• Sony A550 y A500: primer acercamiento y muestras
  • Sony A850: primer acercamiento
Prueba de producto
EXPRIMIENDO EL APS-C

Canon EOS 7D: toma de contacto

 
7
SEP 2009
Iker Morán   |  Berlín / Barcelona

Cuando creíamos que las cámaras SLR con sensor APS-C habían llegado a su límite racional de resolución y prestaciones, Canon ha puesto sobre la mesa una EOS 7D que, precisamente, eleva el listón en este segmento semiprofesional. Aunque esperadas y filtradas desde hace tiempo, sus apabullantes prestaciones han convertido esta SLR en una de las presumibles protagonistas de los próximos meses, y por supuesto, en una parada obligatoria durante esta edición de IFA.

Hay que remontarse bastante tiempo atrás para dar con la primera vez que la denominación EOS 7D empezó a sonar. Sin embargo, pocos de los datos iniciales barajados han terminado por tomar forma en el modelo real.

De hecho, lejos de ser una réflex de formato completo para todos los públicos, la más joven de las EOS ha dado la vuelta a esta ecuación para convertirse en la más completa de las réflex con sensor APS-C del catálogo de Canon.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Aunque abordar con detalle la larga lista de novedades que trae consigo esta cámara requiere de algo más que un breve contacto y las explicaciones de los técnicos de la firma, poner las manos sobre una de las primeras EOS 7D que se dejan ver públicamente puede servir para hacernos una idea de las elevadísimas aspiraciones de este modelo.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

La nueva SLR canonista veía la luz hace casi una semana, pero no será hasta mañana cuando se presente oficialmente en Madrid. En QUESABESDE.COM hemos preferido no hacer caso de este peculiar calendario e ir directamente a Berlín para conocer, sin más demora, una de las EOS más completas -y tal vez polémicas- de los últimos tiempos.

Más 5D que 50D
Si la primera impresión es la que cuenta, la nueva EOS 7D tiene ganada de antemano la batalla del diseño y la resistencia. Pese a que a cierta distancia podría parecernos una EOS 50D con algún refuerzo, lo cierto es que entre las manos la sensación que transmite el nuevo cuerpo está mucho más próxima a la robustez de la EOS 5D Mark II que a la de su hermana pequeña.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Contundente (de hecho, pesa un poco más que la citada Mark II) pero de un tamaño bastante comedido, esa idea de equilibrio que tantas veces hemos usado para hablar de la Nikon D300 y de la nueva D300s es, posiblemente, la que mejor resume el diseño de esta cámara.

Con unas líneas algo más redondeadas que las vistas en modelos anteriores, aunque la estructura de los controles es bastante fiel a lo habitual en Canon, la aparición de nuevos mandos y la reformulación de algunos otros es uno de los rasgos distintivos de la cámara.

Sin ir más lejos, el interruptor de encendido se sitúa junto al dial de modos, en la zona izquierda de la cámara, en lugar de su habitual posición en la parte trasera. ¿Más cómodo? Cuestión de acostumbrarse, sin más.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Más evidentes son las ventajas de dos nuevos mandos que aparecen justo debajo de este interruptor y que permiten, por un lado, acceder directamente al menú de control rápido en pantalla ("Q"), y por otro, cambiar de formato JPEG a RAW con una sola pulsación. Efectivamente, una idea que Canon ha adoptado muy sabiamente de Pentax.

Visión al 100%
Aunque el cuerpo sellado de aleación de magnesio ya deja claras desde el principio -qué duda cabe- las intenciones de la cámara, no todo se restringe al plano de las novedades estéticas o ergonómicas.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
En este mismo sentido, otra pista que no pasa desapercibida es el visor réflex, que por primera vez en una cámara SLR de Canon con sensor de tamaño APS-C ofrece una cobertura del 100%.

Gracias al gran pentaprisma utilizado, la luminosidad del nuevo visor es extraordinaria, aunque las cámaras de formato completo siguen teniendo -claro está- unos cuantos puntos a su favor. En cualquier caso, y citando de memoria, el visor de esta joven EOS poco o nada tiene que envidiar a los empleados por la Pentax K-7 y la Nikon D300s, sus principales competidoras.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

A través de este visor, descubrimos otra de las novedades más significativas de la cámara: el sistema de enfoque automático de 19 puntos. Atrás quedan los modestos 9 puntos de la EOS 50D y los 15 (9 más otros 6 de ayuda) de la EOS 5D Mark II.

Según lo que hemos podido comprobar, el comportamiento del nuevo mecanismo es impecable en cuanto a velocidad y precisión. No obstante, dadas las buenas condiciones de iluminación y la imposibilidad de realizar una prueba con sujetos en movimiento, habrá que esperar antes de lanzar las campanas al vuelo.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

En cualquier caso, es de justicia recordar que los 51 puntos que luce la D300s siguen siendo una cifra aún lejana para esta EOS 7D. Otra pregunta sería cuántos de los usuarios de este tipo de cámara mantienen activos todos esos puntos a la hora de la verdad.

APS-C de 18 megapíxeles
Pero si hay una pieza clave -y en cierto sentido, controvertida- en la EOS 7D, es sin duda el nuevo captor de 18 megapíxeles, que se mantiene fiel a las dimensiones de los CMOS de tamaño APS-C usados hasta ahora por Canon. El factor de multiplicación se queda, por tanto, en 1,6x, echando por tierra los rumores sobre un supuesto salto a un formato ligeramente mayor de 1,45x.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Aunque según las explicaciones de Canon este sensor estrena una nueva estructura de sus microlentes que permite optimizar el espacio entre los fotodiodos y -por tanto- la entrada de luz, a la espera de poder disponer de una cámara operativa para realizar las primeras muestras, no es de extrañar que esta elevada resolución haya despertado más de una suspicacia.

El razonamiento es bastante sencillo: tanto la EOS 50D como la EOS 500D, ambas con un sensor de idéntico tamaño y 15 megapíxeles, ya dejaron claro que al aumentar la resolución la cámara perdía algunos puntos respecto a la competencia en lo que se refiere al control del ruido y el rango dinámico.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Menos habrá que esperar para confirmar el efecto que el doble procesador DiGIC IV tiene sobre la velocidad de disparo de la ráfaga. Y es que sus 8 fotogramas por segundo -con un excelente sonido de obturación, por cierto- la convierten en una de las réflex más veloces del momento.

Además, tal y como se encargan de recordarnos los portavoces de la firma en IFA, en este caso no hace falta recurrir a una empuñadura vertical opcional para alcanzar esa cadencia de 8 disparos por segundo (como en el caso de la D300s).

Vídeo a 24 y 25p
En el repaso de los mandos de la cámara no podemos pasar por alto el nuevo interruptor de la parte trasera. Situado al alcance del dedo pulgar, permite activar la previsualización Live View y comenzar la grabación de las secuencias de vídeo.

Y es que, aunque las funciones fotográficas de la cámara puedan nublar nuestra perspectiva, no hay que olvidar que la EOS 7D también trae consigo interesantes mejoras en lo que respecta a la grabación de vídeos en alta definición. Este nuevo control es, posiblemente, la mejor pista de que el vídeo es de vital importancia en este modelo.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

A primera vista, esta réflex hace suyas todas las prestaciones que ya ofrece la EOS 5D Mark II, tanto en tamaño de cuadro (1920 x 1080 y 1280 x 720 píxeles) como, sobre todo, en lo que se refiere a los controles manuales durante la grabación de vídeo, que en este caso vienen de serie.

La lista de buenas noticias también incluye un conector en el lateral para trabajar con micrófonos externos, aunque seguimos echando de menos un sistema que permita controlar y visualizar de forma gráfica el volumen de esta entrada. El enfoque automático también sigue presente, aunque desgraciadamente sin que aporte nada a lo ya visto en modelos anteriores.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)
Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Pero una de las grandes novedades de esta cámara hay que buscarla en los menús generales que controlan la grabación de vídeo. Allí descubrimos que, a diferencia de la citada EOS 5D Mark II, que sólo ofrece una cadencia de 30 fotogramas por segundo poco acordes con las exigencias de los profesionales, esta EOS 7D permite seleccionar entre 24 y 25 fotogramas por segundo.

Una excelente noticia. Al menos para quienes no se hayan comprado una EOS 5D Mark II con la mirada puesta en las prestaciones del vídeo y ahora descubran que esta EOS 7D ofrece más por menos.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

Del mismo modo, nos preguntamos si la entrada en acción de un segundo procesador de imagen DiGIC IV permitirá a este modelo combatir mejor que su hermana mayor los evidentes problemas de "rolling shutter" que ésta padece. Tendremos que esperar todavía un poco para poder comprobarlo en primera persona.

Batalla semiprofesional
Nos preguntábamos al probar la EOS 50D si ésa era la cámara con la que Canon pretendía hacer frente a la D300 de Nikon. Ahora no sólo sabemos la respuesta, sino que también ha quedado claro que el escaparate de réflex de gama semiprofesional va a ser uno de los más calientes durante este próximo otoño.

Una batalla por triplicado en la que esta EOS 7D tendrá que enfrentarse a su rival más conocida (la Nikon D300s), y también a la Pentax K-7, con prestaciones muy completas y un precio aún más apetecible.

Canon EOS 7D
Canon EOS 7D
Foto: Álvaro Méndez (Quesabesde)

A la espera de poder organizar este interesante combate en QUESABESDE.COM, por ahora nos quedamos con una sensación a medio camino entre el entusiasmo de tener entre las manos una cámara tan completa y bien rematada con esta EOS 7D y las inevitables dudas que, de entrada, generan esos 18 megapíxeles embutidos en un CMOS de tamaño APS-C.

Etiquetas
Productos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar