Opinión

Apple Aperture y Adobe Lightroom, dos programas del siglo XXI

 
10
ENE 2006

No hace ni un par de semanas escribía que dentro de cinco o seis años todos los programas de tratamiento de imagen serían como el recientemente desvelado Aperture, y Adobe ya ha lanzado un programa con las mismas características e intenciones. No van a ser cinco o seis años, no. Van a ser... ¡cinco o seis meses!

En octubre del 2005, Apple presentó Aperture, un programa innovador y muy atractivo estéticamente, dirigido a los fotógrafos profesionales y que cubría todos los pasos del proceso de trabajo habitual: la entrada de fotos en el ordenador, su catalogación, la selección, la edición de la imagen y la salida en pantalla o en impresión.

Aperture está construido desde las necesidades estrictas del día a día del fotógrafo, eliminando todo lo superfluo

En realidad, nada que no hagamos ahora quizás con dos o tres programas diferentes. Lo interesante de Aperture es que está construido desde las necesidades estrictas del día a día del fotógrafo, integrando en un solo programa todo el proceso, optimizando al máximo las herramientas que todos utilizamos y eliminando todo lo superfluo. Y siendo Apple, claro, es una preciosidad. Casi tanto como un iPod.

En cuanto hubimos echado un vistazo a lo que ofrecía, todos nos giramos hacia la otra esquina del cuadrilátero mirando a Adobe y a su hijo, Photoshop, para ver si respondían. Y desde luego que lo han hecho. Van a por ellos. Y la prueba es que tan rápido como han podido han lanzado una versión beta gratuita. Para plataforma Apple, por supuesto.

El nuevo programa de Adobe se llama Lightroom (seguro que le querían llamar Lightbox y no han podido por patentes) e integra todos los procesos que realiza un fotógrafo profesional: la entrada de fotos en el ordenador, su catalogación, la selección, la edición de la imagen y la salida en pantalla o en impresión. ¿Os suena de algo?

Jeff Schewe, uno de los pesos pesados de Adobe (en todos los sentidos de la palabra), se ha apresurado a escribir un artículo en PhotoshopNews donde explica que ellos ya trabajaban en esto hace años.

La dirección tomada por Lightroom es la misma de Apple: simplificar al máximo, centrarse en las acciones básicas y hacerlas fáciles y fluidas

No tengo ninguna duda de que hace mucho que se rompen los cuernos con este programa, como con muchos otros, pero seguro que si no llega a aparecer la competencia, Lightroom estaría ahora mismo durmiendo el sueño de los justos en un cajón, hasta dentro de un par de años, por lo menos.

Pero, ¿Lightroom es parte de Photoshop, o qué es? Lightroom recoge aquellas herramientas que todos los fotógrafos utilizábamos en Photoshop para mejorar las imágenes (ACR para abrir los RAW, niveles, curvas, mezclador de canales para conseguir BN) y le añade unos módulos de importación y selección de imágenes y otro de exportación, que también están de alguna manera presentes en el programa madre.

De nuevo, lo que es diferente es cómo está trabajado todo en conjunto. La dirección es la misma de Apple: simplificar al máximo, centrarse en las acciones básicas y hacerlas lo más fáciles, intuitivas y fluidas posible.

Así, algo tan horrorosamente frecuente como comparar dos o tres imágenes se hace ahora con un solo clic. Y lo mismo sucede al pasar de la vista completa a la vista al 100%. Y todo de la forma más transparente que se pueda.

Photoshop es un programa del siglo XX: es inmensamente potente y puede ser usado para tareas extremadamente complejas

Photoshop es un programa, como AutoCad, del siglo XX. Son inmensamente potentes, pueden ser usados para tareas extremadamente complejas y con finalidades muy diferentes. Y los resultados finales son de primera calidad.

Pero en el siglo XXI estas tremendas cajas de herramientas donde puedes aprender a hacer lo mismo de cinco formas diferentes ya no estarán en primera línea. Ahora, lo que va a dominar son los trajes a medida. Aperture y Lightroom están construidos no desde la informática, sino desde el usuario, tomándole las medidas y creando un producto que se le adapta como un guante y que además intenta ser transparente, para no convertirse en un estorbo entre el fotógrafo y la fotografía.

¿Y qué pasa ahora con Photoshop? Nada, de momento. Lightroom sirve para mejorar las imágenes, no para crear composiciones o fotomontajes familiares (ejem...), ni nada por el estilo. Es sólo fotografía pura y dura. Para cualquier intento de diseño, directo a Photoshop.

¿Y cuál de los dos es mejor? Aperture ha sido alabado unánimemente por la vía que abre y por algunas de sus nuevas utilidades, pero se trata de un producto que debe madurar, por ejemplo, consiguiendo un nivel de calidad en la edición de imágenes a la altura de los mejores o actualizando rápidamente los formatos RAW soportados.

En el siglo XXI, cajas de herramientas como Photoshop ya no estarán en primera línea; ahora van a dominar los trajes a medida

Lightroom está en estado beta y muy probablemente hasta después del verano no estará acabado, así que se hace difícil valorarlo ahora. Pero tiene una ventaja indiscutible: todos conocemos la calidad de edición de Photoshop.

Si entramos en un aspecto algo más técnico, hay algunos puntos que diferencian claramente a los dos programas. Mientras Aperture engulle los ficheros de imagen y los coloca todos en un paquete estanco al cual no podemos acceder nunca directamente, Lightroom tiene una aproximación mucho más tradicional, en la cual las carpetas y directorios de toda la vida siguen vigentes y podemos acceder a ellos.

Esto puede parecer anecdótico, pero cuando se mueven muchos miles de imágenes ya deja de serlo. Y si un programa deja -o no- tener ficheros archivados en diferentes discos duros o DVD, tiene mucha importancia.

Otra diferencia clara es que Aperture está pensado para correr exclusivamente sobre Apple, mientras que Lightroom se presenta ahora en plataforma Apple (para que duela más), pero está prevista una versión PC para dentro de poco.

Aperture y Lightroom están construidos desde el usuario, tomándole las medidas y creando un producto adaptado como un guante

Y otra más es que Aperture está concebido para los equipos Apple actuales de máximas prestaciones, o lo que es lo mismo: para los modelos medios de la próxima generación. Lightroom corre sin dificultades sobre equipos medios actuales.

Los "stacks", las fabulosas agrupaciones de imágenes de Aperture, o la forma tan intuitiva de paginar los libros, de momento no tienen alternativa clara en Lightroom. Y algunas herramientas de la propuesta de Adobe parecen todavía muy del siglo XX.

¿Quién ganará? Nosotros, porque de repente vamos a tener el año que viene una oferta de dos grandes programas, ya previsiblemente madurados, extraordinariamente adaptados a nuestras necesidades y encima bonitos. Y a mejor precio.

Y toooodos los demás (Paint Shop Pro, ACDSee, etc.) deben estar en estos momentos corriendo como conejos a hacer sus propias versiones para antes de ayer. Hasta los programuchos que nos regalan con las cámaras que compramos tendrán esta pinta dentro de poco. De mucho menos de lo que yo pensaba...

Algunas direcciones de interés
Podéis discutir con los creadores del programa y hacer peticiones concretas de funcionalidades en los foros que Adobe ha abierto para desarrollar Lightroom. Una manera de hacer las cosas desde luego insólita, extremadamente inteligente desde el punto de vista estratégico y comunicativo y que a buen seguro será imitada a partir de ahora por muchos otros. Además, hay un excelente vídeo de 20 minutos sobre el programa.

En Photoshop User ya han montado hasta un Learning Center, con un montón de vídeos más sobre diferentes partes del programa e incluso un programa de radio y otro de televisión con gente de Adobe.

El conocido fotógrafo Michael Reichmann, para acabar, ha publicado una extensa prueba sobre Lightroom.

Albert Sierra es el editor de la web Foto Imagen Digital, centrada en pruebas de cámaras digitales de gama alta y objetivos para réflex digitales.

La columna de opinión "El bisturí" se publica sin una periodicidad predeterminada.

0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar