovisuales.

El senador demócrata, que lleva más de 40 años ocupando su escaño en el hemiciclo de la cámara alta y que -no en vano- es presidente del Comité sobre Comercio del Senado, considera que la piratería afecta sobre todo a "los consumidores, puesto que se les ha negado el acceso a contenidos digitales de alta calidad en sus hogares".

Detrás del presente proyecto de ley, se encuentra la presión de la industria audiovisual norteamericana, aquejada de pérdidas millonarias por la piratería practicada principalmente en Internet (léase, por ejemplo, Napster). Los atentados del 11 de septiembre, sin embargo, paralizaron la actividad normal del Senado, retrasando la presentación del proyecto de ley hasta estos últimos días, tal como señala la versión electrónica de Wired.

0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar