• Fotos y palabras que son "Testigos del olvido"
  • Yinka Shonibare: humor del pasado para reflexionar sobre el tedio presente
Agenda fotográfica

Joan Colom: pura calle... y en color

 
25
MAR 2011
Ivan Sánchez   |  L'Hospitalet de Llobregat

Con el salón Sonimagfoto & Multimedia como telón de fondo, estos días se exhibe en Barcelona "El color de Ciutat Vella", la obra inédita en color de Joan Colom, tomada desde finales de los 70 hasta la actualidad en el barrio chino de la capital catalana. Colom, que se introdujo en la fotografía como aficionado autodidacta, pronto se convirtió en el máximo exponente de la llamada Nueva Vanguardia, movimiento fotográfico desplegado durante la década de los 50 y los 60.

El nombre de Joan Colom está asociado al barrio chino de Barcelona y al blanco y negro. Pero sólo el barrio chino o Raval -que es su denominación oficial- sigue vigente en "El color de Ciutat Vella", la exposición del autor catalán que puede verse hasta este domingo en las instalaciones de Sonimagfoto & Multimedia 2011.

Foto: Ivan Sánchez
Foto: Ivan Sánchez

Aunque dos de sus fotografías más emblemáticas nos dan una bienvenida monocromática a la exposición, el grueso de la misma lo conforman 84 instantáneas en color. Tan inéditas como inesperadas por la mayoría, y a la vez tan aclamadas por los que hasta ahora se han paseado por su reciente aterrizaje en el recinto ferial de Gran Via 2, donde se celebra el citado salón tecnológico.

Foto: Ivan Sánchez

Colom continúa fiel a su estilo callejero, a su pasear arriba y abajo por La Rambla, a su Leica M2 -disparada en muchos casos desde la cintura-, a su irónico punto de vista... y a los culos. Culos grandes, medianos o pequeños; de hombre, de mujer o de travestidos; desnudos, vestidos o en ropa interior. Todos retratados con una ironía capaz de hacernos sonreír.

Foto: Joan Colom

La décadas de los 50 y 60 fueron su época más fructífera y reconocida. Su perspicaz visión del emblemático barrio barcelonés y -sobre todo- de sus gentes, pronto le valieron el reconocimiento como uno de los mejores fotógrafos en España. En 1962 su obra fue exhibida en París en una muestra de fotografía española, compartiendo cartel con figuras de la talla de autores también catalanes como Oriol Maspons y Xavier Miserachs.

Foto: Joan Colom

Aunque aquellos tiempos del blanco y negro, del movimiento de la Nueva Vanguardia, de la minifalda y del 600 quedaron atrás, la mirada de Joan Colom no se perdió después con el uso del color. Y es que en cada una de las 84 fotografías de la muestra se aprecia el ojo del fotógrafo catalán, muy acorde con la ironía de Elliot Erwitt pero con un punto de espontaneidad marca de la casa.

Foto: Joan Colom

El sello de Colom va más allá, y se aprecian en él varias características propias: por una parte, la tendencia a dar espacio al sujeto, a fotografiarlo desde cierta distancia; por otro lado, el punto de toma tan bajo, fruto de disparar casi siempre por debajo de la cintura y sin mirar por el visor, y por último, un habitual uso del formato vertical. El resultado es casi siempre un documento espontáneo, original, desprovisto de artificios y en el que el fotógrafo mira la vida con ironía y ternura -incluso cuando es dura- pero sin intervenir en ella.

Foto: Joan Colom

Con su "savoir-faire", Colom transforma en extraordinarias las situaciones del día a día; en singulares a los personajes cotidianos, y en definitiva, en interesante y divertido aquello que en demasiadas ocasiones pasa desapercibido. Y es quizás esta capacidad la que le sirvió en 2002 para ganar el prestigioso Premio Nacional de Fotografía otorgado por el Ministerio de Cultura.

Foto: Ivan Sánchez

Artículos relacionados (4)
Agenda fotográfica
21 / ENE 2014
Crónica
24 / MAR 2011
Agenda fotográfica
09 / NOV 2007
Más artículos relacionados
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar