Crónica

La fiesta del ultrapíxel

 
22
FEB 2013
Eduardo Parra   |  Madrid

Cuando apenas habían pasado 48 horas de la presentación internacional del HTC One, la división española de la firma quiso organizar su propio recibimiento al enésimo teléfono definitivo, que además ahora llega con nada más y nada menos que -atención- ultrapíxeles. La cita fue en las naves de Matadero Madrid, un escenario multidisciplinar reconvertido por una noche en sala de fiestas por la gracia de HTC.

De fiestas, nunca mejor dicho. Porque lo de anoche tenía poco de presentación formal o rueda de prensa al uso. Se trataba simplemente de celebrar que el HTC One ya está aquí. Y como buena fiesta no faltó ni un detalle: una madrina de excepción, Patricia Conde; un DJ de marca, Pelayo Díaz; unos cuantos invitados VIP, y un "ballet" para amenizar al personal.

Foto: Eduardo Parra (Quesabesde)
Foto: Eduardo Parra (Quesabesde)
Patricia Conde amenizó la fiesta de HTC.

¿Y el móvil? Evidentemente no era el momento ni el lugar para grandes análisis ni sesudas reflexiones, pero al menos pudimos tocarlo un poco, ver cómo funciona la cámara en un ambiente oscuro y comprobar si es tan rápido y potente como dicen. Y sí lo es. O por lo menos lo parece.

Del HTC One destaca el acceso a las noticias en portada bajo el sistema BlinkFeed, con una carga de elementos casi instantánea. El sonido a través de auriculares también es bastante decente, aunque no pudimos comprobar cómo se comportan los altavoces BoomSound, precisamente uno de los rasgos que HTC destaca de su nuevo buque insignia. Los representantes de la firma perjuraron que sí, que lo dicho es cierto y que el sonido estéreo es entre la pera y la caña (no es una cita textual, pero casi).

HTC One
HTC One
Foto: Eduardo Parra (Quesabesde)

Ligero, cómodo de llevar, sencillo de usar y gustoso de enseñar, el HTC One tenía anoche, sin embargo, un enemigo en casa al que hacer frente: la cámara. Después de todo, si en otros terminales la noticia es el exceso, en este caso ocurre lo contrario. El dato a subrayar son esos 4 (sí, "sólo" 4) megapíxeles. Perdón, ultrapíxeles.

Curiosamente esta valiente cifra -otra cosa no, pero hay que reconocerle valor a la firma- no consta por ningún lado en la lista de especificaciones que figura en su misma página oficial. Tamaño de píxel y del sensor, cobertura del objetivo, apertura, datos sobre el vídeo o la función Zoe... pero, oiga, de megapíxeles nada de nada.

HTC One
HTC One
Foto: Eduardo Parra (Quesabesde)

Probablemente sea verdad que la cámara funciona mejor con luz escasa -nuestras primeras pruebas sobre el terreno invitan a pensarlo-, pero sin duda el "trending topic" de las conversaciones con la gente de HTC eran esos ultrapíxeles.

"Son píxeles más grandes", nos explicaba nuestra primera presa, "así las fotos tienen menos ruido". Más o menos el guion era siempre el mismo preguntásemos a quien preguntásemos, y sólo cambiaba cuando sacábamos a colación el hecho de ser "sólo" 4 megapíxeles.

HTC One
HTC One
Foto: Eduardo Parra (Quesabesde)
HTC One
HTC One
Foto: Eduardo Parra (Quesabesde)

"Se había tocado techo", "no eran necesarios más", "el público pedía otra cosa" y respuestas de argumentario más o menos estudiado se repetían una vez tras otra. Pero las compañías lleváis años diciendo lo contrario, respondemos a uno de ellos. "Y vosotros [los medios] asegurando que era mentira. Ya os hemos dado la razón. ¿Qué más queréis?"

Productos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar