• Hablar por hablar
  • En ningún sitio como en casa
OpiniónModo dual

Programas, no aplicaciones

 
1
MAR 2011

Si nos ponemos quisquillosos, los dos términos pueden significar perfectamente lo mismo. Pero cuando uno habla de aplicaciones normalmente se refiere a programas, por así decirlo, de corte más sencillo. Al menos desde el punto de vista de que son piezas de software más livianas que, al estar pensadas para dispositivos móviles, sobre el papel no son tan capaces como los programas propiamente dichos que instalamos en un ordenador portátil o de sobremesa.

Apple suele necesitar menos motor que otras marcas, pero sigue habiendo cosas que se le resisten

¿Y a santo de qué viene hablar de esto ahora? Pues resulta que esta semana Apple presentará por fin el iPad 2, y aunque sus características finales no las sabremos a ciencia cierta hasta el miércoles bien entrada la tarde, lo cierto es que su quiniela de rumores incluye puntos que podrían llevarnos a exigirle algo más a las futuras aplicaciones del segundo tablet de la compañía de Cupertino, empezando por un probable procesador de doble núcleo.

Incluso teniendo presente que los productos de Apple suelen necesitar algo menos de "motor" que los de otras marcas para conseguir una experiencia muy fluida, sigue habiendo cosas que se le resisten. No hay más que echarle un vistazo al análisis de piRAWnha para iPad que se marcaron hace poco los compañeros de la sección de fotografía. No están mal los tiempos que invierte dicha aplicación en cargar y exportar archivos RAW, pero tampoco le servirían para ganar una competición, que digamos.

Ya nos lo comentaron durante el Mobile World Congress los responsables de Nvidia para justificar el hecho de que estén desarrollando chips Tegra de cuatro núcleos. Tras desplazar a los netbooks a un segundo plano de atención, los tablets deberían tender a partir de ahora a ser una alternativa real al ordenador portátil en lo que a potencia y productividad se refiere, y el procesador es uno de los componentes en los que habrá que echar el resto.

No es que un núcleo extra o una unidad gráfica más moderna garanticen nada, pero para determinadas labores se necesitan unos requisitos mínimos de hardware con los que poder empezar a trabajar sin que el equipo se quede grogui a las primeras de cambio. De confirmarse esta tendencia en el iPad 2, ¿veremos nuevas descargas en la App Store que acerquen al tablet las posibilidades de un programa "pesado" de PC o Mac?

¿Conseguirán el iPad 2 o los modelos con Android 3.0 acercar al tablet las posibilidades de un programa pesado de ordenador?

Lo mismo cabría preguntarse sobre los tablets con Android, y más ahora que todos los que optan por Honeycomb (versión 3.0) llegan con doble núcleo y 1 GB de RAM bajo el brazo, entre otras líneas de currículum. Lo único claro es que no se trata sólo de mejorar la dotación de la máquina, sino también de que los desarrolladores sean capaces de crear aplicaciones que no parezcan simples aplicaciones, sino programas en toda regla.

Paradójicamente, los tablets mejor preparados para este tipo de software son hoy por hoy los que usan Windows. Aunque suelan pesar un quintal y tengan una autonomía menos fiable que un paraguas del todo a cien -en hiperbólica comparación con los modelos imperantes, se entiende-, ya son varias las personas que me han pedido que les recomiende un tablet con Windows 7 precisamente por este motivo.

Es que uso tal programa para editar sonido (o vídeo o fotos) y no quiero tener problemas de compatibilidad, me suelen comentar. Seguro que encuentras una aplicación que te permite hacer más o menos lo mismo en el iPad, les respondo. Ya (y aquí es cuando terminan de cerrarse del todo), pero a saber cómo funciona, que paso de aprender a usar otro editor desde cero.

En Microsoft no deberían perder de vista esta pequeña ventaja si pretenden tomarse en serio esto de los tablets. Claro que estamos hablando de algo que quizás sólo aprecie un pequeño porcentaje de los usuarios, y el éxito del tablet no depende tanto de su acogida en el público profesional como en el de a pie. Aunque este último sólo lo vaya a usar para matar el rato con "Angry Birds" o navegar desde el sofá de casa aprovechando su red Wi-Fi.

La columna de opinión "Modo dual" se publica sin periodicidad fija.

0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar