Actualidad

Acusan a uno de los ganadores del World Press Photo de distorsionar la realidad con fotos preparadas

15

El alcalde de Charleroi ha pedido la retirada del premio al fotógrafo Giovanni Troilo por la imagen alejada de la realidad que ofrece de esta ciudad belga

Foto: Giovanni Troilo (Luz Photo)
26
FEB 2015

Al alcalde de Charleroi no le ha gustado nada el reportaje del fotógrafo italiano Giovanni Troilo galardonado con un primer premio en la categoría "Contemporary Issues" (temas contemporáneos). Y no es de extrañar teniendo en cuenta que la imagen que se ofrece de esta localidad belga azotada por la crisis y el paro tras el cierre de sus principales industrias no es precisamente idílica.

Aunque la reacción de Paul Magnette entra dentro de lo previsible, el problema radica en que este político desmonta buena parte de la historia que cuenta Troilo a través de sus imágenes y de los pies de foto que las acompañan.

De hecho el propio alcalde ha remitido una carta a la organización de los premios World Press Photo pidiendo la retirada del galardón por falsear la realidad y atentar contra las normas elementales del periodismo. La fundación holandesa World Press Photo ya se ha hecho eco de la petición y ha asegurado en un comunicado que está estudiando el caso.

Foto: Giovanni Troilo (Luz Photo)
Foto: Giovanni Troilo (Luz Photo)

"No soy experto en fotografía, pero sé reconocer el mal periodismo cuando lo veo", comienza la encolerizada carta del alcalde. En este caso las acusaciones no hablan de manipulación o de retoque con Photoshop, e incluso van más allá del uso de luces muy dramáticas y frías para reforzar esa sensación de depresión que refleja todo el reportaje titulado "The Dark Heart of Europe” ("El corazón oscuro de Europa").

Y es que según apuntan desde esta localidad, la realidad poco tiene que ver con la dibujada por el reportero italiano (por cierto, uno de los dos únicos ganadores de los World Press Photo de este año que se sabe que han usado cámara de película). Troilo, de hecho, vivió unos años allí mientras su padre trabajaba en una de las factorías ahora cerradas.

En uno de los retratos aparece un vecino del municipio aparentemente recluido en su casa por miedo a salir en la calle y con problemas de obesidad. Según el alcalde -que incluye un vídeo para probarlo- en realidad se trata de un personaje muy conocido en Charleroi que regenta su propia tienda de vinos y que nada tiene que ver con la imagen que se muestra en esa foto.

Foto: Giovanni Troilo (Luz Photo)
Foto: Giovanni Troilo (Luz Photo)

Lo mismo ocurre con otras fotos, como la de una pareja manteniendo relaciones sexuales en un coche (y que cuenta con la connivencia de un primo del fotógrafo, como este mismo explica abiertamente en su página web), o la que refleja la idea del aumento de la presencia policial por la peligrosidad de algunas zonas, cuando en realidad la comisaría estaba proyectada desde hace años y el edificio -al que el reportero se refiere como una suerte de fortificación- está firmado por un famoso arquitecto.

Por el momento Giovanni Troilo no ha respondido a las acusaciones ni ofrecido su versión de los hechos. La organización de los World Press Photo ha prometido pronunciarse en unos días tras analizar la historia. En su momento ya se descalificó a un 20% de los finalistas por manipulación o exceso de retoque de las fotografías presentadas.

Precisamente esta semana se ha sabido que el trabajo de Troilo galardonado en los World Press Photo se encuentra también entre las decenas de candidatos a llevarse un premio Sony World Photography Awards 2015.

15
Comentarios
Cargando comentarios