• Sebastian Gil Miranda: "Me involucro en la historia y busco la forma de ...
  • Guillem Trius: "Mi cámara es el mejor pasaporte a las vidas de gente ...
Con texto fotográfico

"A menudo se marean cuando pisan tierra firme" Guillem Valle

4
Foto: Guillem Valle
12
MAY 2016
Declaraciones obtenidas por Ivan Sánchez

Hay proyectos de larga duración que necesitan un contrapunto -narrativo y visual- para romper con cierta homogeneidad. Eso es precisamente lo que Guillem Valle consiguió con "Suspensa", su reportaje sobre el pueblo bajau. La idea de un pueblo nómada marino con poco apego por tierra firme y fotografiado precisamente bajo el agua otorga un enfoque novedoso a su cuerpo de trabajo “States of Identity” y al concepto de pueblos apátridas.

Guillem Valle

‘Suspensa’ es una evolución natural de un proyecto anterior mucho más largo y complejo: ‘States of Identity’. Durante años he estado documentando las naciones sin estado en el mundo. En ese proyecto siempre quise destilar al máximo la esencia de lo que les ocurre a las personas de esos lugares, buscando siempre un común denominador en el que no importaran ni pertenencias ni identidades, intentando huir del catálogo antropológico y por ende de la evidente colección de clichés.

Para ello busqué crear una única nación sin estado, un espacio imaginario -como lo son las naciones en sí mismas- en el que todo el mundo sufre lo mismo, anhela lo mismo y se emociona por lo mismo. ‘Suspensa’ representa a la vez una continuidad y una evolución de este planteamiento, a la vez que me sirve casi de epílogo.

Empecé la primera fase de este proyecto en 2013 cuando todavía vivía en Asia. Estuve un tiempo investigando hasta que encontré el lugar adecuado y las personas que me ayudaran. En aquella época trabajaba bastante para The New York Times, y cuando le expliqué mi idea a la fixer en Malasia, ella se ofreció a ayudarme. Así pues, la primera parte la hice en el Borneo malayo.

Durante el siguiente año intenté continuar con el proyecto, pero por dificultades varias -como vivir en Europa, montar MeMo y demás- no pude retomarlo hasta 2015. Esta vez quise continuar en otros lugares de Asia, lo cual me llevó a un lugar bastante remoto de Indonesia.

bajaus
Foto: Guillem Valle

Los bajaus son un grupo bastante heterogéneo que históricamente han vivido como nómadas en el mar, viajando de isla en isla sin reparar mucho en fronteras ni aguas territoriales. En los últimos años muchos han adoptado una vida más moderna y sedentaria, en tierra firme. La mayoría no tiene pasaporte ni una nacionalidad concreta, lo cual se convierte en una desventaja en el momento en que se asientan. Sobre todo en Malasia.

"La vida nómada de este pueblo es el contrapunto que buscaba para cuestionar la vinculación entre identidad y pertenencia a un lugar"

En Indonesia, no obstante, pude observar cómo el proceso de asentamiento en tierra era menos reciente que en Borneo y la mayoría de poblados bajó -como se denominan allí- tenían un reconocimiento total por parte del estado.

Esta fotografía, con las tres figuras, es una de mis preferidas por su similitud a un cuadro renacentista. Es una familia que vivía en un poblado de casas flotantes en Borneo, una de las zonas más aisladas de todas las que visité. Dada la dificultad que tuve para comunicarme -ni siquiera hablan malayo- no supe gran cosa de ellos.

Muchos niños aprenden a nadar nada más nacer y la mayoría ha desarrollado la capacidad de ver bajo el agua mejor que el resto de humanos. A menudo sufren el llamado mal de tierra debido a que pasan demasiado tiempo en los barcos o en el agua y se marean cuando pisan tierra firme.

bajaus
Foto: Guillem Valle

El fondo marino me parecía un escenario ideal con el que representar ese lugar imaginario que buscaba crear. Además, los bajaus tienen una habilidad inhumana para aguantar la respiración bajo el agua y poder así pescar en el fondo marino sin más ayuda que un arpón y sus pulmones.

"El fondo marino me parecía un escenario ideal con el que representar ese lugar imaginario que buscaba crear"

Para desarrollar este proyecto utilicé una EOS 5D Mark II con una carcasa submarina, y casi en todo momento utilicé técnicas de apnea. En algún momento dispuse de una botella de aire o de un compresor, pero por lo general lo hice a pelo. Fue muy complicado debido a la flotabilidad de la cámara y de mí mismo, y la facilidad con la que te puedes ahogar es grande. Algún susto me llevé…

Por otra parte el tipo de vida nómada de este pueblo representaba el contrapunto que andaba buscando con el que cuestionar la narrativa actual que vincula identidad y pertenencia a un lugar delimitado. Sentía que estaba un poco encallado con el proyecto de naciones sin estado. Me faltaba algo con lo que hacer mi propio statement [declaración de principios]. Cuando finalmente encontré esta historia me di cuenta de que podía tener la conclusión que andaba buscando.

El caso de los bajaus creo que ofrece una mirada positiva a la vez que nos propone una relación distinta con el planeta y la noción de nación, sus límites y tensiones. Aun así, para mí es muy difícil extraer una conclusión sobre qué les depara el futuro. Adoptar una vida moderna y sedentaria tiene tanto cosas buenas como malas. Creo que es una lástima que se pierda un estilo de vida que nos puede enseñar tanto al resto de la humanidad.

Los artículos de la serie "Con texto fotográfico" aparecen publicados normalmente los jueves.

4
Comentarios
Cargando comentarios