Actualidad

Los beneficios del mercado de cámaras digitales dejarán de crecer en 2007

 
5
DIC 2006

El espectacular crecimiento de la industria fotográfica durante los últimos años, basado en la sustitución de las cámaras de película por las digitales, puede prácticamente darse por finiquitado. Así lo apunta un estudio de la consultora IC Insights, según el cual en 2007 los beneficios del sector quedarán congelados por la reducción en los precios de las cámaras.

Con unas ventas anuales estabilizadas en 18.000 millones de dólares, el mercado fotográfico parece haber tocado techo. Ésta es, por lo menos, la conclusión a la que llega la consultora estadounidense IC Insights al analizar las cifras del mercado mundial durante los últimos años y esbozar sus previsiones hasta el final de la década.

Los datos arrojados por la consultora reflejan un crecimiento del 17% en unidades vendidas a lo largo de estos últimos 12 meses (76,6 millones). Se estima que el próximo año este aumento sea del 6% (81,9 millones de unidades).

Foto: Iker Morán (Quesabesde)
El estancamiento de los beneficios para los fabricantes de cámaras digitales parece inminente.

No obstante, y pese al continuo crecimiento en el número de cámaras vendidas -la previsión para 2010 habla de 89 millones-, el informe alerta sobre la congelación de beneficios que sufrirán las marcas del sector a causa de la bajada en los precios de venta de las cámaras.

Saturado el mercado y agotado el modelo basado en intercambiar modelos tradicionales por cámaras digitales -argumenta la consultora-, el crecimiento se basa ya en la renovación de aquellas primeras cámaras y en los deseos del usuario de hacerse con modelos con un procesador más potente y rápido, conexión inalámbrica o -cómo no- más resolución.

Deceleración progresiva
Analizando los datos de la década, la consultora no duda en establecer una clara frontera en 2005. Durante los cinco primeros años -apunta- el ritmo de crecimiento anual fue de un 38%, mientras que en esta segunda mitad se prevé que la cifra se vea reducida a un 6%.

Entre las causas que han originado esta drástica deceleración, IC Insights no duda en citar la saturación del mercado y la creciente competencia de los teléfonos móviles dotados de cámara digital.

Una vez que las cámaras de película fueron desbancadas de los primeros puestos de venta por las digitales en 2003, el volumen de ventas durante este 2006 deja poco lugar a las dudas: sólo una de cada cuatro cámaras sigue empleando soporte químico, según el estudio.

Híbridos y sensores
Las previsiones del estudio "2007 IC Market Drivers" también contemplan la creciente incorporación de modelos híbridos -capaces de capturar vídeo e imágenes fijas- como una nueva estrategia de los fabricantes.

Respecto al uso de sensores, uno de los datos más importantes del informe hace precisamente referencia a la actual posición predominante de los CCD -presentes en el 79% de las cámaras- respecto a los CMOS. Según la consultora, para el año 2009 la tecnología CMOS, que ya domina el mercado de los teléfonos móviles, también será mayoritaria entre las cámaras digitales.

Fuentes y más información
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar