Actualidad

Metz suma cuatro nuevos flashes a su gama digital

 
20
SEP 2004

Siguiendo la estela de los nuevos tiempos, Metz ha hecho pública hoy una nueva colección de flashes diseñados especialmente para el formato digital. Concebidos como una evolución de sus modelos de más renombre para máquinas de película, la factoría germana ha aplicado una máxima al desarrollar los nuevos ingenios: el píxel es el presente.

Cuatro son los flashes que Metz ha presentado hoy, cada uno de ellos destinado a distintas áreas del mercado: desde el usuario más aficionado que sólo quiere un poco de luz en sus cumpleaños, hasta el profesional que necesita una rápida cadencia de tiro en sus ruedas de prensa.

Consciente de que la película es el pasado, los nuevos equipos están específicamente desarrollados para trabajar con cámaras digitales, sin que ello les impida seguir funcionando en cámaras de carrete.

Tres opciones para el público aficionado
Los aficionados a la fotografía cuentan desde ahora con una nueva unidad compacta de precio reducido. El Metz 28 AF-3 es, en efecto, un flash de reducidas dimensiones diseñado exclusivamente para cámaras digitales compactas. De funcionamiento sencillo, su numero guía equivalente a 28 permite salvar la foto en casi todas las situaciones habituales para un aficionado.

Apenas pesa 100 gramos y se alimenta con dos pilas AAA. Su compatibilidad se extiende a las máquinas de Canon, Konica Minolta, Nikon y Olympus.

Metz 28 AF-3
Metz 28 AF-3

El Metz 28 CS-2 es el otro nuevo compañero para las compactas digitales. Dispone de un numero guía equivalente a 28 y de una regleta que permite anclarlo a la rosca para el trípode, evitando así las sombras molestas al disparar tomas verticales.

Funciona con dos pilas de tamaño AAA y pesa 140 gramos. El entendimiento entre la cámara y el flash lo garantiza una tecnología de Metz que hace que la unidad se adapte al funcionamiento de la cámara, y no al revés.

Metz 28 CS-2
Metz 28 CS-2

El Metz 44 AF-4i N Digital, el tercero de los modelos presentados, es un flash intermedio específico para los equipos digitales de Nikon y está destinado a los usuarios avanzados. Cuenta con la estética clásica de los flashes profesionales, intuyéndose un cabezal basculante y un número guía de 44.

La unidad es compatible con todas las cámaras Coolpix que soportan flashes externos, así como con la D70. Está equipado con casi todas las funciones de un flash profesional, como son el destello a la segunda cortinilla o la compensación de la exposición, y soporta los más avanzados sistemas de medición 3D.

Metz 44 AF-4i N Digital
Metz 44 AF-4i N Digital

El 44 AF-4i N es muy similar a los ya existentes 44 AF-4C para Canon o el AF-4M para Minolta, y cuenta con un peso de alrededor de 350 gramos.

Sólo para profesionales
Metz también ha remozado su flash estrella, el 54 MZ, que tiene ahora un hermano digital para las máquinas Nikon. Se trata del 54 MZ-4i, un potente equipo de iluminación con un numero guía de 54, dotado de cabezal basculante y rotatorio.

El nuevo flash es compatible con todos los sistemas de medición de Nikon y con el sistema SCA exclusivo de Metz, que le permite funcionar con otras cámaras mediante un adaptador.

Metz 54 MZ-4i
Metz 54 MZ-4i

El 54 MZ-4i es similar a los anteriores flashes pertenecientes a la serie 54, aunque incorpora algunas novedades destacables. Incluye, por ejemplo, la función HSS para sincronizar a altas velocidades cuando la cámara lo permite, así como la posibilidad de seleccionar el tipo de máquina utilizada (35mm, APS o formato medio) para adaptar el milimetraje del zoom del cabezal. Su peso es de 445 gramos y su alimentación se basa en cuatro pilas de tamaño AA.

Metz exhibirá sus nuevos flashes en la próxima feria germana de Photokina, que dará comienzo a principios de la semana que viene en Colonia.

Fuentes y más información
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar