Actualidad
¿BUSCA APPLE NUEVAS COMPAñíAS?

El paso adelante del iPhone 4

 
8
JUN 2010

"Habemus iPhone Quattuor". La última versión del teléfono de Apple, tercera en tres años, acaba de pasar de oficiosa a oficial. Los de Cupertino lo venden como el cambio más radical en la corta vida de su producto estandarte, una lectura bastante justa al menos en el diseño y lo multimedia. Guste o no su nueva estética, quizás la mejor noticia sea que el iPhone 4 se va a dejar caer por el catálogo de más de un operador, como se acaba de confirmar en un mercado tan cercano como el del Reino Unido.

A pesar del menguado impacto que haya podido sufrir la última "keynote" de Steve Jobs, entre otras historias de bares, hay que reconocerle al iPhone 4 que es la entrega más rompedora hasta ahora del teléfono de Apple. O al menos la revisión de hardware que más elementos de la fórmula ha cambiado hasta ahora. Quizás la compañía de la manzana se quiera curar en salud ante la creciente puja de Android, aumentando de paso el número de prestaciones en las que el iPhone es único o casi único.

Lo nuevo
Atrás queda ya el diseño "unibody" del iPhone 3GS. El concepto cambia de forma radical tanto en las formas (más monolíticas en el iPhone 4, si se permite la apreciación) como en los materiales (un marco de acero inoxidable delimitado en ambas caras por cristal). El porte sigue siendo similar al de siempre, y lo mismo podríamos decir de la experiencia de usuario.

Apple iPhone 4
Apple iPhone 4

Interesante eso de crear carpetas combinando aplicaciones entre sí, muy útil para lidiar con el exceso de iconos en la vista principal de la interfaz. Claro que se trata de una función que también tendrá el iPhone 3GS en un par de semanas, cuando se lance el nuevo iOS 4.0, al igual que los ebooks y la multitarea. Ya veremos si se cumplen las mejoras prometidas en la autonomía, aunque raro será si nos hacen cambiar el ritual de recargar el equipo una vez al día.

Lo distinto
A Apple le gustan mucho las peculiaridades, y en este iPhone 4 empiezan en la misma pantalla. Emplea tecnología IPS, más habitual en monitores y paneles de en torno a 20 pulgadas, renunciando a la "moda AMOLED". Habrá que comparar sobre el terreno el brillo y los colores de ambas, aunque la opción escogida por Apple viene con una densidad de píxeles envidiable y bien gestionada (no es que simplemente se haya doblado la resolución a lo loco).

La cámara, quizás el punto de hardware del iPhone más criticado a lo largo del tiempo, también quiere ser una excepción. Por ello es la primera en montar un sensor retroiluminado en un móvil, además de igualarse un poco a lo que se destila dentro del sector en materia de flash, resolución y grabación de vídeo. De todas formas, el teléfono de Apple no está exento de críticas, algunas de las cuales le vienen acompañando desde que su versión GSM se comenzase a vender allá por 2007.

Lo que falta
O lo que sigue faltando. En Cupertino sacan pecho porque su iPhone ya dispone de Wi-Fi 802.11n, pero evitan hablar de ese Bluetooth perennemente "capado" para enviar y recibir archivos a la vieja usanza. Parece una batalla casi tan perdida como la del soporte Flash en el navegador web, aunque esta última cobra ya tintes casi ideológicos por los dimes y diretes entre Apple y Adobe.

También es cierto que el nuevo iPhone entra en el club de los procesadores a 1 GHz, adoptando el "silicio de la casa" que se estrenó en el iPad, y que cuenta con 512 MB de RAM, doblando en este último aspecto al iPhone 3GS. Pero el terminal sigue sin proporcionar una multitarea real, limitándola a siete tipos concretos de aplicaciones y cubriendo sólo una pequeña parte de las posibilidades que brindan las más de 100.000 descargas que el equipo tiene a su disposición.

Los demás
Tras años buscando el "iPhone killer" perfecto, se ha demostrado que lo mejor es hacer la competencia en bloque. Se habla mucho del HTC Evo 4G, que por cierto cuenta con un sistema de videollamadas por Wi-Fi muy parecido al FaceTime del iPhone 4. Y Nokia está a punto de estrenar Symbian^3 con una propuesta tan interesante como su N8. Pero nos da que Apple se fija más en los reportes trimestrales del sector que en las ventas de un modelo concreto de la competencia.

Los datos hablan por sí solos. Según Gartner, iPhone OS (perdón, iOS) se quedó con el 15,4% de las ventas mundiales de smartphones durante el primer trimestre de 2010. Todavía le superan BlackBerry OS (19,4%) y mucho más claramente Symbian (44,3%). Pero ambos están a la baja (como Windows Mobile), y el iPhone goza de un excelente estado de salud, más que doblando sus ventas respecto al mismo periodo del año pasado.

Si no hubiese más actores destacables, en Apple podrían estar contentos mientras se mantuviese la tendencia actual. Pero de repente ha llegado Android, y partiendo prácticamente de la nada se le ha colocado justo detrás con un 9,6%, multiplicando sus ventas casi por diez en sólo un año. No es para alarmarse, pero sí para plantearse algunos cambios en la estrategia comercial del iPhone: En Movistar ya se están oliendo la tostada.

Las operadoras
Apple ha sido conservadora en Estados Unidos, renovando la exclusividad de su teléfono con AT&T. Pero sólo unas horas después de la "keynote" de ayer, tres operadoras han confirmado que tendrán el iPhone 4 en el Reino Unido. Son O2 (filial británica de Telefónica), Vodafone y Orange, aunque es posible que la primera disponga de algunas semanas de ventaja.
¿Viviremos la misma situación en España?
En los últimos días, varios rumores han apuntado a que "rojos" y "naranjas" financiarán el nuevo iPhone dentro de nuestras fronteras. Y sería sumamente extraño que Apple abandonase al que hasta ahora ha sido su socio particular en España. Uno nunca puede estar seguro con este tipo de informaciones no confirmadas, pero lo cierto es que la ocasión la pintan calva.

Lo dice (atención: el enlace es un archivo PDF) la propia Comisión Nacional del Mercado de las Telecomunicaciones: con los datos actualizados a marzo de 2010, Vodafone (30,43%) y Orange (20,27%) suman ya juntas más de la mitad de las líneas móviles que operan en España. Si Apple no quiere conformarse con el 43,2% que tiene Telefónica, ahora es el momento de abrirse. Ya iremos saliendo de dudas a partir de julio.

Actualización: Vodafone ha confirmado esta misma mañana a través de Twitter que financiará el iPhone 4 en España, y varias informaciones apuntan a que Orange ha emitido un comunicado en el que dice exactamente lo mismo.

Productos relacionados (2)
0
Comentarios


  • Comenta este artículo

    No estás identificado

    Entrar