• Canon EOS 20D: toma de contacto
  • Nikon Coolpix 8400 y 8800: toma de contacto
Prueba de producto
PHOTOKINA 2004: REPORTAJE

Konica Minolta Dynax 7D: toma de contacto

 
28
SEP 2004
Redacción / Iker Morán   |  Colonia

La resolución no es precisamente lo que más llama la atención de la Dynax 7D, modelo de primordial interés del stand de Konica Minolta en la feria Photokina. Los 6 megapíxeles de la nueva máquina réflex de precio medio, en efecto, quedan eclipsados por su archicomentado sistema de estabilización Anti-Shake y algún que otro detalle estelar, como la pantalla de 2,5 pulgadas.

Konica Minolta, una compañía un tanto introvertida, se ha portado relativamente bien con el público que visita estos días el salón Photokina. La corporación ha colocado en su stand varias unidades de su nuevo ojito derecho, la réflex digital Dynax 7D, para disfrute y toqueteo de los más curiosos.

La Dynax 7D ha deslumbrado a más de un visitante del stand de Konica Minolta.
Dos de los datos que más interés han suscitado entre los potenciales compradores de la nueva cámara, su precio y su fecha de lanzamiento, no son a estas alturas ningún secreto. Tal como ha podido saber QUESABESDE.COM, la cámara estará teóricamente disponible -subrayemos eso de "teóricamente"- a partir de este noviembre. Su caché: 1.600 euros que la sitúan en competencia más o menos directa con la Canon EOS 20D, otra de las insignes réflex que se han dejado caer por la feria.

Resulta imposible hablar de la nueva Dynax 7D sin referirse a su tecnología de estabilización Anti-Shake. Pasando de puntillas por tan manido tema de debate, solamente cabe anotar que los responsables de Konica Minolta aseguran que los resultados ofrecidos por el conocido sistema son mejores que los logrados con las precedentes Dimage A1 y A2. De hasta tres diafragmas, recalcan. El motivo: la mayor robustez y pesadez de la máquina.

Konica Minolta Dynax 7D
Konica Minolta Dynax 7D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Konica Minolta Dynax 7D
Konica Minolta Dynax 7D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Una de las ventajas indiscutibles de esta tecnología, instalada en el corazón -léase sensor- de la máquina, es que permite prescindir de la adquisición de ópticas dotadas de tecnología antivibraciones.

Tras jugar durante un buen rato con la máquina, puede decirse que transmite una buena sensación. Profesional. Las opciones propuestas por Konica Minolta en este modelo son, por lo menos, muy interesantes.

Konica Minolta Dynax 7D
Konica Minolta Dynax 7D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Konica Minolta Dynax 7D
Konica Minolta Dynax 7D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Para empezar, el centro neurálgico de la cámara es una impresionante pantalla TFT de 2,5 pulgadas. Otra virguería curiosa pero práctica es el sensor que desactiva automáticamente la pantalla cuando el fotógrafo se acerca al visor réflex. Un detalle que ya vimos en su día en la Dimage A2.

Konica Minolta Dynax 7D
Konica Minolta Dynax 7D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

El balance de blancos puede modificarse mediante un dial situado en la parte superior. Sus posiciones son las de balance de blancos automático, programado, manual y en grados Kelvin. Una prestación rara en una réflex digital, no cabe duda, pero realmente cómoda para calibrar tranquilamente este parámetro sin tener que separar el ojo del visor ni hacer combinaciones malabarísticas con los dedos.

Konica Minolta Dynax 7D
Konica Minolta Dynax 7D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

También arriba, otra ruleta permite compensar la exposición. Un detalle heredado de las cámaras de película, pero que transmite una buena sensación.

Konica Minolta Dynax 7D
Konica Minolta Dynax 7D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Cabrá ver cómo se comporta la Dynax 7D sobre el terreno y qué tipos de fotógrafos réflex estarán dispuestos a subirse al carro de la tecnología Anti-Shake. Por ahora, la nueva SLR digital de Konica Minolta ya está dando, aunque discretamente, los primeros pasos, y la compañía ya se ha encargado de acompañarla de dos nuevas ópticas: las ya conocidas 28-75 mm y 17-35 mm.

Etiquetas
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar