• Guillem Trius: "Mi cámara es el mejor pasaporte a las vidas de gente ...
  • Petrut Calinescu: "Esa gente está acostumbrada a vivir sobre el agua y ...
Con texto fotográfico

"Quiero que la gente se haga las mismas preguntas que yo me hice" Irving Villegas

1
Foto: Irving Villegas
26
MAY 2016
Declaraciones obtenidas por Calvin Dexter

Irving Villegas lleva casi una década documentando las idas y venidas de los trabajadores inmigrantes que temporada tras temporada cruzan la frontera de Alemania para ganarse la vida. Colaborador de Institute, los trabajos de este fotoperiodista nacido en México y afincado en Hannover han aparecido en medios como The New York Times, The Guardian y Der Spiegel. Su intención es permanecer al lado de los trabajadores que siguen las temporadas agrícolas y contar al mundo todas sus historias, desde los aspectos profesionales hasta los más personales.

Irving Villegas

Todo comenzó en Alemania en 2007, cuando por casualidad empecé a fotografiar a un grupo de trabajadores estacionales que estaban trabajando en los campos de espárragos cerca de mi casa. Ese día me percaté de que todos eran extranjeros, que no hablaban alemán, que no vivían aquí, que iban a volver a su país después de la temporada de cosecha y que regresarían el próximo año nuevamente a trabajar.

Aquel día hice una foto que me marcó: fotografié a un grupo de estos trabajadores durante la recogida. Casi todos iban con pantalones cortos y sin camisa, pero uno de ellos iba únicamente en ropa interior. Es la única foto de 2007 que forma parte del proyecto. A partir de esa foto empecé a preguntarme muchas cosas. Quería saber más sobre ellos y sobre sus idas y venidas al país. Este fue un nuevo concepto de la inmigración para mí.

"La foto en la que aparece un trabajador en ropa interior me marcó: quería saber más sobre ellos y sus idas y venidas"

Estas fotos las hice entre 2007 y 2014 en Weiterstadt, un pueblo cercano a Fráncfort, también en una granja al norte de Alemania y en Jaén, en España, donde acudí para documentar a los inmigrantes que van de pueblo en pueblo siguiendo las distintas temporadas agrícolas.

En las tres fotos aparecen trabajadores estacionales rumanos, polacos y africanos que abandonan año tras año su país de origen en busca de trabajo en otros lugares para poder ganar algo más de dinero.

Después de trabajar 5 horas reciben una comida por la que tienen que pagar 4 euros. Ese dinero se les descuenta al final de la temporada. Después de comer les esperan otras 5 horas más de trabajo. Aunque algunos trabajadores cuentan con un contrato con el mismo jefe que les permite trabajar cada temporada, no todos corren la misma suerte y deben ir por las distintas ciudades buscando empleo.

Con el proyecto ‘Working Far Away’ pretendo documentar las circunstancias de los trabajadores estacionales en diferentes países. Y no solo el duro trabajo que realizan, sino también la forma en la que viven y los problemas que deben afrontar para conseguir estos trabajos. Mi intención es continuar con este proyecto durante meses y años.

Son imágenes importantes para mí porque responden a muchas de las preguntas que me planteé acerca de estos trabajadores y la vida que llevan. Es gratificante también saber que otras personas podrán conocer las historias de estas personas. Me gustan mucho los proyectos a largo plazo: permiten que el fotógrafo pueda pasar más tiempo con el tema y profundice más para crear un proyecto más completo, más informativo.

Hasta ahora el proyecto lo he financiado yo. Al principio lo preferí así, de modo que tenía la libertad de fotografiar y centrarme en lo que quería y me interesaba. Pero es un trabajo muy extenso, y ahora me es casi imposible pensar que puedo seguir pagándolo. Pero mi intención es continuar a toda costa, de modo que los interesados pueden hacer sus contribuciones a través de mi web.

Creo que con este tipo de proyectos hay que tener en cuenta todas las plataformas posibles para darles difusión. Desde una publicación impresa, on-line, exposiciones, vídeos, libros… Así es como se llega a todo tipo de públicos. Lo importantes es que sea visto.

No sé qué futuro les espera a los protagonistas de este proyecto. Muchos de los trabajadores que fotografié tienen planes de seguir con esta forma de trabajo. Algunos otros que ya son mayores piensan en no salir más de su país, pero ahora será el turno de las nuevas generaciones. Cuando estaba produciendo el segundo capítulo, visitando a las familias de los trabajadores en Rumanía, el hijo de un trabajador de no más de 10 años me contó que él quería ser como su padre; quería ir a trabajar en otros países durante las temporadas de recolecta.

Creo que muchas fotografías pueden cambiar el mundo de distintas maneras. En mi caso quiero concienciar sobre este tema para que la gente tenga otra perspectiva de la vida de estas personas. Quiero llevar el tema a un público mayor que de otra manera no estaría interesado en él. Quiero que la audiencia se haga preguntas, las mismas que yo me hice o incluso más, que quiera saber más sobre el tema.

Los artículos de la serie "Con texto fotográfico" aparecen publicados normalmente los jueves.

Fuentes y más información
1
Comentarios
Cargando comentarios