• Hasselblad H4D-40: toma de contacto y muestras
  • Samsung Wave: primeras impresiones
Prueba de producto
UNA GAMA BAJA CADA VEZ MáS ALTA

Canon EOS 550D: toma de contacto

 
11
FEB 2010
Iker Morán   |  Madrid / Barcelona

No fue ni una EOS 60D ni tampoco una EOS 2000D. Finalmente, Canon decidió animar la actualidad fotográfica del pasado lunes con una inesperada EOS 550D que amplía las prestaciones de la EOS 500D y reúne todos los ingredientes para convertirse en otra superventas. QUESABESDE.COM ya ha podido echar un vistazo al funcionamiento de esta EOS, un modelo que no reemplaza a su antecesor -nos aseguran desde la compañía-, sino que llega para reforzar el plantel de réflex canonistas de gama baja.

No siempre la ampliación del árbol genealógico de las compañías del sector fotográfico se rige por la fría matemática del calendario. Pese a que ahora mismo las EOS 1000D y EOS 50D son las réflex más veteranas del catálogo canonista, la firma japonesa ha decidido dar una vuelta de tuerca más al tema del vídeo con una EOS 550D que pretende subir el listón del concepto de "réflex de iniciación".

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Y es que, como puede deducirse por sus prestaciones, la más joven de las EOS bebe directamente del cuadro de especificaciones de la EOS 7D en algunos de sus apartados más señalados, dejando a su supuesta hermana mayor, la EOS 50D, en una posición no demasiado cómoda.

Cuarteto de entrada
Ante este pequeño caos de modelos, novedades y renovaciones, parece imprescindible poner un poco de orden en el catálogo de Canon.

Según nos comentan los responsables de la compañía, la EOS 550D no es un prematuro relevo de la EOS 500D, sino que ambos modelos convivirán en el escaparate con diferentes prestaciones y -suponemos- distintos precios.

Canon EOS 550D y EOS 500D
Canon EOS 550D y EOS 500D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Canon EOS 550D y EOS 500D
Canon EOS 550D y EOS 500D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

De hecho, otros dos modelos siguen figurando en esta gama baja: la citada EOS 1000D y la EOS 450D, una cámara que creíamos descatalogada pero que -por lo visto- sigue gozando de buena salud comercial y de un precio bastante parecido al de la EOS 500D.

Formás más redondeadas
Centrándonos ya en la nueva SLR, salta a la vista que las líneas de su diseño no han variado demasiado con respecto a lo que ya conocíamos. No obstante, más de cerca y con la cámara entre las manos, se puede percibir cómo la EOS 550D ha ganado algo de grosor en algunas zonas para conseguir así un aspecto algo más redondeado en las esquinas del cuerpo.

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

La empuñadura también ha sufrido una ligera modificación -ahora es un poco más profunda- y disfruta de un agarre mejorado. En cualquier caso, no podemos perder de vista que hablamos de un modelo muy sencillo, y pese a los parecidos que mantiene con las especificaciones de la EOS 7D, su construcción y sus acabados poco tienen que ver con los de esa Canon.

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Así las cosas, la EOS 550D es ligera, pequeña y muy manejable. Y como ya ocurría con sus compañeras de serie, sigue sin conseguir transmitir la sensación de firmeza y robustez que sí han logrado otros modelos de la competencia de precio similar y también diseñados a base de plástico.

Pantalla soberbia
Más claros son los cambios en la parte posterior, que aunque respeta la posición de la mayoría de los mandos, opta ahora por botones algo más grandes y muy fáciles de localizar y pulsar con el pulgar sin necesidad de separar el ojo del visor.

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Además de un buen surtido de accesos directos (incluido uno para la sensibilidad junto al disparador), la EOS 550D toma prestados un par de detalles interesantes de la EOS 7D: el botón "Q", que permite acceder a un menú de ajustes rápidos en pantalla, y un nuevo pulsador que activa la previsualización en pantalla e inicia la grabación de secuencias (cuando el dial principal está en la posición de grabación de vídeo).

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

No se trata de un selector tan práctico como el de la EOS 7D -las diferencias de precio se tienen que notar en algo-, pero por lo menos aparece en una posición más cómoda que en la EOS 500D. Desgraciadamente, tampoco es posible iniciar la grabación de vídeo en cualquier momento: como decíamos, es necesario hacer seleccionado previamente esta modalidad en el dial principal.

También echamos de menos una segunda rueda de control en la parte trasera, aunque es justo decir que ésta brilla por su ausencia en la inmensa mayoría de modelos de esta gama. La rueda frontal, combinada con el botón de compensación de la exposición (ahora elevada, por cierto, hasta +/- 5 EV con un muestreo de +/- 2 EV), será nuestra aliada si queremos trabajar en el modo totalmente manual.

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Tampoco pasan desapercibidos los cambios en la pantalla, que aunque luce la misma diagonal de 3 pulgadas, opta ahora por un formato mucho más lógico de 3:2, como el sensor empleado, y gana así en superficie.

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Esto, combinado con la excelente resolución de más de 1 millón de píxeles, hace que nos encontremos ante uno de los mejores monitores para SLR del momento. Según hemos podido comprobar, no sólo es cuestión de que aumente el nivel de detalle al ampliar una zona de una imagen durante la revisión o cuando trabajamos en Live View, sino que también la visibilidad lateral o a plena luz del día mejoran mucho.

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

A pesar de que no es basculante (como algunos pedían y se rumoreaba con insistencia), la incorporación de este monitor en una cámara de menos de 800 euros dará que hablar. Sobre todo entre los poseedores de réflex mucho más caras.

Más vídeo
Pese a que el nuevo CMOS de tamaño APS-C y 18 megapíxeles (presumiblemente heredado de la EOS 7D) es uno de los detalles que permiten a la EOS 550D situarse por encima de la EOS 500D, el vídeo cobra también un gran protagonismo en esta historia.

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

La EOS 500D ya presumía de grabación Full HD (aunque ya explicamos en su momento que sus 20 fotogramas por segundo obligaban a poner en duda semejante afirmación), pero es ahora cuando Canon ha puesto realmente toda la carne en el asador.

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

De hecho, la EOS 550D dispone de todas y cada una de las opciones de vídeo de la EOS 7D en lo que se refiere a tamaños (1080 y 720), cadencias (24, 50 y 50 fotogramas por segundo) y controles manuales. Incluso la ha dotado de un conector para micrófonos externos.

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

A la espera de poder comprobar qué tal se entiende esta cámara con algunas de las limitaciones vistas en otras SLR, empezando por el llamado efecto "rolling shutter", por ahora lo que sí podemos asegurar es que su sistema de enfoque automático por contraste sigue sin ser ninguna maravilla.

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Indagando entre las opciones de vídeo también aparece una nueva modalidad que, restringiendo el tamaño del cuadro a 640 x 480 píxeles, permite aplicar un zoom de 7 aumentos a la focal de la óptica utilizada.

Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Aunque puede resultar útil en determinadas ocasiones -a falta de un teleobjetivo a mano, bienvenida sea cualquier solución-, cuesta pensar en alguien desaprovechando la potencia de esta EOS 550D y grabando en definición estándar.
La más completa de su clase (por ahora)
La Canon EOS 550D plantea una curiosa mezcla genética. Por un lado, incorpora prestaciones propias de las réflex más sencillas; por el otro, se sirve de algunas de las especificaciones más potentes del momento.

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)
Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

El completo vídeo HD, el CMOS de 18 megapíxeles con sensibilidades forzadas de hasta 12.800 ISO y el sistema de medición de 63 zonas sitúan a esta SLR por encima de lo visto hasta ahora en este rango de precios. Incluso la Pentax K-x, que hasta ahora pasaba por ser la más completa de su especie, se queda un poco pequeña en ciertos aspectos.

Canon EOS 550D
Canon EOS 550D
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Esas prometedoras entrañas están rodeadas, eso sí, de prestaciones y detalles que nos hacen poner los pies en el suelo y nos recuerdan que estamos hablando de un modelo de 780 euros. La construcción, el enfoque de 9 puntos, las ráfagas, el visor con una cobertura del 95% o el sonido del espejo y la obturación no han variado demasiado respecto a los modelos anteriores.

Canon EOS 550D y 18-55 mm f3.5-5.6 IS EF-S
Canon EOS 550D y 18-55 mm f3.5-5.6 IS EF-S
Foto: Iker Morán (Quesabesde)

Llamada a ser otra "best seller" de Canon -por precio y prestaciones no sería extraño-, sólo nos queda preguntarnos si un sensor tan exigente como este CMOS de 18 megapíxeles sabrá entenderse bien con la sencilla óptica (18-55 mm f3.5-5.6 IS) con la que forma el equipo de serie.

Nota: las tarjetas de memoria que aparecen fotografiadas en este artículo han sido cedidas por SanDisk como parte de un acuerdo publicitario alcanzado entre esta compañía y QUESABESDE.COM.

Etiquetas
Productos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar