• Imágenes de la Ummah: el doble descubrimiento
  • Bamako '05: dos años de fotografía africana
Agenda fotográfica

Humberto Rivas retrata el alma en el MNAC

 
24
NOV 2006
Ivan Sánchez   |  Barcelona

El Museu Nacional d'Art de Catalunya, el MNAC, inauguró la semana pasada la exposición retrospectiva "Humberto Rivas, el fotógrafo del silencio". En ella, el artista argentino muestra personas que hablan con su mirada y paisajes urbanos que cuentan su historia en silencio y desvelan lo más profundo de sí mismos: su propia alma.

Tras un viaje por toda Europa, Humberto Rivas se instaló en Barcelona en 1976. En su Argentina natal se inició en el arte a través de la pintura y el cine, y aunque durante un tiempo trabajó en la pintura y la fotografía de forma paralela, explica: "Decidí dejar de pintar, fue una decisión que tomé en un solo día; quemé todos mis cuadros." Desde entonces, Rivas ha sabido crear un estilo fotográfico único.

Parte de la obra fotográfica del autor argentino puede visitarse desde la semana pasada y hasta el próximo 18 de febrero en el barcelonés MNAC. David Balsells, comisario de la exposición y conservador de fotografía del museo, propone una muestra en la que se consigue entender ese estilo tan propio de Rivas.

Foto: Ivan Sánchez (Quesabesde)
Rivas, en el acto de presentación de la exposición del MNAC, a principios de la semana pasada.

La cuidada selección de imágenes consiste en una serie fotográfica de retratos y edificios que se atienen a la realidad, pero contada bajo la intencionalidad del artista.

Rivas fotografía así la cara, el busto o el cuerpo entero de sus modelos, a veces desnudos y en ocasiones a modo de composición. Fachadas solitarias de edificios inhóspitos son el otro signo de identidad de un estilo que ha influido mucho en jóvenes artistas.

"María, 1979." | Foto: Humberto Rivas

Las 72 fotografías (50 de las cuales serán donadas por el autor al museo) no tienen pie de foto. El nombre del sujeto, en el caso de los retratos, y el lugar donde se tomó la fotografía, en los paisajes, son, junto a la fecha, el único texto que acompaña a las imágenes de Rivas. El fotógrafo lo justifica así: "No me gusta hablar de mis fotos; prefiero que ellas mismas digan lo que tienen que decir."

Rostros y muros
El estilo de Rivas se debe en parte a su actitud ante la fotografía y, en cierta medida, hacia el tema sobre el que trabaja. Balsells apunta que en los retratos de Rivas "se establece una lucha entre el retratista y el retratado, en la que siempre vence el fotógrafo". Así, el fotógrafo realiza su obra bajo su propio punto de vista, mostrando aquello que le interesa del sujeto.

Foto: Ivan Sánchez (Quesabesde)

Preguntado por QUESABESEDE.COM acerca de su actitud ante los paisajes que fotografía, Rivas explica que "es la iluminación natural la que modela un edificio, y jugando con la exposición puedo mostrarlo como a mí me interesa".

Foto: Ivan Sánchez (Quesabesde)

En referencia a los modelos, argumenta: "Todos quieren salir bien en las fotografías y nadie quiere que se le vea tal o cual defecto de su cuerpo. Pero soy yo quien les fotografía, así que tiene que verse lo que yo quiero mostrar."

Recuerdos de una guerra
En la última sala de la exposición, acompañadas por un breve texto de Albert Camus sobre las enseñanzas que dio la Guerra Civil española a los derrotados, se exponen 16 fotografías.

Foto: Ivan Sánchez (Quesabesde)

Lugares significativos que tuvieron importancia durante el conflicto bélico, un cementerio, ruinas de edificios en lugares duramente bombardeados, como Lleida, y el detalle de una fachada de la plaza de Sant Felip Neri, en el centro de Barcelona, con restos de impactos de bala y metralla comparten sala con cuatro retratos de supervivientes de la guerra.

Foto: Ivan Sánchez (Quesabesde)

El estilo personal de Rivas da una dimensión trágica al tema que lleva al espectador a una reflexión interna sobre las consecuencias de la guerra, mucho tiempo después de que ésta finalizara.

Artículos relacionados (2)
Entrevista
Humberto Rivas
03 / DIC 2006
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar