Actualidad

La Canon EOS-1D Mark IV da sus primeros tímidos pasos en la calle

 
18
ENE 2010
Eduardo Parra   |  Madrid

Está más que demostrado que las novedades fotográficas tienen dos fechas: una cuando se presentan y otra, mas tardía, cuando llegan a los escaparates. La nueva esperanza de Canon, la EOS-1D Mark IV fue anunciada oficialmente el 20 de octubre del pasado año y prometida para primeros de diciembre, pero no ha sido hasta los primeros días de 2010 cuando -por fin- ha empezado a desfilar por los escaparates.

Su llegada a las tiendas no fue tan angustiosa y desesperante como lo fue la de la EOS-1D Mark III, pero aun así la nueva generación de esta saga, la Mark IV, también se ha hecho de rogar. Con algunos días de retraso respecto a la fecha prevista, las primeras cámaras estrella de la marca roja han empezado estos días a desembarcar en España.

Antes de que esto suceda, los servicios profesionales de Canon han prestado algunos modelos finales denominados "for shooting" a los medios de información -que no a los fotógrafos free lance-, principal cliente de este tipo de cámaras, para ir abriendo boca y convencerlos para que adquieran unas cuantas unidades.

Aunque la filtración de un pequeño lote de fotografías tomadas en el Congreso de los Diputados con un modelo de preproducción causó ciertos recelos -eran unas tomas aparentemente realizadas a toda prisa y sin muchos miramientos-, la llegada a la calle de los modelos finales terminó por sentenciar un balance positivo a favor de la nueva cámara canonista.

Canon EOS-1D Mark IV
Canon EOS-1D Mark IV
Foto: Eduardo Parra (Quesabesde)

A pesar de esas primeras buenas impresiones, nadie quiere confirmar ni desmentir los rumores que los profesionales dicen escuchar por las redacciones de los medios. Estos mentideros apuntan a una compra de equipos por parte de la Agencia EFE y también de un diario de tirada nacional. Y sin embargo, han sido los fotógrafos free lance los primeros en tirarse a la piscina canonista en busca de un nuevo mundo de "silencio fotográfico" con el que competir en un terreno, el del periodismo gráfico, que no pasa por su mejor momento.

Pese a todo, no pocos fotógrafos profesionales, especialmente periodistas, reconocen que las EOS-1D Mark III funcionan ahora estupendamente, y que si no hubiera sido por el golpe de mano nikonista llamado D3 primero y D3s después, no se plantearían un cambio de equipo. El buen trabajo realizado por la marca amarilla, que fue la primera en redefinir el concepto de alta sensibilidad, está forzando a muchos profesionales canonistas a plantearse una evolución material que, en plena crisis, no pueden permitirse.

Esperando a los análisis
Así pues, mientras las tiendas especializadas cuelgan el cartel de "reserva obligatoria" y repasan las listas de pedidos, hay quien empieza a morderse las uñas preguntándose si debía haberla reservado antes.

Sin embargo, la mayoría está siendo esta vez prudente, y aunque la espera no es tan severa como sucedió con el modelo predecesor, hay pocos impacientes. Muchos profesionales reconocen, preguntados por QUESABESDE.COM, que están esperando a que los medios especializados publiquen sus análisis para "no cometer el mismo error que con la Mark III".

Las primeras impresiones de las pocas cámaras que circulan en España son positivas, y los afortunados que han podido probarlas sobre el terreno están satisfechos del trabajo realizado por Canon. Incluso ya se conocen algunos cambios de bando de la D3 a la Mark IV, aunque muchos menos que cuando la primera vio la luz.

Productos relacionados (1)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar