• La poesía visual de Jessica Lange
  • Enrique Meneses: simplemente un reportero
Agenda fotográfica

El hedonismo visual de Leopoldo Pomés

 
Foto: Leopoldo Pomés
11
MAY 2015
Ivan Sánchez   |  Barcelona

Una muestra ingente de la carrera profesional -y vital- de Leopoldo Pomés; una visión tan amplia y polivalente como la que el creativo barcelonés ha dedicado a lo largo de su vida a la imagen. Así es “Leopoldo Pomés. Flashback”, la exposición que bajo el abrigo de la emblemática Pedrera de Barcelona podrá verse hasta el próximo 12 de julio como continuación a los homenajes que hasta hoy han recibido en este mismo espacio Francesc Català-Roca, Chema Madoz y Colita y como parte del festival DOCfield>15, que aún no ha arrancado oficialmente

Se trata de la primera retrospectiva de la obra del polifacético y creativo fotógrafo que revolucionó el concepto de la publicidad en España a partir de la década de los 60. El comisario Julià Guillamon propone un recorrido por más de 140 fotografías -la mayoría copiadas en gran formato-, medio centenar de spots publicitarios y una extensa documentación gráfica que incluye carteles publicitarios, bocetos y dibujos.

Barcelona (1960). | Foto: Leopoldo Pomés

Dividida en varias secciones y organizada cronológicamente, la fotografía en blanco y negro es la gran protagonista de esta muestra.

En sus inicios, Pomés conoció a los integrantes del grupo artístico Dau al Set (Antoni Tàpies, Joan Brossa i Modest Cuixart, principalmente), quienes le depararon una gran acogida y con los que compartía una visión creativa rompedora. “Yo nunca me he propuesto ser innovador. Hago lo que me apetece hacer o lo que quiero conseguir”, puntualizaba Pomés en una entrevista concedida a Quesabesde en 2013.

leopoldo pomésleopoldo pomésleopoldo pomésleopoldo pomésleopoldo pomésleopoldo pomés
Hasta el 12 de julio

Inaugurada el pasado 9 de marzo, la muestra está amparada por la Fundació Catalunya-La Pedrera. La entrada cuesta 3 euros

leopoldo pomés
Ivan Sánchez (Quesabesde)
leopoldo pomés
Ivan Sánchez (Quesabesde)
leopoldo pomés
Ivan Sánchez (Quesabesde)
leopoldo pomés
Ivan Sánchez (Quesabesde)
leopoldo pomés
Ivan Sánchez (Quesabesde)
leopoldo pomés
Ivan Sánchez (Quesabesde)

Los retratos de Brossa, Tàpies, Chillida, Saura i Cuixart, la mayoría de finales de los 50 y principios de los 60, ya contienen trazas de un minimalismo formal que Pomés explotaría posteriormente en su trabajo como publicista y retratista.

En este sentido destacan las imágenes que hizo para la tortillería Flash Flash y el retrato de Julio Cortázar. Esa concepción vanguardista de la fotografía le llevó a obtener unas críticas excelentes en la exposición que realizó en las Galeries Laietanes de Barcelona en el año 55.

La exposición también se hace eco de los intentos -frustrados a priori- de editar varios libros. Por aquella época Pomés había comenzado a colaborar con la editorial Seix y Barral, ilustrando las cubiertas de algunos títulos literarios. Pero su primer gran encargo llegó de la mano de Carlos Barral en 1957: un reportaje sobre Barcelona para un libro de fotografía que finalmente quedó guardado en un cajón hasta 2012, cuando las fotos vieron la luz en una exposición.

A la izquierda: Eve (1963). A su derecha: Nico (1969). | Foto: Leopoldo Pomés

La Fundació Foto Colectania y La Fábrica coeditaron el libro “Barcelona 1957. Leopoldo Pomés” como catálogo de la muestra homónima. La visión que el autor catalán ofrece de la ciudad condal es muy vital y humanista -son las personas las que otorgan personalidad al lugar-, pero al mismo tiempo no está exenta de cierta denuncia.

También de finales de la década de los 50 datan las fotografías que hizo para un libro sobre la tauromaquia y al que Ernest Hemingway debía poner el texto. De nuevo el proyecto quedó aparcado tras el suicidio del estadounidense, ya que el editor no encontró quien pudiera sustituirle.

Antoni Tàpies (1954). | Foto: Leopoldo Pomés

Con el tiempo la suerte volvió a sonreír a Pomés, que publicó el libro “Toros” en 1996. En estas fotografías el joven Pomés ya demuestra su capacidad de mirar y captar con sencillez todo cuanto le interesa para construir una imagen plástica y expresiva.

También hay espacio en la retrospectiva para la producción en color de su viaje por el Este de Euoropa, principalmente Rusia, en una proyección que demuestra su capacidad para observar, clave para entender sus fotografías callejeras.

leopoldo pomés
Foto: Ivan Sánchez (Quesabesde)
leopoldo pomés
Foto: Ivan Sánchez (Quesabesde)

Su faceta como publicista ocupa un gran espacio en la muestra. Como creador de las burbujas del cava Freixenet, uno de los anuncios más esperados durante muchas Navidades, Pomés demuestra su capacidad de aportar valor al mundo empresarial a partir de la imagen. Otra proyección muestra algunos de esos anuncios, protagonizados por personajes como Pierce Brosnan, Maribel Verdú o Liza Minnelli.

Otras conocidas campañas son las que hizo para la marca de relojes Citizen o las bebidas de Cinzano y Terry. Es precisamente en la campaña publicitaria de Centenario Terry, a principios de los 70, cuando Pomés se revela más Pomés.

Foto: Leopoldo Pomés
Barcelona (1957). | Foto: Leopoldo Pomés

La figura esbelta de Margit Kocsis sobre un caballo blanco es la culminación de su representación de la belleza femenina que tanto trabajó durante la década anterior, siempre fiel a su idea de que las formas sencillas y contundentes aportan valor y fuerza a los productos que ha publicitado.

0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar