• No hay artículos previos de esta serie
  • Handspring Visor Platinum: análisis
Prueba de producto
HANDSPRING VISOR PRISM

Handspring Visor Prism: análisis

 
4
JUL 2001

Handspring está poniendo a Palm en un aprieto. Compartiendo ambos el mismo sistema operativo, los Visor ofrecen conectividad USB y opciones reales de expansibilidad. El Prism, además, ostenta un veloz procesador a 33 Mhz y una pantalla de 65.536 colores. Y todo ello basándose en la tan reconocida simplicidad que ofrece el sistema operativo Palm.

A pesar de tratarse de un PDA basado en el sistema operativo Palm, el Handspring Visor Prism es un dispositivo que posee ciertos atributos hasta ahora reservados a los Pocket PC. Nos referimos a la conectividad USB, la pantalla de 65.536 colores y los módulos de expansión de memoria flash. Hasta la fecha (mayo del 2001), sólo el Palm m505, junto con el Handspring Visor Prism puede presumir de tales prestaciones entre los dispositivos que funcionan con el sistema operativo Palm.

Estos son precisamente los pilares sobre los cuales recae el principal atractivo del Visor Prism, junto con un veloz procesador a 33 Mhz (normalmente, los dispositivos con SO Palm utilizan procesadores a 16 o 20 Mhz) que comparte, como no, la serie m500 de Palm. Además, el Visor Prism incorpora 8 MB de RAM (ampliables) y conectividad por infrarrojos. Con todo lo dicho hasta ahora no es necesario ser un lince para ver que la reciente serie m500 de Palm es el reposicionamiento comercial de 3Com para hacer frente a los dispositivos Handspring.

Tratando de competir con los Pocket PC

A simple vista, el Visor Prism podría confundirse con un Pocket PC. El color, el cradle USB y los módulos de expansión de memoria Handspring podrían inducirnos a ello. De todos modos, hay ciertos detalles que cabe matizar.

Nos referimos a los 65.536 colores (16 bits) de la pantalla. De ninguna forma tal cantidad de colores compite con los también 65.536 colores de los Pocket PC. Ello se debe a la resolución de pantalla de 160 x 160 píxeles del Visor Prism, muchos menos que los normativos 320 x 240 de que disponen los Pocket PC. En este sentido, el menor tamaño de pantalla afecta la calidad de ésta en dos sentidos: en primer lugar, la pantalla del Prism sólo puede reproducir a la vez 25.600 colores; el segundo handicap es un problema de pixelización, es decir, la resolución de 160 x 160 es mucho menor que la de 320 x 240, por lo que los píxeles son más grandes. Ello deriva en una pérdida de calidad de la imagen, que aparece un tanto granulada y rugosa. De todos modos, no se trata de algo realmente trascendental.

Llegados a este punto, nos quejamos de lo mismo que le retraíamos al Palm IIIc. Por mucho color que ofrezca la pantalla, las aplicaciones para Palm en color son ínfimas, por lo que no podremos aprovechar plenamente tantos colores. Minuciosas críticas aparte, por el momento (mayo del 2001) la pantalla del Visor Prism es, junto con la del Palm m505, la de mejor calidad entre los PDA con sistema operativo Palm.

Handspring, sinónimo de expansibilidad

Cambiando de tercio, la expansibilidad del Visor Prism sí que no tiene parangón. A pesar de que en Estados Unidos pueden adquirirse hasta 80 dispositivos de expansión para Handspring, en Europa las posibilidades son mucho menores. A su llegada en España (abril del 2001), Handspring anunció la introducción, por el momento, del módulo para Backup, la tarjeta de memoria flash de 8 MB, el módem Xircom a 56 kbps y el teclado plegable Stowaway. Lo que marcará la diferencia será, sin duda, la tarjeta de memoria flash, de propiedad Handspring, que a diferencia de la mayoría de modelos de Palm, permite ampliar la capacidad de almacenamiento inicial del PDA.

Respecto al software incorporado, Handspring añade al paquete habitual de Palm un mapa del mundo con las relaciones horarias y otros datos, muy útil para los viajantes. La calculadora habitual de Palm también es distinta: más potente, con más funciones. Se ha modificado también la agenda, a la cual se le añade el distintivo + (en Estados Unidos, ?Datebook +?), y que ahora incorpora pequeñas virguerías, como notas flotantes, etc.

Como puntos negativos, podemos destacar básicamente dos: el grosor del Visor Prism es exagerado en comparación con el resto de Palm o Handspring. Hasta al lado del Palm IIIc parece exagerado. Por otro lado, la durabilidad de la batería de ión de litio incorporada es de 6 horas con un uso continuo. Aunque Handspring asegura que, con un uso normal, tenemos autonomía por 2 semanas.

Etiquetas
Productos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar