Actualidad

Las videocámaras de un solo uso inician su singladura en Estados Unidos

 
11
JUL 2005

La cadena estadounidense de droguerías CVS ha comenzado recientemente la venta de las primeras grabadoras de vídeo digital de "usar y tirar". Desarrolladas por Pure Digital Technologies, las nuevas videocámaras almacenan sus imágenes en memorias internas e implican su retorno a una franquicia para la transferencia de su contenido a discos DVD.

Las ventas de máquinas fotográficas digitales de un solo uso parece ahora haber despertado expectativas en el campo del vídeo digital. Unas previsiones que han llevado a CVS, una conocida empresa estadounidense del sector de franquicias de droguerías, a iniciar la venta de videograbadoras digitales no reutilizables.

Las cámaras, compactas y de formato vertical, disponen de una autonomía suficiente para la captura de 20 minutos de vídeo. No obstante, no emplean ninguna clase de cinta ni cartucho extraíble, y no disponen de salidas para conectarse a un televisor, pese a que admiten la revisión del último clip almacenado mediante la pantalla TFT de 1,4 pulgadas que incorporan en su parte posterior.

Precisamente por ese motivo es necesario devolver las máquinas a alguno de los establecimientos de la firma CVS para que el contenido almacenado en su memoria pueda volcarse a un disco DVD y sea posible, sólo de este modo, la visualización de las capturas.

Dirigidas, en principio, a un público poco interesado en los procesos de edición y creación de DVD y a los momentos de ocio más desenfadado, las videocámaras de un solo uso de Pure Digital Technologies se comercializan ya en Estados Unidos a un precio aproximado de 30 dólares.

El proceso de transferencia a DVD supone un desembolso adicional de 13 dólares.

0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar