• HTC Touch Diamond: de un vistazo
  • Leica S2: primeras impresiones
Prueba de producto
Y EL ANGULAR LLEGó A LA SERIE G

Canon PowerShot G10: toma de contacto

 
26
SEP 2008
Iker Morán   |  Colonia

Era la gran asignatura pendiente de las respetadas PowerShot G. Canon ha decidido por fin resolver la carencia más evidente de la G9 y ha acudido a Photokina 2008 con la nueva PowerShot G10 y su zoom de 28-140 milímetros. Una pantalla con más resolución, un sensor de casi 15 megapíxeles y el mismo contundente diseño con algún retoque en los mandos componen la carta de presentación de una de las compactas más completas del momento.

Han hecho falta varias generaciones para ir limando asperezas, pero parece que Canon por fin ha captado el mensaje de sus usuarios -al menos de los más exigentes- y ha dotado a esta PowerShot G10 de las dos prestaciones que cualquier compacta de altos vuelos debería tener a estas alturas: grabación en formato RAW y un angular de -por lo menos- 28 milímetros.

Canon PowerShot G10
Canon PowerShot G10
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Los archivos RAW son una herencia de la G9, pero el zoom óptico de 4 aumentos equivalente a 28-140 milímetros sí es una novedad. Es, de hecho, uno de los principales argumentos para justificar una temprana renovación en esta saga, así como una respuesta a la incipiente e interesante moda de las ópticas angulares.

Retoque externo
Sin alterar las marcadas líneas cuadriculadas de sus predecesoras, Canon ha aprovechado la renovación para introducir algún que otro ligero retoque en el diseño y la distribución de los mandos.

Canon PowerShot G10
Canon PowerShot G10
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Además de una empuñadura más acentuada que se agradece al coger la cámara entre las manos y buscar una posición de disparo, la peculiar rueda de la G9 dedicada a las sensibilidades se ha reubicado al otro lado del visor.

La misma rueda sirve ahora para compensar la exposición. Colocada al alcance del pulgar izquierdo y acostumbrados a usar otros mandos o la combinación de un par de ellos para aplicar este ajuste, lo cierto es que cuesta hacerse a esta nueva dinámica.

Canon PowerShot G10
Canon PowerShot G10
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Sobre la rueda de sensibilidades, otra de menor tamaño permite seleccionar los modos de trabajo automáticos y manuales. Una configuración de la que, manejabilidad al margen, lo cierto es que favorece la silueta de esta G10.

Por otro lado, el dial giratorio trasero sigue manteniéndose como una de las ideas más útiles de esta compacta, heredada -a escala, claro- de las SLR de Canon.

Canon PowerShot G10
Canon PowerShot G10
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Lástima que el visor óptico siga teniendo un papel poco más que decorativo. Ya que se mantiene -y esperemos que así sea-, sería adecuado mejorar su luminosidad y utilidad.

DiGIC IV
Sin ánimo de hacer un feo a los casi 15 millones de píxeles que luce el nuevo CCD de la G10 (no parece que eso fuera lo que andaban esperando los usuarios), puestos a elegir un aumento de resolución nos quedamos con el que ha experimentado la pantalla de 3 pulgadas.

Canon PowerShot G10
Canon PowerShot G10
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Y es que el paso de 230.000 a 460.000 puntos en el LCD se deja notar tanto en la composición de las imágenes -en exteriores no ha sido posible probarlo, aunque sí es cierto que la visión lateral ha mejorado- como al revisar las tomas y ampliar una zona.

Menos claro parece el acierto que supone elevar casi 3 millones de puntos (de 12 a 15 megapíxeles) la resolución de un captor que se mantiene fiel a su diagonal de 1/1,7 de pulgada. Habrá que esperar a ver muestras de la G10 para poder responder a esta pregunta, pero lo que sí se sabe de momento es que la cámara incorpora la nueva versión del procesador DiGIC.

Nos promete un portavoz de la compañía -orgulloso propietario de una G9, confiesa- que comparando las dos cámaras se aprecia la mejora experimentada al trabajar con sensibilidades altas.

Canon PowerShot G10
Canon PowerShot G10
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Por ahora, lo que sí hemos podido comprobar es que el nuevo DiGIC IV inyecta algo más de agilidad y velocidad a la cámara.

La detección facial y el enfoque de seguimiento vinculado a esta función también han salido ganando con la renovación, aunque no estamos muy convencidos de que estos puntos vayan a ser prioritarios para el potencial comprador de una G10.

Siempre se puede pedir más
¿Cumple el angular de la G10 todas las expectativas creadas en torno al nuevo buque insignia de las compactas? Posiblemente así sea para la mayoría de los usuarios que aún no se habían decidido por la G9 y estaban esperando este relevo para dar el paso.

La nueva óptica de 28-140 milímetros deja en evidencia el zoom de 35-210 milímetros usado anteriormente y justifica por sí sola la actualización. Era una tarea pendiente, más ahora que la llegada de la Coolpix P6000 de Nikon ha reforzado la competencia, y Canon ha hecho los deberes.

Canon PowerShot G10
Canon PowerShot G10
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Como suele ocurrir, a la espera de volver a tener entre las manos una G10 de producción final para ponerla a prueba, nos preguntamos si el siguiente paso es sumarse a la moda de los 24 milímetros o sustituir el CCD por un captor de tipo CMOS, tal y como ya ha hecho la PowerShot SX1 IS.

¿Y un captor de tamaño APS-C en la siguiente PowerShot G? La verdad es que, pese a la insistencia de los rumores, esa historia parece aún bastante lejana e implicaría cambios radicales en la estructura de la cámara.

Claro que si el estándar Micro Cuatro Tercios demuestra tener buen tirón comercial, puede que haya que ajustar un poco el calendario.

Etiquetas
Productos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar