• Un desnudo masculino muy incómodo
  • El proyecto fotográfico que no gusta a los ricos de Londres
Flashazos

La misteriosa sesión de fotos en la playa

6
7
AGO 2015

Una fotógrafa aficionada a las tiendas de antiguallas. Una caja llena de negativos de formato medio que atesoran las enigmáticas imágenes de dos mujeres posando en la playa. Un llamamiento a través de las redes sociales -con respuesta masiva- para desvelar un misterio gestado en los años 50. Parece el argumento de una película, pero son los ingredientes de la historia fotográfica de la semana y el flashazo de cabecera de un día en el que también hablamos de la cada vez mayor presencia de la inteligencia artificial en la fotografía.

Dreamify, la aplicación fotográfica que transforma nuestras imágenes en sueños psicodélicos

Recientemente Google ponía a disposición del gran público el código fuente de DeepDream, la inteligencia artificial capaz de reconocer los objetos en una foto y crear al mismo tiempo imágenes surrealistas y psicodélicas. Explican en Popular Science que durante las próximas semanas verá la luz Dreamify, una aplicación para dispositivos iOS y Android al más puro estilo Instagram que, basándose en la tecnología de los de Mountain View, será capaz de crear imágenes de pesadilla a partir de nuestras fotos. Y lo mejor de todo es que se podrán editar al gusto las capturas con distintos efectos y ajustes preestablecidos. Desde la web oficial de esta app podemos inscribirnos en un boletín para saber el día exacto en que estará disponible.

flashazos
Foto: Levi Sharpe
Un contador real para Twitter, Instagram y Facebook

En 2013 Smiirl tuvo la idea de crear un contador real con el que podíamos sumar los me gusta que recibíamos en nuestros perfiles de Facebook. Unos días atrás, sus responsables presentaban una nueva versión junto con dos nuevos contadores: uno para llevar la cuenta de los seguidores que tiene nuestra cuenta en Twitter y otro para hacer lo propio en Instagram. Los tres marcadores se conectan vía Wi-Fi o con un cable Ethernet a Internet y se sincronizan con las respectivas cuentas de modo totalmente automático. No sería este el típico accesorio que uno se lleva a todas partes, pero como parte del mobiliario de un apartamento o comercio de lo más hiptser la idea no está nada mal. Los precios van desde los 300 euros para los modelos de cinco dígitos hasta los 400 para los de seis.

flashazos
Foto: Smiirl
Hiroshima y Nagasaki, 70 años después

Ayer se cumplieron exactamente 70 años desde que Estados Unidos masacrara la ciudad de Hiroshima con una bomba atómica. Tres días más tarde haría lo propio en Nagasaki. En The Guardian recuerdan la triste y apocalíptica efeméride a través del proyecto de Issei Kato, que ha fotografiado ambas ciudades y ha comparado sus capturas con imágenes de archivo de los mismos lugares justo después de sufrir el devastador ataque. En Magnum Photos también recuerdan el terrible momento con una selección de imágenes, y en Public Radio International descubrimos una tétrica aplicación web que nos muestra qué pasaría si soltáramos una bomba atómica en nuestra ciudad.

flashazos
Foto: Issei Kato
[En portada] Un enigmático tesoro fotográfico

La joven fotógrafa estadounidense Meagen Abell se encontró hace unos días con una caja que contenía varios negativos de formato medio en una tienda de objetos de segunda mano en Richmond (Virginia). Se los llevó a casa, los escaneó y se topó con una serie de imágenes de dos mujeres en la playa. El misterio estaba servido. ¿Quiénes eran aquellas mujeres? ¿Dónde y cuándo se hicieron las fotos? ¿Quién las hizo? Después de publicar la historia en su cuenta de Facebook, que ya ha sido compartida más de 20.000 veces en poco más de una semana, Abell recibió varias pistas que parecen indicar que las imágenes se hicieron en la playa de Cockweiler, en California. Varios fotógrafos están convencidos de que se trata de una sesión hecha por un profesional, ya que difícilmente en aquella época, los años 50 al parecer, un aficionado podría haber tenido acceso al equipo necesario para un trabajo de estas características. La historia, que bien podría formar parte de nuestro recopilatorio de tesoros fotográficos, la descubríamos en el Daily Mail.

flashazos
El accesorio que convierte un smartphone en una cámara 3D

El invento se llama Bevel y busca financiación a través de Kickstarter. Sus creadores, Matter and Form, explican que a diferencia de otras propuestas que crean una ilusión 3D modificando la profundidad de la foto, con Bevel es posible capturar una imagen que luego se puede usar como objeto en tres dimensiones. Incluso es posible aprovechar el archivo para impresiones 3D, aseguran. Es por eso que les ha dado por bautizar este nuevo tipo de fotografía como Genuine 3D, nombre comercial que por supuesto ya han registrado. El funcionamiento es tan simple como conectar el accesorio al teléfono de turno y hacer fotos como lo haríamos normalmente. A falta de 19 días para que termine el periodo de mecenazgo, Bevel ya ha conseguido más de 170.000 dólares de los 200.000 necesarios llegar a buen puerto.

flashazos
Foto: Matter And Form
Surfeando como una moto

Es uno de los vídeos más espectaculares de cuantos hemos visto -que no son pocos- a lo largo de la últimas semanas. En él, el piloto australiano Robbie Maddison hace surf montado en una motocicleta especialmente preparada este deporte. Maddison, que hizo de doble de James Bond en “Skyfall”, se desplazó hasta las playas de Tahití para grabar estas impresionantes secuencias. Tal y como apuntan en The Verge, también a nosotros nos gustaría ver cómo fue el rodaje y todas las escenas que acabaron con Maddison y la motocicleta bajo el agua. En solo cinco días el vídeo ya ha sido visto más de 13 millones de veces.

La cámara que también edita vídeos

Descubrimos en VentureBeat una nueva cámara de acción bautizada como Graava capaz identificar los mejores momentos de los vídeos que grabamos con ella y editarlos después ahorrándonos el -para muchos- tedioso trabajo de visionar horas y horas de contenido. Explican sus creadores que la cámara cuenta con cinco sensores diferentes, un monitor de ritmo cardiaco, un acelerómetro, un GPS y un micrófono. Todas estas herramientas están pensadas para identificar los momentos más emocionantes e importantes de la grabación a partir de parámetros como nuestras sensaciones o los movimientos que hacemos. Está previsto que se ponga a la venta a principios del próximo año y ya se puede reservar por 250 dólares, unos 230 euros al cambio.

flashazos
Foto: Graava
Combates a muerte

La lucha libre es un espectáculo situado a medio camino entre la realidad y la ficción. Su objetivo es entretener a un público entregado con combates perfectamente orquestados cuyo desenlace es de sobra conocido por sus protagonistas. Durante los dos últimos años, el fotógrafo Marc McAndrews se ha dedicado a recorrer Estados Unidos para documentar los llamados torneos de la muerte, combates de difusión reducida aunque mucho más violentos que los difundidos en televisión, y en los que los luchadores se golpean con todo tipo de objetos: mesas, sillas, escaleras, cables, cristales… La sangre brota a borbotones, las heridas son incontables y las cicatrices son reales. Y aunque parezca mentira, sigue siendo un espectáculo preparado y pactado. De esta historia hablan en CNN Photos.

flashazos
Foto: Marc McAndrews
Una app que predice lo que deberíamos hacer a continuación

Disponible para dispositivos móviles Android, Shifu es una aplicación que estudia nuestros hábitos para recordarnos eventos importantes y sugerirnos acciones o plantearnos consejos sobre lo que deberíamos hacer en una situación determinada. El objetivo de sus desarrolladores es conseguir que el usuario deje de pensar en acciones puntuales como cargar la batería del móvil o felicitar a alguien por su aniversario y pueda así concentrarse en otros aspectos de la vida. ¿Acabaremos los humanos dejando en manos de las máquinas todas las decisiones y nos convertiremos en simples títeres? A este ritmo, es muy probable.

flashazos
Foto: Signals
La vida en Taylor Camp, el mítico paraíso de los hippies

En 1969, Howard Taylor, que poseía algunos terrenos en la costa norte de Kauai, la cuarta isla en tamaño del archipiélago de Hawái, invitó a varios hombres, mujeres y niños para que construyeran allí un campamento. Fueron los arquitectos de lo que pasaría a llamarse Taylor Camp, que con el tiempo se convertiría en una de las comunidades hippie más populares de la historia. En 1971 el fotógrafo John Wehrheim visitó el lugar e hizo un buen puñado de fotos. Esta semana descubríamos en Behold que el proyecto acabó convertido en un libro. Además de ver las imágenes que Wehrheim hizo por aquel entonces y en visitas posteriores, en él también podemos leer las entrevistas a algunos de sus protagonistas 30 años después de haber vivido en la isla.

flashazos
Foto: John Wehrheim

Los artículos de la serie Flashazos aparecen publicados los viernes.

6
Comentarios
Cargando comentarios