Actualidad

Sol y alta participación en el Maratón Fotográfico de Madrid

 
3
NOV 2003
Redacción   |  Madrid

A la madre Naturaleza le gusta la fotografía. Si no, no se explica el radical cambio meteorológico que tuvo lugar en Madrid este domingo. La celebración del Maratón Fotográfico 2003 amaneció con un sol radiante y superó con creces las cifras de ediciones anteriores. Poco más de 3.500 fotógrafos se inscribieron en esta última edición de la cita con la fotografía.

Un tiempo excelente y una no menos brillante capacidad de convocatoria. La última edición del madrileño Maratón Fotográfico, celebrada ayer, reunió a casi cuatro mil aficionados y profesionales que pusieron de manifiesto la excepcional salud de la fotografía. El programa era sencillo: tres campos de batalla (la estación de ferrocarril de Atocha, el museo de El Prado y una concentración de Seat 600 en la Plaza Mayor), un carrete de 12 exposiciones, cuatro horas de baile y mucha ilusión.

El buen tiempo acompañó, y los números de asistencia al Maratón Fotográfico corroboraron la excelente salud del mismo.
Cada participante abonó una pequeña cantidad de 2,5 euros en concepto de inscripción. A cambió se les hizo entrega de un guión del evento, además de un carrete, una gorra de fotógrafo, un diploma de asistencia y diversos productos de los patrocinadores.

"La afluencia de gente asegura una nueva futura edición", nos comentaron los responsables de organización. Los carretes se entregaban a las diez, y ya había cola las ocho. Alcanzaba desde la Plaza Mayor hasta la del Sol, a unos 250 metros zigzagueando. "Además, los participantes no han venido solos", aseguraban desde la organización. "Casi todos han venido acompañados de la familia o con amigos, demostrando que la fotografía no es para solitarios".

En el apartado de equipo, no había restricciones. Desde las más coquetas compactas, hasta las más profesionales réflex, todas las máquinas han tenido cabida en el Maratón. Aun así, se diferenció entre dos categorías: digitales y de carrete.

Respondiendo a este medio sobre esa cuestión, responsables de la organización nos comentaron que en absoluto desprecian la fotografía digital, pero que de momento es imposible sustituir el carrete. "Sería imposible repartir 5.000 tarjetas de memoria. Su precio es demasiado elevado y muchas no las recuperaríamos", aseguraron. Por esta razón, la organización admitió las tarjetas de los participantes, contabilizando las doce primeras tomas realizadas sobre los temas propuestos.

No obstante, cabe señalar que en lo concerniente a premios sí se discriminó al píxel. En este sentido, el primer premio en la categoría de adultos para fotografía analógica ascendía a 10.000 euros en metálico, reduciéndose a 3.000 para la misma categoría en el apartado digital.

La "noticia del año" y sus consecuencias mediáticas
Sin embargo, no todo fueron bondades. La "noticia del año", el anuncio del compromiso del Príncipe de Asturias, se tradujo en una escasa presencia de los grandes medios de comunicación; sobre todo, de las televisiones. Un hecho que lamentaron especialmente los responsables de organización. "Al menos estáis vosotros", dijeron refiriéndose a los fotógrafos de diversos medios digitales y escritos.

Los ganadores del certamen serán elegidos por un jurado popular que podrá contemplar las obras los días 15 y 16 de noviembre en la madrileña Casa del Reloj. El fallo y entrega de premios tendrá lugar el mismo 16 de noviembre, a las 18:00 horas.

0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar