Actualidad

LG lanza un teléfono basado en Android por menos de 10 euros

1

Disponible en Estados Unidos, ofrece unas prestaciones teóricamente superiores a las del iPhone original a pesar de su irrisorio precio

LG Lucky LG16
LG Lucky LG16
16
NOV 2015

El teléfono basado en Android más barato del momento no es de paternidad china. LG ha dado un nuevo giro de vuelta a su estrategia de terminales asequibles con el lanzamiento en Estados Unidos del Lucky LG16, un austero y al mismo tiempo sorprendentemente económico dispositivo basado en Android aún más competitivo que los Nokia con botonera que todavía pueden encontrarse en las tiendas. Su precio es de 9,82 dólares, unos 9 euros al cambio.

Ofrecido en modalidad de prepago en asociación con la operadora TracFone, este teléfono a la venta en los supermercados WalMart presenta unas características técnicas ampliamente superadas -y sin embargo suficientes- para satisfacer las necesidades de los usuarios menos exigentes.

Orientado a un tipo de consumidor que solo precisa un teléfono para hacer llamadas y enviar algún que otro mensaje de texto o de correo electrónico, el Lucky LG16 posee una pantalla de 3,8 pulgadas, una cámara trasera de 3 megapíxeles, 4 GB de almacenamiento (ampliables con tarjetas microSD de hasta 32 GB) así como conectividad 3G, Bluetooth 4.0 y Wi-Fi. Es una ficha técnica muy básica, y sin embargo superior a la del iPhone original, lanzado con pompa y boato en junio de 2007.

Una carrera hacia el abismo que nunca se detiene

Aunque basado en Android 4.4, una versión del sistema operativo de Google desfasada y con numerosos fallos de seguridad, el Lucky LG16 devuelve la atención sobre un segmento del mercado típicamente ignorado por los medios y que sin embargo sigue moviendo millones de unidades todos los años.

Nokia 215
Nokia 215
Foto: Microsoft
El Lucky LG16 es todavía más barato que el espartano Nokia 215.

A un precio de menos de 10 euros al cambio, el terminal de LG no solo es uno de los dispositivos basados en Android más económicos del mundo, superando a las propuestas del proyecto Android One, sino que es incluso más competitivo que teléfonos como el todavía más básico Nokia 215, que cuesta algo más de 30 euros.

De acuerdo con las últimas estimaciones, este año se venderán cerca de 590 millones de feature phones, teléfonos sin funciones inteligentes ni compatibilidad con aplicaciones avanzadas. El Lucky LG16 no es uno de ellos, pero amenaza con seguir erosionando un mercado sostenido por personas poco afectas a las últimas tecnologías, sin grandes presupuestos o que precisan de una batería hasta ahora intocable por los dispositivos inteligentes.

1
Comentarios
Cargando comentarios